Discordia en la Fed por tasas de interés

Al interior del organismo hay dos posturas sobre la inyección de dinero del Banco Central; los ‘halcones’ creen que el momento no es adecuado, las ‘palomas’ apoyan una política flexible.
BERNANKE FED EU  (Foto: CNN)
Annalyn Censky
NUEVA YORK -

Los funcionarios de la Reserva Federal estadounidense (Fed) están más comunicativos que nunca, esta semana efectuaron unas 20 apariciones en público.

Y aunque todo el ruido que generan los funcionarios -sean "halcones" o "palomas"- pudiera cansarnos, hay un punto que ambas partes están repitiendo: Olvídense de las previsiones del Banco Central para elevar las tasas de interés en 2014. En este punto, cualquier cosa puede pasar.

En su última declaración política, la Fed dijo que esperaba mantener las tasas de interés en mínimos históricos "por lo menos hasta finales de 2014". Pero no todos en el comité de votación estuvieron de acuerdo con esa afirmación.

Esta semana, varios "halcones" (aquellos miembros de la Fed preocupados por el aumento de la inflación), han expresado sus opiniones de nuevo. Narayana Kocherlakota, presidente de la Fed de Minneapolis, dio dos discursos esta semana, arguyendo que el Banco Central debe replantearse esa fecha más pronto que tarde.

Kocherlakota predice que la tasa de desempleo seguirá bajando y la inflación comenzará una tendencia al alza, por lo que es un mal momento para que la Fed inyecte más dinero en el sistema.

En cambio, dijo, sus colegas tal vez tengan que elevar las tasas tan pronto como este año. "Creo que las condiciones justificarán subir las tasas antes de finales de 2014", dijo en un discurso pronunciado en White Bear Lake, Minnesota, en la tarde del jueves.

Por otro lado, Richard Fisher, titular de la Fed de Dallas, salió a la palestra a principios de esta semana, señalando que los líderes empresariales le están diciendo que a ellos también les preocupa que las políticas de estímulo de la Fed puedan desencadenar una rápida inflación.

Hasta el momento eso no ha ocurrido. En la actualidad, la tasa de inflación anual se ubica en el rango de la meta del 2% fijada por la Fed.

A su vez, algunos de los miembros más conciliadores de la Fed (las "palomas") también están haciéndose oír. Están menos preocupados por la inflación y creen que la institución financiera debería seguir apoyando la economía mediante una política monetaria flexible.

Janet Yellen, segunda al mando después de Ben Bernanke, presidente de la Fed, dijo el miércoles pasado que el organismo quizás tenga que mantener las tasas de interés cercanas a cero, no sólo hasta el año 2014, sino hasta finales de 2015.

Yellen destacó varios de los últimos argumentos de Bernanke: el mercado laboral sigue "lejos del pleno empleo" y la economía aún enfrenta muchos desafíos en el horizonte, incluyendo un mercado inmobiliario atribulado, el endurecimiento de la política fiscal y los temores respecto al crecimiento global.

La funcionaria insinuó incluso que si la economía llegara a empeorar, podrían implementarse nuevas medidas de flexibilización monetaria. "Una gran incertidumbre envuelve el panorama, y ​​sigo preparada para ajustar mis puntos de vista en materia de política en respuesta a la información entrante," dijo.

Lo que dice Yellen debería ser tomado en serio. Ella es parte de la bancada conciliadora de la Fed, que actualmente representa la mayoría de los votos en el comité de políticas del Banco Central. Ese grupo también incluye a Bernanke, al presidente de la Fed de Nueva York, William Dudley, y los otros tres gobernadores de la Fed.

¿Cuál es la principal moraleja que dejan todas estas declaraciones?

Como ha dicho la Fed todo el tiempo, la previsión de subir las tasas hasta 2014 nunca estuvo escrita en piedra. Es sólo una estimación que se puede ajustar según los acontecimientos económicos. Y teniendo en cuenta que los datos en ese frente han sido algo sombríos últimamente, no es de extrañar que en el Banco Central existan varios puntos de vista internos.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Sí, la tasa de desempleo se ha reducido considerablemente, del 9% de hace seis meses a 8.2% en marzo. Pero las contrataciones también han disminuido en últimas fechas y, como Bernanke ha señalado, el crecimiento económico todavía no es lo suficientemente robusto como para acarrear fuertes y constantes aumentos del empleo en el futuro.

Entonces, ¿qué es lo que piensa el jefe de la Fed de todo esto? Habrá que esperar para saberlo, Bernanke ofreció la conferencia "Reflexiones sobre la crisis y la respuesta política" la tarde de este viernes en Nueva York.

Ahora ve
Científicos crean la primera prótesis para tortuga impresa en 3D
No te pierdas
×