La economía de EU crece 2.2%

El PIB estadounidense se desaceleró en el primer trimestre por menor inversión de las empresas; sin embargo, una mayor demanda automotriz suavizó el golpe a la economía.
dolares dinero  (Foto: Photos to Go)
WASHINGTON (CNN) -

El crecimiento económico de Estados Unidos se desaceleró en el primer trimestre, debido a que las empresas redujeron sus inversiones y la recomposición de inventarios fue más lenta, pero la mayor demanda automotriz suavizó el golpe. El Producto Interno Bruto (PIB) estadounidense se expandió a una tasa anual del 2.2%, dijo este viernes el Departamento de Comercio en su estimación avanzada, más moderada que la tasa del 3% del cuarto trimestre del 2011.

Aunque estuvo por debajo de las expectativas de los economistas, que aguardaban una tasa del 2.5%, un alza en el gasto del consumidor dio algo de optimismo al informe.

Pero el crecimiento fue incluso más fuerte que las predicciones de los analistas de inicios del trimestre, que hablaban de una expansión de menos del 1.5%.

"No hay nada catastrófico, esto es solo un crecimiento lento y esto resalta que la economía lleva un ritmo sólido pero nada más", dijo Steven Baffico, presidente ejecutivo de Four Wood Capital Partners en Nueva York.

Los futuros del índice de acciones S&P en Wall Street recortaron sus ganancias tras el reporte del PIB, mientras que los precios de los bonos del Tesoro pasaron a positivo. El dólar profundizó sus pérdidas contra el yen y seguía cayendo contra el euro.

Aunque los detalles fueron dispares, el reporte del PIB ofreció un panorama algo mejor de crecimiento que el del cuarto trimestre, cuando la recomposición de inventarios representó casi dos tercios de la expansión económica. En el primer trimestre, la demanda de los consumidores marcó la diferencia.

En los primeros tres meses del año, el gasto del consumidor, que representa cerca del 70% de la actividad económica del país, creció 2.9%, su ritmo más veloz desde el cuarto trimestre del 2010. La cifra se compara a un alza del 2.1% en el cuarto trimestre.

Aparecieron otras señales de fortaleza subyacente, ya que incluso la construcción de viviendas creció a su mayor ritmo desde el segundo trimestre del 2010, gracias a un invierno boreal anormalmente templado.

Pero el gasto empresarial cayó por primera vez desde el cuarto trimestre del 2009, con la inversión en equipamiento e informática que subió a su menor ritmo desde que terminó la recesión.

"Es decepcionante que la inversión empresarial cayera, pero eso podría ser temporal", dijo Mark Zandi, economista jefe de Moody's Analytics en West Chester, Pensilvania.

Otro descenso en el gasto en defensa del Gobierno, que contrastó con las expectativas de un fuerte repunte, también afectó al crecimiento.

El reporte probablemente no cambie la visión sobre la política monetaria. El presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, manifestó el miércoles su comodidad con la actual postura expansiva de la Fed, pero mantuvo abierta la expectativa de más compras de bonos en caso de que la economía se deteriore.

El ritmo de crecimiento sigue siendo demasiado suave como para darle comodidad al presidente Barack Obama, que pretende ser reelegido, e insuficiente para reducir significativamente la tasa de desempleo.

Los estadounidenses aumentaron su gasto en compras de automóviles en el primer trimestre, ya que las ventas de vehículos motorizados crecieron a su mayor nivel en cuatro años. Alentadas por una mayor creación de empleo, algunas familias pudieron reemplazar sus autos viejos tras ajustar sus presupuestos durante la recesión 2007-09.

Autos impulsan crecimiento

La producción de vehículos motorizados contribuyó con 1.12 puntos porcentuales al crecimiento del PIB del primer trimestre, más del doble que el trimestre previo.

Pero con un mercado laboral que muestra señales de fatiga después de que la creación de empleo promediara los 246,000 puestos mensuales entre diciembre y febrero, el gasto del consumidor podría reducirse en el segundo trimestre.

Algunos indicadores de actividad fabril regional cayeron después del inicio del segundo trimestre y la confianza del consumidor decayó.

Además, las solicitudes de beneficios por desempleo por primera vez han subido en las últimas semanas, aunque muchos economistas creen que el alza es por razones estacionales.

Aunque el clima anormalmente cálido ayudó a la economía al impulsar la construcción de casas y las remodelaciones, redujo la demanda por servicios públicos, el gasto en centros de esquí y las ventas de indumentaria invernal.

Por lo tanto, las condiciones climáticas no fueron probablemente el mayor contribuyente al crecimiento del trimestre.

Los inventarios también colaboraron con la expansión del PIB, pero no tanto como en el cuarto trimestre. Las existencias se incrementaron en 69,500 millones de dólares después de subir en 52.200 millones en el trimestre previo.

La variación de los inventarios contribuyó con solo medio punto porcentual al PIB comparado con 1.81 puntos porcentuales en los tres meses finales del 2011.

Si se excluyen los inventarios, el PIB se expandió 1.6%. En el cuarto trimestre, la cifra comparable fue de solo 1.1%.

Un alza en las presiones inflacionarias debido a la escalada de los precios de la energía también contribuyó a restringir el crecimiento del PIB. Un índice de precios para el gasto personal se elevó 2.4%, en una aceleración desde el 1.2% del cuarto trimestre.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Una medición subyacente que excluye los costos de alimentos y energía subió 2.1%, respecto al 1.3% en el periodo previo.

Con el alza, el índice PCE subyacente rompió la meta inflacionaria de la Fed del 2%. Un incremento en las exportaciones fue contrarrestado por un avance en las importaciones, por lo que el comercio prácticamente no tuvo impacto.

Ahora ve
El balotaje entre Piñera y Guillier en Chile es de pronóstico reservado
No te pierdas
×