México, en punto de inflexión: JP Morgan

La economía mexicana será más competitiva si las reformas avanzan, prevé un análisis del banco; los años de bagaje ideológico e intereses económicos son un desafío a sortear.
Bandera México  (Foto: Notimex)
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El camino que ha emprendido el Gobierno que encabeza Enrique Peña Nieto muy probablemente conduzca a una economía más competitiva, desafortunadamente los intereses económicos y años de bagaje ideológico constituyen un desafío para la resolución de reformas como la fiscal y energética, considera el banco de inversión JP Morgan.

"Este será un camino largo y sinuoso, y no estará exento de obstáculos. En este sentido, reiteramos nuestra visión de que México se encuentra en un punto de inflexión", destaca el responsable de Estrategia de Inversión de JP Morgan Private Bank, Eduardo Raz Guzmán.

Las reformas fiscal y del sector energético pondrán a prueba no sólo al Gobierno sino a los partidos políticos más importantes, destaca en un análisis especial sobre México elaborado en enero.

El 12 de marzo pasado, Standard and Poor's (S&P) mejoró la perspectiva de la calificación de la deuda soberana de México de estable a positiva, apoyada por la mayor probabilidad de aprobación de reformas.

Raz Guzmán expone que si las acciones dicen más que las palabras, México podría estar encaminándose hacia un ciclo virtuoso impulsado por la productividad que aumentará aún más las perspectivas económicas del país, que ya cuenta con factores fundamentales sólidos y expectativas favorables de crecimiento.

"De aprobarse e implementarse, la agenda de reformas podría resultar sumamente positiva para el país. Sin embargo, algunos analistas se preguntan si el PRI estará dispuesto a instrumentar una agenda de reformas estructurales de semejante amplitud", estima.

En el pasado, este partido a menudo ha sido criticado por los analistas de mercados por haber frenado muchos intentos de aprobación de reformas que hoy el presidente pretende proponer.

El estratega de JP Morgan puntualiza que las reformas fiscal y energética son importantes para México, dado que posee uno de los niveles más bajos de recaudación fiscal en el mundo como porcentaje del PIB, y el sector petrolero está controlado por el Estado.

Los ingresos adicionales que surjan de las modificaciones al sistema tributario podrían emplearse para aumentar el gasto en salud, educación, jubilaciones y seguridad, y agrega que las reformas permitirían aumentar la inversión en Pemex, promover el crecimiento, aumentar el empleo y apuntalar la eficiencia energética de la nación.

En su opinión, muchos observadores son optimistas acerca de la posibilidad de que este Gobierno sea distinto, de que esté en la antesala de la introducción de cambios y reformas estructurales con efectos de largo plazo y positivos para la productividad y la competitividad de la economía mexicana.

"Entonces, ¿sucederá realmente esta vez? ¿Están los estamentos políticos preparados para modernizar el país? ¿O es demasiado bueno para ser cierto? Después de todo, hemos visto esta historia en varias oportunidades en el pasado, con éxito limitado", subraya.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El nuevo gobierno parece estar realizando los cambios necesarios para modernizar al país. El ejemplo más revelador parece ser la predisposición y la habilidad del PRI para encontrar puntos en común con los partidos políticos opositores, y de minimizar las interferencias provenientes de estos.

Y también parece haber aquietado algunas de las voces más virulentas en sus esfuerzos por crear una agenda común, considera Raz Guzmán de JP Morgan.

Ahora ve
Cómo se prepara y se come una pizza en el espacio
No te pierdas
×