Grecia, en vilo por examen de la troika

El grupo decidirá en septiembre si el país heleno puede recibir el siguiente tramo de rescate; la coalición de Gobierno puede aplicar medidas de austeridad más duras para cumplir sus compromisos.
grecia  (Foto: AP)
Ben Rooney
NUEVA YORK (CNNMoney) -

Grecia está nuevamente bajo los reflectores esta semana, pues los acreedores oficiales del Gobierno han vuelto a Atenas en medio de renovadas especulaciones acerca de la salida del país heleno de la zona euro.

La llamada troika constituida por los representantes de la Unión Europea, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Central Europeo está ahí para revisar los avances del Gobierno griego en las reformas vinculadas al último acuerdo de rescate financiero.

La troika está preparando un informe sobre las finanzas griegas que podría determinar si el país reúne los requisitos para recibir el próximo tramo de dinero del rescate.

Se espera que el grupo complete su informe el mes próximo, y el portavoz de la Comisión Europea, Antoine Colombani, dijo el lunes que la decisión sobre el próximo desembolso no se tomará hasta septiembre.

Entre tanto, Grecia se enfrenta a una redención de bonos por 3,100 millones de euros (mde) a pagarse el 20 de agosto. No está claro cómo amortizará Grecia el pago, aunque algunos analistas dicen que el Gobierno podría cubrir sus necesidades de financiamiento mediante la venta de notas a corto plazo.

Las conversaciones en Atenas se dan en un momento en que la larga crisis en la eurozona se intensifica, con España e Italia encarando dificultades en el mercado de bonos.

Como un indicador de estos temores renovados, Moody 's advirtió el lunes que las calificaciones crediticias de algunas de las economías más fuertes de la zona euro, entre ellas Alemania, podrían ser objeto de una degradación.

La agencia citó, entre otras cosas, el creciente riesgo de que Grecia pueda abandonar la unión monetaria, un acontecimiento que "sería profundamente negativo para todos los miembros de la zona euro".

En el marco del acuerdo de rescate por 130,000 mde alcanzado en marzo, Grecia se comprometió a reducir la deuda pública al 120% del producto interno bruto para el año 2020.

Pero la opinión generalizada es que el programa se ha desviado de sus objetivos tras las turbulentas elecciones celebradas en mayo y junio, que concluyeron en una frágil coalición gobernante bajo la dirección del primer ministro Antonis Samaras.

Samaras tiene previsto reunirse el jueves con los líderes de la coalición, incluyendo al ex ministro de finanzas Evangelos Venizelos, para discutir medidas de austeridad adicionales, de acuerdo con reportes de la prensa griega.

Según estos reportes, la coalición tiene que idear un ahorro adicional de 2,500 mde para cumplir con el objetivo de 11,500 mde establecido por la troika para los años 2013 y 2014. Las medidas que se debatirán podrían incluir recortes impopulares en las prestaciones públicas.

Samaras se reunirá con la troika el viernes, un día después del encuentro de la troika con el ministro heleno de Finanzas, Yannis Stournaras.

El Gobierno liderado por Samaras se ha comprometido a cumplir los compromisos financieros de la nación, pero al mismo tiempo ha indicado que será preciso renegociar parte del programa de rescate de Grecia.

La economía helena está sufriendo su propia versión de la "Gran Depresión," reconoció Samaras el pasado domingo. "Grecia está atravesando una crisis sin precedentes en tiempos de paz", declaró el primer ministro tras reunirse en Atenas con el ex presidente estadounidense Bill Clinton.

Aunque algunos analistas y políticos sostienen que una salida de Grecia sería manejable, otros opinan que tal hecho sin paralelo puede impactar la economía mundial cuando ésta lucha por recuperarse de la crisis financiera de 2008.

Las autoridades de la eurozona han tomado medidas para construir un cortafuego que proteja a las economías más grandes, como España e Italia, en el caso de que Grecia abandone el euro. Pero la piedra angular de ese muro de contención, el Mecanismo Europeo de Estabilidad, no estará plenamente funcional hasta que la Corte Suprema de Alemania concluya un análisis de dicho fondo en septiembre.

Dimitris Drakopoulos y Farmakis Lefteris, analistas financieros de Nomura Securities, resumieron de la siguiente manera los riesgos asociados a una salida griega: "Aunque con frecuencia se argumenta que una salida griega es ahora manejable, no se sabe cuáles son las consecuencias de tal acontecimiento, en particular en este momento que parece más probable que nunca que España habrá de solicitar un programa completo de rescate y los débiles cortafuegos de Europa seguramente serán puestos a prueba".

Mientras tanto, circulan rumores en torno a la voluntad de Alemania y de otras naciones del norte de Europa para apoyar los fondos adicionales para Grecia. Conforme la economía del país se deteriora, los informes han sugerido que Grecia podría necesitar hasta 50,000 mde más para cubrir todas sus necesidades de financiación.

Durante el fin de semana, un informe del diario germano Der Spiegel afirmaba que Alemania y el FMI se opusieron al otorgamiento de préstamos adicionales para Grecia más allá del monto que ya se había pactado.

En respuesta, un portavoz del FMI dijo el lunes que el fondo apoya a Grecia "en la superación de sus dificultades económicas".

El vocero comunitario Colombani declinó comentar la información difundida por el periódico, pero dijo que el Gobierno griego es consciente de la necesidad de "ponerse al día" en su programa de rescate aplicando urgentemente "acciones concretas".

Este último intercambio de declaraciones se da luego de que el Banco Central Europeo decidiera la semana pasada dejar de aceptar bonos griegos como garantía, en espera de la revisión de la troika. En el ínterin, sin embargo, Grecia aún puede acceder a la liquidez de emergencia del Banco Central griego.

En otra señal preocupante, el director ejecutivo de la agencia encargada de la privatización de activos estatales griegos renunció la semana pasada, al parecer debido a la frustración que le provocaban los esfuerzos del Gobierno para bloquear la venta de activos.

Ahora ve
La compra de Fox y otras predicciones acertadas de ‘Los Simpson’
No te pierdas
×