Obama se opone a medidas de corto plazo

El presidente de EU considera que una extensión breve del límite de deuda sería contraproducente; dice que el Congreso debe abstenerse de entrar en juegos políticos irresponsables para la economía.
Obama reunión  (Foto: CNN)
WASHINGTON (CNN) -

El presidente estadounidense, Barack Obama, sigue oponiéndose a una extensión de corto plazo del límite de endeudamiento del país, que considera que podría llevar a una rebaja de la nota crediticia soberana, afirmó la Casa Blanca este sábado. "El Congreso debería abstenerse de entrar en juegos políticos irresponsables para nuestra economía. Por el contrario, debería ser responsable con su trabajo, evitar una moratoria y recortar el déficit", estimó el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, en un comunicado emitido tras la reunión entre Obama y los líderes del Congreso

La líder demócrata de la Cámara baja, Nancy Pelosi, indicó antes que Obama y los líderes del Congreso "definitivamente no evalúan elevar el límite de deuda a corto plazo" en sus negociaciones para salir del punto muerto.

Un asesor demócrata del Senado afirmó a Reuters que los líderes del Congreso habían acordado que su personal "trabajaría en conjunto durante el fin de semana" en un intento por redactar un proyecto de reducción del déficit que despeje el camino para el aumento del techo de deuda.

En tanto, el jefe de los republicanos del Senado, Mitch McConnell, dijo que los líderes del Congreso trabajan en una nueva legislación para evitar que Estados Unidos caiga en una moratoria de su deuda.

"El liderazgo bipartidista en el Congreso está comprometido a trabajar en una nueva legislación que evitará una moratoria y que al mismo tiempo reducirá sustancialmente el gasto de Washington", dijo en un comunicado tras la reunión con el presidente Barack Obama y con otros líderes del Congreso en la Casa Blanca.

 El presidente Barack Obama y los líderes del Congreso se reunieron este sábado para intentar salvar un acuerdo sobre el límite de deuda y evitar un devastador default, luego del colapso en las charlas que dejaron a republicanos y demócratas irritados y frustrados.

Con rostros adustos, Obama, demócrata, y el presidente de la Cámara de los Representantes, el republicano John Boehner, y otros líderes del Congreso, discutieron en la Casa Blanca sobre cómo elevar el techo de deuda antes del 2 de agosto.

"Ellos van a tener que explicarme cómo es que vamos a evitar la moratoria", declaró Obama, visiblemente enojado el viernes después de que Boehner, el republicano de más alto rango en Washington, le informara que dejaría las negociaciones.

Un importante asesor del Senado dijo antes de la reunión en la Casa Blanca que la meta será tener un acuerdo este fin de semana y que la legislación esté lista para ser introducida el lunes.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Mientras se acerca 2 de agosto, fecha en la que el Tesoro se quedará sin dinero para pagar el total de sus cuentas, Obama dijo es probable que se haya cerrado la ventana para un "gran acuerdo" de reducción del gasto y aumento de impuestos a cambio de que el Congreso eleve el límite de deuda de 14.3 billones de dólares.

A la Casa Blanca acudieron Boehner, el líder de los senadores republicanos Mitch McConnell, el jefe de los senadores demócratas Harry Reid y Nancy Pelosi, la principal demócrata de la Cámara baja.

Ahora ve
Esta es la cifra que deberá pagar Lionel Messi para evitar ir a la cárcel
No te pierdas
ç
×