Europa baja expectativas sobre cumbre

El bloque no ofrecerá números concretos sobre su plan para frenar la crisis en la zona euro; Alemania ha expresado su rechazo a que el BCE compre más bonos de deuda de Italia y España.
merkel euro zona crisis cumbre ecofin  (Foto: CNN)
BRUSELAS/BERLÍN (CNN) -

Los líderes de la zona euro probablemente no ofrecerán números concretos en su plan contra la crisis en la cumbre del miércoles, porque el tamaño de las pérdidas de los bancos por sus bonos griegos aún está negociándose y el mayor poder de fuego del fondo de rescate es difícil de cuantificar, dijeron funcionarios.

Los líderes no estarían listos para definir el tamaño exacto de la quita que sufrirán los inversores sobre la deuda griega, pero podrían indicar un nivel deseado (pensado entre 50% y 60%), señalaron este martes los funcionarios de la zona euro.

Ministros cancelan cumbre

Los ministros de Finanzas de la Unión Europea cancelaron una reunión fijada para el miércoles, pero la cumbre de líderes de la UE y de la zona euro se realizará con normalidad, dijo este martes un portavoz de la unión.

El encuentro ministerial, denominado Ecofin, fue cancelado debido a que los detalles de los temas que serían discutidos en la reunión no habían sido finiquitados, dijeron fuentes a Reuters.

Polonia, que tiene la presidencia rotativa de la UE hasta fines de año, es responsable de organizar las reuniones de Ecofin y era responsable de decidir la cancelación del encuentro del miércoles.

De todos modos, el miércoles antes de la cumbre de la UE se reunirán las autoridades financieras de la zona euro, comentó el portavoz, y el Ecofin también podría encontrarse en los próximos días para trabajar sobre los detalles de lo que acuerden los líderes de la zona euro en la noche del miércoles.

Alemania descarta más compra de bonos

El experto en presupuestos alemán Carsten Schneider, de la oposición socialdemócrata (SPD), dijo este martes que el borrador de una moción germana sobre el apalancamiento del fondo de rescate de la zona euro incluía la previsión de que el Banco Central Europeo (BCE) dejará de comprar bonos en el mercado secundario.

Las fuentes de la coalición dijeron que el Gobierno alemán, junto los principales partidos de la oposición, acordaron una moción conjunta para presentar ante la Cámara baja del Parlamento el miércoles con los lineamientos maestros para un apalancamiento del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF).

Esto significa efectivamente que la canciller, Angela Merkel, tendría el apoyo de los socialdemócratas y de los verdes el miércoles, lo que le permitiría negociar con los líderes europeos en la cumbre que se celebra el mismo día.

Merkel necesita ganar la votación parlamentaria para poder negociar un acuerdo con otros líderes que ayude a detener la escalada de la crisis de deuda de la zona euro.

Las propuestas, para aumentar la eficiencia del fondo de 440,000 millones de euros (610.000 millones de dólares) sin recurrir a más dinero de los contribuyentes, son objeto de fuertes debates en la gran economía de Europa, el mayor contribuyente al fondo.

Los legisladores probablemente aprobarán los planes el miércoles, pero las directrices sólo circularon en la tarde del lunes y muchos aún no entienden los detalles del conjunto de propuestas. Los partidos de oposición aún no han declarado cómo votarán.

Peter Altmaier, líder parlamentario del bloque conservador de Merkel, llamó a todos los partidos a apoyar los planes.

"Europa espera que seamos el abanderado en este asunto y que el Bundestag tome una posición clara que cruce todos los partidos", dijo a la prensa.

"Alemania debe demostrar que está cumpliendo sus deberes con Europa", agregó.

Los críticos en el país y el exterior acusaron a Merkel de tomar un acercamiento muy titubeante que exacerbó la crisis de deuda.

Este lunes, sus conservadores anunciaron inesperadamente que la cámara baja (Bundestag) sostendría una votación completa sobre las nuevas directrices del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF).

Las manos de Merkel han estado atadas en sus negociaciones sobre la crisis de la zona euro luego de que una Corte Constitucional exigiera el mes pasado una mayor injerencia de los legisladores alemanes sobre asuntos de rescate.

La canciller podría ir a la cumbre del miércoles con la aprobación del comité presupuestario de 41 miembros en vez de con la votación del parlamento, opción que sería más rápida y menos riesgosa. Pero el líder parlamentario de su partido obligó a hacer la votación esta semana.

"La canciller quiere tener la mayoría más grande posible. En darle sus propuestas al parlamento en general, ella está utilizando al Bundestag como representante del público general", dijo el profesor de política Juergen Falter de la Universidad de Mainz.

"Es muy improbable que esto no se apruebe", agregó.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los Demócratas Libres (FDP), socios de la coalición de Merkel, dijeron que apoyarán los planes.

"Estoy seguro de que obtendremos nuestra propia mayoría y solo eso se necesita", dijo a Reuters el ministro de Economía y líder del FDP, Philipp Roesler.

Ahora ve
El 40% de los bitcoins disponibles está en manos de 1,000 personas
No te pierdas
×