La amenaza de la burbuja china

El gestor Jim Chanos advierte que el sector inmobiliario sigue creciendo pese a la baja demanda; el PIB del gigante asiático sería afectado además por la incertidumbre inflacionaria.
Chano  (Foto: Cortesía CNNMoney)
Catherine Tymkiw
LOS ANGELES (CNNMoney) -

Mostrándose notoriamente bajista respecto a China, el presidente de la firma de inversión Kynikos Associates, Jim Chanos, sigue aconsejando precaución a los inversionistas, pidiéndoles que se preparen para el estallido de la burbuja inmobiliaria en China.

El gestor de fondos hedge también hizo sonar la alarma sobre las perspectivas de inflación china.

"Somos bajistas respecto al sector inmobiliario y al sector de crédito en China", dijo Chanos a CNNMoney en la Conferencia Global del Instituto Milken, en Los Ángeles. "Este es un país que está en medio de una burbuja inmobiliaria épica y también en una burbuja de la construcción que terminarán en algún momento, y no va a ser agradable cuando llegue su fin".

Las ventas de casas comenzaron a disminuir el año pasado, señaló. Pero el problema es que la construcción sigue superando la demanda, y eso puede sesgar las cifras del producto interno bruto de China. "En los cálculos que hace China de su PIB, no se fijan en las ventas finales, miran la producción. Así que un condominio que está en construcción, pero que no se ha vendido, contribuye al PIB," explicó Chanos.

China ha sido el mercado emergente que más rápido crece en términos de PIB. Sin embargo, Chanos dijo que los inversionistas no han sido capaces de cosechar los frutos.

"El motor del crecimiento en China ha sido la riqueza que ha beneficiado a los de adentro, a la empresa de propiedad estatal, no a los inversores occidentales", anotó.

En ese sentido, el índice bursátil Shanghai Composite de China ha caído 16% durante el año pasado, frente a la ganancia de casi 3% del S&P 500.

Más allá del PIB, la incertidumbre sobre la presión inflacionaria de China también le causa al gestor cierta inquietud.

El fundador de Kynikos señala que si la inflación en el país asiático es realmente de 6% ó 7% -en oposición a la cifra oficial de 4%-, ello reduciría la tasa de crecimiento económico global del país.

"Es por eso que a tanta gente le preocupa que el crecimiento en China se desacelera al 4% ó 5%, que ya quisiéramos en Occidente. Si se toma en cuenta la inflación real, ese 4% ó 5% no sería ningún crecimiento en absoluto", explica.

Entonces, ¿qué deberían hacer los inversionistas?

"Ser cuidadosos al invertir en China basándose en el PIB", aconseja. "Y lo ves también en las advertencias que provienen de compañías como Caterpillar, que de hecho venden productos para la construcción. Los ingresos han bajado y son decepcionantes".

¿Aterrizaje suave o aterrizaje brusco?, se le pregunta a Chanos en relación al tipo de desaceleración que exhibirá la nación. "No sé. Lo único que sé es que este modelo de usar la construcción para impulsar el crecimiento económico está sembrando las semillas de su propia destrucción".

La mejor apuesta, dice, es seguir invirtiendo en Estados Unidos. "Somos bastante optimistas respecto a Estados Unidos. Pienso que es la mejor casa en un barrio malo".

Además de elogiar los derechos de propiedad intelectual y la protección de patentes en Estados Unidos, Chanos considera que la nación está en el lado derecho de la ecuación de crédito.

"Si piensas en un cerdo dentro de la barriga de una pitón, Estados Unidos es el cerdo al final de la serpiente, Europa es el cerdo en el centro de la serpiente y Asia está a punto de ser devorada por la serpiente", ilustró Chanos.

Ahora ve
El relevo de Norberto Rivera es bien recibido por feligreses católicos mexicanos
No te pierdas
×