Obama y el dilema del petróleo iraní

El mandatario debe decidir entre mostrar mano dura con Irán o proteger el precio del crudo; en época electoral, el presidente de EU podría recurrir a las reservas de Japón y Europa.
petroleo  (Foto: Thinkstock)
Steve Hargreaves
NUEVA YORK -

A pesar de la reciente caída en los precios del petróleo, los analistas dicen que el presidente estadounidense Barack Obama podría utilizar la Reserva Estratégica de Petróleo (SPR, por sus siglas en inglés) a medida que las sanciones contra Irán entran en vigor.

Aunque los precios del petróleo han bajado desde más de 110 dólares por barril a cerca de 90 dólares en las últimas semanas, sanciones más duras contra Irán comenzarán a tener efecto a finales de junio.

Eso podría significar que hasta 1 millón de barriles por día pronto podrían ser retirados del mercado, dando como resultado un posible aumento en los precios del petróleo.

"Una extracción de la reserva estratégica de petróleo sigue siendo probable entre hoy y el 1 de julio", escribió Kevin Book, director de investigación de ClearView Energy Partners, en una nota el miércoles.

El 1 de julio es la fecha que la Unión Europea (UE) ha fijado para detener todas las importaciones de petróleo desde Irán. La UE actualmente es el mayor cliente de crudo de Irán.

Apenas unos días antes de ese plazo, el 28 de junio, Estados Unidos debe decidir si naciones como India, China y Corea del Sur han reducido lo suficiente sus importaciones de crudo iraní como para evitar duras sanciones de Estados Unidos.

Las sanciones contra Irán están diseñadas para castigar al país por su programa nuclear, que éste afirma que es para propósitos pacíficos, pero muchos sostienen que está diseñado para producir una bomba.

La situación completa está llena de implicaciones políticas, en especial para el presidente Obama, quien se enfrenta a la reelección en noviembre.

Obama no puede permitir ser visto como débil en Irán. Eso lo expondría a las acusaciones de que es suave en materia de defensa nacional. Pero obstaculizar la producción de petróleo iraní durante mucho tiempo podría elevar los precios de la gasolina, enfureciendo a los votantes justo antes de ir a las urnas.

Irán se ha comprometido a volver a la mesa de negociación, que es una de las razones por la que los precios del petróleo han bajado. Pero pocos esperan que un verdadero avance se produzca antes de finales de junio.

Obama y otros líderes mundiales enfrentarán entonces una decisión: Retroceder ante Irán, o arriesgarse a que los precios de la gasolina suban. Utilizar las reservas -ubicadas en Estados Unidos, Japón y algunos países europeos- podría permitir a Occidente ser duro con Irán y mantener los niveles de precios.

"El embargo entrará en vigor a finales de junio, preparando el escenario para un mercado más estrecho y una posible liberación de la Reserva Estratégica de Petróleo durante el verano", escribió Greg Priddy, analista de energía global del Eurasia Group, en una reciente nota de investigación.

Un reporte publicado en un diario japonés el miércoles indicó que Obama pedirá a los líderes mundiales una liberación coordinada de reservas en la próxima reunión del G8 en Camp David. El G8 agrupa a muchos de los países más desarrollados del mundo, la mayoría de los cuales son grandes importadores de petróleo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La Casa Blanca no quiso hacer comentarios sobre el reporte en particular, pero dijo que serán discutidas cuestiones energéticas generales y que "todas las opciones están sobre la mesa".

Sin embargo, la decisión de utilizar las reservas tampoco está libre de riesgo político. Muchos analistas dicen que sólo deben ser utilizadas en caso de una escasez real de petróleo, y no simplemente para bajar los precios.

Ahora ve
Estas son las nueve mejores cámaras para fotografiar tus viajes
No te pierdas
×