Deuda mexicana ‘inmune’ a crisis europea

Los bonos en manos extranjeras alcanzaron un récord de 973,000 mdp en 2011, según Banxico; esta cifra equivale a casi un tercio del Presupuesto aprobado por la Cámara de Diputados para 2012.
inversiones deuda pesos  (Foto: Thinkstock.)
Isabel Mayoral Jiménez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La aversión al riesgo por la crisis en la zona euro, que llevó al tipo de cambio a depreciarse 13% durante 2011, no afectó el interés de inversionistas extranjeros por invertir en deuda mexicana denominada en pesos.

Al cierre del año pasado, los valores del Gobierno federal en manos del capital foráneo ascendieron a 973,246.38 millones de pesos, casi un tercio del Presupuesto aprobado por la Cámara de Diputados para el ejercicio 2012.

Durante 2011, la tenencia de los residentes en el extranjero (que equivale alrededor de 70,000 millones de dólares), registró un crecimiento de 63.7% con relación al monto observado al finalizar 2010, según cifras del Banco de México (Banxico).

El 72.63% de la posición total de los extranjeros se concentró en bonos del Gobierno federal denominados en pesos, un monto equivalente a 706,829.39 millones de pesos, 52.55% mayor que la observada al cierre de 2010.

El diferencial de tasas entre México y Estados Unidos se ha mantenido en niveles atractivos para los inversionistas extranjeros, por arriba de los 400 puntos base, dice Análisis Santander en su informe semanal.

De continuar así, y estimando que las tasas de interés en EU y Europa se mantendrán bajas por más tiempo, es muy probable que la demanda por papel gubernamental se mantenga para el 2012, indica.

La solidez de las cifras macroeconómicas de México ha permitido que la inversión extranjera en valores gubernamentales mantenga una tendencia positiva, agrega Mario Copca, analista de CI Banco.

"Hasta ahora, la aversión al riesgo no ha disminuido el interés de los extranjeros por invertir en pesos. Los datos económicos en México y EU han sido buenos y el diferencial en tasas entre los dos países también está ayudando", indica.

Incluso, a pesar de la depreciación que hubo del tipo de cambio 2011 "tenemos una moneda con cierto blindaje que contribuye para que los extranjeros busquen refugio en mercados como México que tiene más volumen y hay más profundidad".

De acuerdo con los datos del banco central mexicano, los cetes fueron el instrumento más demandado por el capital foráneo. La tenencia en estos valores cerró 2011 en 217,142.65 millones de pesos, lo que representó un crecimiento de 115.78%.

Para este 2012, Copca considera que seguirá siendo positivo para la deuda del Gobierno federal. Las tasas de interés en México se mantendrán en los niveles actuales, ya que si se presentan más presiones inflacionarias el Banxico mantendría su tasa de referencia en 4.50%, expone.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Otro factor que también ha jugado a favor de la entrada de inversión extranjera al mercado de deuda mexicana es la estabilidad que se ha alcanzado desde que México pertenece al índice global WGBI de Citi, ya que hay fondos que siguen a este índice y lo tienen que replicar, lo cual significa que no se pueden salir tan fácilmente del mercado mexicano.

La inclusión de 19 bonos  del Gobierno mexicano en el World Government Bond Index (WGBI) de Citi se dio el 1 de octubre de 2010 y convirtió al mercado de deuda mexicano en el primero de América Latina que ingresó a este indicador y el vigésimo cuarto del ámbito mundial.

Ahora ve
Estos cinco escenarios marcaron a México durante el 2017
No te pierdas
×