Acciones europeas cierran a la baja

Las Bolsas en Europa rozaron un mínimo de 26 meses por temores a un contagio de la crisis griega; el índice FTSEurofirst 300 cerró con un descenso del 2.7% a 887.24 puntos.

Las acciones europeas cayeron con fuerza este martes y estuvieron cerca de cerrar en su nivel más bajo en 26 meses, mientras funcionarios europeos evaluaban exigir a los bancos que asuman más pérdidas por deuda de Grecia y postergaban una crucial ayuda financiera para ese país.

En medio de los crecientes temores a que Grecia se declare en moratoria, el índice FTSEurofirst 300 de las principales acciones de la región cerró provisionalmente con un descenso del 2.7% a 887.77 puntos.

El índice tocó un mínimo de cierre en 26 meses a fines de septiembre, y hasta ahora acumula una caída de casi el 21% en lo que va del año.

Los inversores temen que una moratoria de deuda por parte de Grecia pueda provocar fuertes pérdidas a muchos bancos europeos expuestos al endeudado país y desatar otra crisis bancaria, que a su vez dañaría aún más la frágil recuperación de la economía mundial.

El sector bancario europeo, que perdió 4%, estuvo entre los de peor desempeño luego de que 17 ministros de Finanzas reunidos en Luxemburgo pidieron una revisión del acuerdo de canje de bonos griegos con inversores privados. El sector bancario se ha hundido 36.4% en el año.

En tanto, Goldman Sachs resaltó el duro panorama económico al rebajar su pronóstico de crecimiento para las economías avanzadas en el 2012 a 1,3 por ciento desde el 2,1 por ciento previo.

El índice de las principales acciones de la zona euro Euro STOXX 50 cayó 2.2% a 2,091.09 puntos.

Las acciones europeas recortaron pérdidas brevemente luego de que el presidente de la Reserva Federal (Fed, por sus siglas en inglés), Ben Bernanke, dijo que el Banco Central está preparado para tomar más medidas que ayuden a que la débil recuperación económica no naufrague.

Pero pronto regresó la cautela. Varios indicadores mostraron que los inversores seguían nerviosos. El índice de volatilidad Euro STOXX 50, principal indicador del miedo de los inversores europeos, subió 3.7% a máximos de tres semanas, sugiriendo una falta de apetito por el riesgo.

Uno de los sectores que cayó con fuerza fue el de construcción y materiales, que perdió 4.2%.

Las acciones de la cementera Lafarge perdieron 8.5% y las de HeidelbergCement 9%, luego de que la mexicana Cemex tocó un mínimo de 13 años por preocupaciones ante el desaceleración del crecimiento en Europa y Estados Unidos.

El sector automotor perdió 6.2%, por la preocupación por las perspectivas de demanda de vehículos.

Las acciones de Dexia se derrumbaron hasta 38% a mínimos históricos ante temores por la alta exposición del grupo financiero franco-belga a la deuda griega. Los papeles cerraron con una pérdida del 20.4%, pese a promesas oficiales de respaldo. El sector bancario europeo, que perdió 4%, estuvo entre los de peor desempeño luego de que 17 ministros de Finanzas reunidos en Luxemburgo pidieron una revisión del acuerdo de canje de bonos griegos con inversores privados. El sector bancario se ha hundido 36.4% en el año.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Los mercados están nerviosos porque hay mucha incertidumbre política. Mientras no encontremos una solución para la situación en Grecia, el escenario seguirá siendo un desafio", dijo Klaus Wiener, economista jefe de Generali Investments.

"No hay una solución sencilla para un problema que se ha desarrollado durante tantos años. Por un lado, uno puede decir que hay que dar el dinero necesario para los países con niveles más altos de deuda. Al mismo tiempo, están los problemas de Gobierno. Hay que buscar un equilibrio delicado", agregó.

Ahora ve
México, EU y Colombia dialogan para combatir en conjunto el consumo de drogas
No te pierdas
×