Choque fiscal en EU, ¿golpe para México?

La economía estadounidense crecerá solo 1.4% en 2012 por este factor, advierte estratega de BofA-ML; el analista Ethan Harris dice que hay riesgo de impacto a las exportaciones mexicanas y al PIB.
obama deuda deficit  (Foto: CNN)
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El choque fiscal que enfrentará la economía de Estados Unidos hacia finales de año difícilmente podrá ser evitado, advierte Ethan Harris, codirector de Investigación Económica Global de Bank of America-Merrill Lynch (BofA-ML).

"Ni una gran negociación de último momento, ni postergar el problema parecen opciones probables. Cualquiera de estas acciones requeriría una capitulación de miembros de ambos partidos con posiciones filosóficas duras y profundamente arraigadas", asegura.

Por el contrario, prevé que habrá debates sobre varias partes del precipicio para arrastrarlas hacia el próximo año. Y es probable que todo esto ocurra mientras se acercan nuevamente al techo fiscal.

La incertidumbre alrededor de las negociaciones del precipicio fiscal probablemente desacelere al PIB a únicamente 1% trimestre a trimestre en el cuarto periodo de 2012, terminando el año con una tasa promedio de crecimiento de apenas 2%, agrega el estratega de BofA-ML.

"Se espera que el crecimiento para el 2013 sea únicamente de 1.4% anualizado", lo cual podría afectar las exportaciones mexicanas.

Estados Unidos enfrenta una potencial crisis fiscal a finales de año, debido a que sus políticos han diferido todas las difíciles decisiones presupuestarias de los últimos años hasta justo después de la elección de noviembre próximo.

El potencial de la carga fiscal no tiene precedentes en cuanto a su tamaño -720,000 millones de dólares, o aproximadamente 4.6% del PIB-, dice el estratega y confirma su escepticismo de que este choque pueda ser evitado.

Para algunos analistas, el Congreso estadounidense ha inventado un nuevo deporte extremo: patinar sobre el borde de un precipicio fiscal de 7 billones de dólares. Esa es la magnitud de los aumentos impositivos y los recortes de gastos que comenzarán a impactar la economía el 1 de enero de 2013, a menos que el Congreso actúe.

"Hay alrededor de 7 billones de dólares allí que podrían ser extraídos de la economía de una manera tan estúpida que probablemente nos empuje de inmediato a una recesión", dijo Maya MacGuineas, presidenta del Comité para un Presupuesto Federal Responsable.

El comercio internacional es el principal motor de crecimiento en México, y más de 75% de las exportaciones no petroleras son enviadas hacia Estados Unidos.

Ethan Harris estima que una reducción de 1% en el crecimiento estadounidense produce un decrecimiento de 1.5% en México a largo plazo. "A pesar de un sólido crecimiento de 4.6% anualizado en el primer trimestre de 2012, una desaceleración en EU ocasionará que México también se desacelere, en nuestra opinión".

Considera que una reducción de 1% en el crecimiento estadounidense reduce las exportaciones de México en 2% en los siguientes seis meses. Esto es un efecto del primer orden, incluso si  las sólidas ganancias en la productividad manufacturera y un peso de libre flotación ayudan a amortiguarlo.

Un contexto retador

La elección por la presidencia en EU hace el proceso especialmente retador, ya que los dos partidos (el Conservador y el Republicano) tendrán incentivos para destacar las diferencias en vez de las áreas de acuerdos.

"Las encuestas sugieren una contienda reñida, y los estudios ya reportan un fuerte aumento en la publicidad negativa. Los precios en los mercados de la elección sugieren 70% de probabilidad de un gobierno dividido y aunque un partido lograra capturar tanto el Congreso como la Casa Blanca, es probable que la fuerza minoritario en el Senado tenga el poder de obstruir la agenda fiscal del partido mayoritario", indica el especialista.

La demanda externa tiene un efecto indirecto en el crecimiento de México ya que causa, en un sentido estadístico, la demanda doméstica. Considera que una reducción de 2% en las exportaciones no petroleras representa 0.5% del PIB mexicano y concluye que el efecto es estadísticamente considerable tanto a corto como a largo plazo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

BofA-ML incrementó su pronóstico de crecimiento para México en 2012 de 3% a 3.4%, tomando en cuenta la sólida expansión que registró en el primer trimestre. Sin embargo, este número aún permite que la incertidumbre alrededor del precipicio fiscal provoque un crecimiento a niveles más bajos en la segunda mitad del año en ambos países.

"Tras incorporar completamente el precipicio  fiscal de Estados Unidos en su pronóstico de crecimiento del PIB para 2013, ajustamos éste a la baja a 2.3% de 3.3% previamente. Nuestros números consideran que el impulso del gasto público y privado relacionado con la elección federal a mediados de año se desvanecerá en la segunda mitad del año", consideró.

Ahora ve
El papel que juega Corea del Sur en la histeria actual por el bitcoin
No te pierdas
×