Forbes exhibe la desigualdad en México

La fortuna de Carlos Slim equivale a 6% del PIB y basta para comprar toda la producción de Ecuador; los 11 mexicanos más ricos tienen recursos por 129,000 mdd, que representan 55% del PIB de Chile.
dolares  (Foto: Thinkstock.)
Isabel Mayoral Jiménez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El ranking de millonarios mundiales de Forbes no solo demostró que unos pocos mexicanos conocen la fórmula para hacer negocios y aumentar su fortuna pese a los tiempos de crisis, sino que se convirtió en una evidencia más de la elevada desigualdad en ingresos que el país arrastra desde hace décadas.

Con una fortuna estimada por la revista en 69,000 millones de dólares, que lo ubicó por tercer año en fila en la primera posición global, Carlos Slim Helú podría pagar la deuda bruta externa de México, que a enero de 2012 fue de 62,658.9 millones de dólares, de acuerdo con cifras de la Secretaría de Hacienda, y le 'quedaría cambio'.

El monto estimado por Forbes también equivale a la producción total de Ecuador, cuyo Producto Interno Bruto (PIB) se ubicó en aproximadamente 63,200 millones de dólares al cierre de 2011.

En un país los ricos no tienen por qué desaparecer, pero debe mejorar la distribución del ingreso y, en el caso de México, la mejor forma de iniciar un proceso equitativo de la distribución de la riqueza es creando empleos que sean bien remunerados, dice Raymundo Tenorio, director de las Carreras de Economía de la Escuela de Negocios en el  Tecnológico de Monterrey.

Sin embargo, de acuerdo con datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), el mexicano más pobre llega a percibir un ingreso hasta 27 veces menor que el del más rico, en promedio, situación que también se presenta en Chile.

Si bien entre los países miembros de este organismo el ingreso promedio del 10% más rico de la población es alrededor de nueve veces el del 10% más pobre, esta proporción es mucho más baja en naciones nórdicas, pero se eleva a 14 veces a 1 en Israel, Turquía y EU, y a un nivel alto de 27 a 1 en Chile y México.

Para tener la fortuna de Carlos Slim, dice el catedrático, los aproximadamente 50 millones de trabajadores que conforman la Población Económicamente Activa (PEA) mexicana tendrían que trabajar cada uno 64.6 años, o 23,579 días.

"La riqueza del empresario representa 6% del Producto Interno Bruto (PIB) de México. Para que los 50 millones de la PEA produjeran ese mismo porcentaje y ganando en promedio dos salarios mínimos, en un año tendríamos que trabajar casi 140 días", comenta el profesor del Tecnológico de Monterrey.

Sin embargo, cerca de 31 millones de trabajadores mexicanos enfrentan condiciones laborales precarias, es decir que no cuentan con prestaciones, ni seguridad social, y representan casi 62% de la PEA, según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI),

Las estadísticas muestran que el número de mexicanos ocupados en la economía informal asciende a casi 14 millones; de ellos, 4.2 millones pertenecen a la población ocupada que no recibe ingresos; 6.4 millones perciben cuando mucho un salario mínimo, y otros 10.8 millones ganan entre uno y dos salarios mínimos.

El catedrático del Tec estima que si los 11 mexicanos que aparecen en la lista de los más ricos del mundo de la revista Forbes juntaran su fortuna, 129,700 millones de dólares, equivaldría a 55% del valor del PIB de Chile.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Si los ricos invirtieran en áreas que más le pegan al PIB, como es en construcción, compras de maquinaria, todo lo que significa activos, habría un impacto positivo sobre el crecimiento económico", destaca.

"Pero se encuentran en una posición dominante que les ha permitido aumentar su fortuna, como es el sector telecomunicaciones", agrega Tenorio.

Ahora ve
Los avances parecen aproximarnos a la revolución del reconocimiento facial
No te pierdas
×