Obama pide al Congreso apoyo a su plan

Al hablar sobre su propuesta de empleo, el mandatario de EU dice que basta de juegos o trabas; este lunes detallará su proyecto de 447,000 millones de dólares para la creación de trabajos.
Obama 17 sep  (Foto: CNN)
WASHINGTON (Agencias) -

El presidente Barack Obama, quien el próximo lunes detallará su plan de 447,000 millones de dólares para crear empleos, pidió este sábado el apoyo del Congreso para aliviar el desempleo de 9.1% y que afecta a 14 millones de personas. "El tiempo para actuar es ahora. Basta de juegos o trabas. Basta de divisiones o demoras", apuntó el mandatario en su mensaje semanal.

Al dirigirse a sus escuchas, el mandatario agregó que es tiempo de que la gente que "ustedes enviaron a Washington" ponga a los Estados Unidos por delante del partido, que esos representantes populares dejen de preocuparse tanto por su trabajo y que comiencen a preocuparse más por el de las personas.

"El lunes exhibiré mi plan sobre cómo lo haremos, cómo pagaremos por este plan y reduciremos nuestra deuda siguiendo algunos principios básicos: asegurándonos de que vivamos dentro de nuestros recursos y pidiendo a todos que paguen su contribución justa.

"Pero, ahora mismo, tenemos que conseguir que el Congreso apruebe este proyecto de ley de trabajos", el cual cuenta con el respaldo bipartidista, anotó.

"Y si estas son ideas con las cuales ustedes también están de acuerdo, cada uno de ustedes puede ayudar a que se conviertan en realidad diciéndole a su representante en el Congreso que apruebe ya mismo este proyecto de ley de trabajos", enfatizó.

El presidente enfrenta una baja aprobación por su manejo de la economía.

Un sondeo del New York Times/CBS News difundido el viernes indica que casi la mitad de los encuestados temen que la economía se encamine hacia una nueva recesión y casi tres de cada cuatro creen que el país ha emprendido un rumbo equivocado con Obama en la Casa Blanca.

A  lo anterior se suma la oposición de los republicanos, que controlan la Cámara de Representantes, a cualquier tipo de aumento de impuestos y han pedido una reforma a los programas de asistencia social.

A un año de las elecciones generales de 2012, Obama también busca frenar las críticas de los aspirantes presidenciales republicanos, que intentan evitar su reelección.

"Sé que algunos de ellos preferirían esperar otro año para contender otra elección que trabajar juntos ya mismo. Pero la mayoría de los estadounidenses no puede darse el lujo de esperar", indicó.

Recordó que "fue esta semana hace tres años que una crisis financiera en Wall Street hizo las cosas mucho más difíciles para la gente trabajadora de Main Street. Y demasiadas personas están sufriendo como consecuencia".

Sostuvo que su plan "pone más gente de vuelta a trabajar" mediante inversiones en infraestructura, "más dinero en los bolsillos de la gente que está trabajando" por los alivios tributarios y mantendrá en sus trabajos a maestros, policías y bomberos.

Explicó que el plan otorgará créditos tributarios a empresas que contraten a veteranos, facilita trabajos temporales a los desempleados y los jóvenes, reducirá los impuestos a los pequeños empresarios que contraten nuevos trabajadores y "no añadirá al déficit".

El presidente anunció la semana pasada su nuevo plan de estímulo en una sesión conjunta del Congreso y desde entonces abandonó Washington para defender su proyecto en Virginia, Ohio y Carolina del Norte, estados cruciales para su reelección en noviembre de 2012.

El nuevo plan de estímulo propuesto por el mandatario reducirá temporalmente los impuestos que pagan a la Seguridad Social empleados y empresas y ofrecerá subvenciones a los negocios que amplíen sus plantillas laborales. Además, invertiría miles de millones de dólares en nuevos proyectos de obras públicas, prolongaría los beneficios por desempleo a los parados de larga duración y subvencionaría a municipalidades y estados para que paguen los salarios de empleados públicos.

El lunes, Obama dará a conocer su plan para costear el nuevo plan de estímulo y reducir el déficit en unos 2 billones de dólares en 10 años, que transferirá a una comisión legislativa especial encargada de achicar el gasto público entre 1.2 y 1.6 billones de dólares.

Republicanos ven terreno común Los líderes republicanos de la Cámara de Representantes de Estados Unidos dijeron el viernes, en un tono más cooperativo, que hay algunas áreas en donde se puede llegar a acuerdo con Barack Obama sobre su plan de empleo, aunque siguieron en contra de las alzas de impuestos.

La extensión de beneficios tributarios que permiten que las empresas descuenten el valor de los nuevos equipos es un área en la que se puede dialogar, aseguraron los congresistas en una carta abierta a los republicanos de la Cámara de Representantes.

Pero el límite del 28% propuesto por el presidente sobre las deducciones desglosadas, que afecta mayormente a los contribuyentes ricos, es un "incremento tributario sobre las contribuciones de caridad, deducciones de intereses hipotecarios y bonos municipales para estados", dice el memo.

Los republicanos también rechazaron muchas de las propuestas de gasto en el plan de Obama, incluyendo más dinero para los gobiernos estatales y locales para ayudar a retener a profesores, policías y bomberos.

"No cuestionamos la sinceridad del presidente cuando dice que ha recetado la fórmula correcta para la recuperación económica", dijo la carta firmada por el presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, el líder de la mayoría republicana Eric Cantor, su mano derecha Kevin McCarthy y el presidente de la conferencia Jeb Hensarling.

Dudan sobre acuerdo Las dos terceras partes de los estadounidenses dudan que Barack Obama logre un acuerdo con el Congreso para la aprobación de su plan, según una encuesta divulgada este sábado.

Por otro lado, casi la mitad de los estadounidenses, el 48%, confía que la propuesta del presidente generará más trabajos y mejorará la economía.

Una sustancial mayoría apoya las propuestas de recortar de impuestos a los pequeños negocios, mejorar la infraestructura y reducir el pago de impuestos sobre la nómina a los trabajadores, señaló el sondeo de The New York Times y la cadena CBS.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El sondeo, con un margen de error de tres puntos porcentuales, se realizó entre el sábado y el jueves pasado a 1,452 personas, de las cuales 1,356 están inscritas para votar.

Con información de Notimex, AP y Reuters

Ahora ve
Una camioneta atropella a varios peatones en La Rambla, Barcelona
No te pierdas
×