Mercado confía en ‘arsenal’ de Banxico

En línea con la Fed, el Banco de México mantendrá su política monetaria en todo 2012: analistas; se prevé que el banco central recortará su tasa de interés este mismo año si el entorno empeora.
carstens  (Foto: Notimex)
Isabel Mayoral Jiménez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El Banco de México (Banxico) mantendrá su tasa de interés interbancaria a un día durante todo 2012, en línea con la decisión que anunció este martes la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, de dejar su tasa de fondos federales sin cambio hasta 2013 en un rango de 0.0% y 0.25%, aseguran analistas.

Aun más, el mercado anticipa que si se observa un mayor deterioro en las condiciones económicas internacionales que afecten a México, como una mayor desaceleración o incluso una recesión de EU, Banxico estaría bajando este mismo año su tasa de interés, que se ubica en 4.5% desde hace dos años.

Luego de la crisis financiera mundial que desató la quiebra de Lehman Brothers el 15 de septiembre de 2008, el banco central mexicano inició una serie de recortes a la tasa de interés interbancaria a un día, que pasó de 8.25% hasta el nivel de 4.50% que se mantiene desde julio de 2009.

La expectativa del mercado era que ante la recuperación de la economía, el siguiente paso del Banxico sería comenzar a subir su tasa de referencia a partir del primero o segundo trimestre de 2012.

Sin embargo, el problema que en este momento enfrenta el sistema económico y financiero mundial, que lo tiene sumido en una elevada volatilidad, hace prever que podría modificar su estrategia monetaria en el último trimestre de 2011, dice Alfredo Coutiño.

El director para América Latina de Moody's Analytics afirma que el margen de maniobra que tiene México se ubica en su política monetaria, y no tanto en la estrategia fiscal o acelerar el gasto público en infraestructura para actuar rápidamente en caso de un agravamiento en las condiciones externas. Esto significa que la opción será recortar la tasa de interés.

"Esto le daría dos efectos positivos: por un lado le ayuda al mercado interno y permite compensar la debilidad del mercado externo y, segundo, al bajar la tasa de interés se genera competitividad cambiaria y se estimulan exportaciones, lo que permite reducir el impacto negativo del exterior. El uso de la herramienta monetaria en términos de la tasa de interés genera un efecto mucho más rápido en la economía", explica Coutiño.

En su informe trimestral de inflación, Banxico sugirió que su política monetaria, más que buscar contener presiones inflacionarias, podría incluso orientarse un poco más hacia el crecimiento económico, destaca el director de Análisis Económico de Vanguardia Casa de Bolsa, Mario Copca.

"Esto implica que el movimiento más cercano en este escenario, y si las condiciones siguen siendo de debilidad, podría ser el alentar una baja en las tasas de interés", coincide. Asimismo, advierte que el hecho de confirmar una baja en las tasas en México haría que sea menor el diferencial entre los réditos de los bonos mexicanos y estadounidenses, presionando al alza el valor del peso.

En tanto, la decisión de la Fed de dejar sin cambio la tasa de fondos federales hasta 2013, sin duda retrasará un aumento en la tasa del Banxico, opina el especialista en mercado de dinero de Análisis Santander, Salvador Orozco.

"También podríamos pensar que Banxico podría mantener sin cambio la tasa de interés incluso todo 2012, lo que dependerá de cómo evolucionan las expectativas de inflación y el crecimiento", señala.

Este miércoles, en su informe trimestral de inflación, Banxico volvió a confirmar su expectativa de que la inflación subyacente podría estar el próximo año por debajo de 3%. "Eso dice que la inflación general podría bajar aún más y, si está alrededor de 3%, sin duda abre la posibilidad de una baja en la tasa de referencia", dice el especialista.

El hecho de que en México siga habiendo un diferencial tan elevado estimula la entrada de extranjeros y si el tipo de cambio lo permite, Orozco no ve una mayor presión.

Para la directora del Centro de Análisis Económico del Tecnológico de Monterrey Campus ciudad de México, Leticia Armenta, el hecho de que Banxico reduzca su tasa puede ser una decisión complicada, precisamente por el entorno de volatilidad que existe.

"Ante la caída que han observado las bolsas, los inversionistas estarán buscando refugios que les permitan tener rendimientos y, mientras más atractivos sean en México, tendríamos oportunidad de captar esos recursos", indica.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Las tasas de interés pueden no ser atractivas para los ahorradores y "una baja adicional la veo complicada para tener este balance. Entiendo que la lógica de la política monetaria puede ser bajar tasas para favorecer el crecimiento, pero como está el entorno, me parece una medida complicada", destaca.

Armenta sugiere que la estrategia a seguir por parte de las autoridades financieras es voltear al mercado interno y buscar medidas de mediano y largo plazo que ayuden a mejorar el poder adquisitivo, como una alternativa ante una eventual caída en la demanda de las exportaciones mexicanas.

Ahora ve
Emmerson Mnangagwa será investido como el presidente de Zimbabwe
No te pierdas
×