Obama quiere recortes y más impuestos

El presidente de EU propone un presupuesto de 3.77 billones de dólares para el año fiscal 2014; pretende gravar más a los cigarros, así como cambiar la medición de la inflación.
barack obama  (Foto: AP)
Jeanne Sahadi
NUEVA YORK -

El presidente Barack Obama propuso el miércoles un presupuesto de 3.77 billones de dólares para el año fiscal 2014 que reduciría el déficit en 1.8 billones de dólares durante la próxima década, de acuerdo con altos funcionarios del Gobierno.

El proyecto presupuestario de Obama (que ya atrajo la críticas tanto de la izquierda como de la derecha) incluirá cambios al programa Medicare y a la Seguridad Social. También contempla aumentos impositivos que principalmente afectan a los hogares de altos ingresos y a las corporaciones.

El plan solicitará mayor gasto en infraestructura, en la educación preescolar y en la investigación civil (no militar). Esas inversiones se pagarían mediante otras medidas a fin de que no aumenten el déficit, dijeron los funcionarios.

El presupuesto del presidente llega con demora este año, pues se presenta después de que el Senado y la Cámara de Representantes han aprobado por separado marcos presupuestarios muy distintos para 2014.

Aunque no se espera que el Congreso lo acepte sin reservas, el presupuesto de Obama establece, no obstante, un lineamiento importante para la prosecución de las negociaciones con los legisladores en el tema de la deuda.

Aumentar el gasto en infraestructura: El presupuesto del presidente pedirá una inversión de 50,000 millones de dólares para, entre otras cosas, reparar autopistas, puentes, sistemas de tránsito y aeropuertos. Él también crearía un Banco Nacional de Infraestructura que reúna capital público y privado para proyectos importantes.

Cambiar la forma de medir la inflación: Obama ya ha sido atacado por la izquierda por apoyar el cambio al "IPC encadenado," que es una nueva manera para medir la inflación que reduciría el gasto federal proyectado disminuyendo el ritmo de crecimiento de los beneficios federales que son anualmente ajustados de acuerdo al costo de la vida. Estos incluyen los beneficios del Seguro Social.

Su presupuesto, sin embargo, también plantea maneras de compensar ese cambio para veteranos de bajos recursos, los destinatarios del Ingreso Suplementario de la Seguridad Social y los beneficiarios del Seguro Social de mayor antigüedad, explicó un funcionario de la administración.

El IPC encadenado también recaudaría más ingresos, ya que muchos elementos del código fiscal se ajustan a la inflación cada año, como los tramos del impuesto sobre la renta, la deducción estándar y los límites deducibles de la aportación a los planes de retiro 401(k).

Para el año 2020, el uso del IPC encadenado podría significar un aumento impositivo promedio de 311 dólares para cerca del 81% de los hogares que verían un alza tributaria, estima el Tax Policy Center.

Limitar el valor de las deducciones detalladas: Como ya propuso antes, el mandatario quiere establecer un tope al valor de las deducciones detalladas y las exoneraciones tributarias para los hogares de altos ingresos.

Normalmente, un contribuyente multiplica su tasa impositiva máxima por el importe de una deducción para calcular los impuestos ahorrados. Sin embargo, Obama ubicaría el tope para dicha tasa máxima en 28%, que es inferior a las dos tasas máximas del impuesto sobre la renta. Por tanto, alguien en el tramo de 39.6% ahorraría actualmente 39.60 dólares en una deducción de 100 dólares. Bajo la propuesta de Obama, el contribuyente sólo ahorraría 28 dólares.

Promulgar una Regla Buffett: El año pasado, Obama propuso la "Regla Buffett" como un principio rector para la reforma tributaria.

La idea es asegurarse de que las personas que ganan más de un millón de dólares pagaran su "justa parte" del impuesto federal, definida por él como una tasa mínima de 30%.

Este año, el presidente incluirá una versión similar mucho más específica que la esbozada en un proyecto de ley el año pasado por el senador Sheldon Whitehouse, de acuerdo con un funcionario.

La legislación del Senado impondría una tasa efectiva mínima de 30% de impuesto federal sobre las personas con ingresos brutos ajustados superiores al millón de dólares, si bien la escalonaría para quienes ganan entre uno y dos millones de dólares.

Los contribuyentes sujetos a la Regla Buffett todavía obtendrían una exención por las deducciones caritativas realizadas al calcular lo que adeudarían al fisco bajo la Regla Buffett.

Imponer un nuevo límite sobre las cuentas de jubilación con impuestos diferidos: Entre sus nuevas medidas fiscales, Obama fijaría un límite en la porción de los ahorros con impuestos diferidos de un individuo en todas las cuentas de retiro individual (IRA) y otras cuentas de jubilación que gocen de esta bonificación fiscal.

El umbral establecido para el saldo de cuenta se basaría en el monto que podría financiar una renta vitalicia de 205,000 dólares al año en la jubilación. En el año 2013, eso equivaldría a 3 millones de dólares, estima la administración.

En ese umbral, la propuesta afectaría a mucho menos del 1% de los titulares de cuentas IRA y 401(k), de acuerdo con las estimaciones del Employee Benefit Research Institute. Sin embargo, dependiendo de cómo se ajuste el umbral en los años futuros, ese porcentaje podría elevarse de manera significativa.

Aumentar los impuestos sobre los cigarrillos y otros productos del tabaco: Para financiar un mayor acceso a la educación preescolar, Obama propondrá un nuevo impuesto federal sobre los cigarrillos y otros productos del tabaco de 94 centavos de dólar por cajetilla.

No sería la primera vez. En el año 2009, él promulgó un aumento del impuesto federal sobre los cigarrillos para ayudar a pagar una expansión del programa State Children's Health Insurance Program, el cual proporciona atención médica a 8 millones de niños.

Elevar la tasa impositiva sobre los ingresos de los administradores de fondos de inversión: Los administradores de capital privado, capital riesgo y fondos de cobertura pagan al fisco el 20% de la porción de su compensación conocida como carried interest o participación en los beneficios, fundamentalmente pagando la tasa por ganancias de capital a largo plazo. Obama quiere que ese carried interest sea tratado como un ingreso ordinario. En consecuencia, los gestores de fondos podría pagar una tasa tan alta como el 39.6%, o más de 2.5 veces la tasa que pagan ahora.

Reducir el déficit en 1.8 billones de dólares: El plan de Obama para reducir la deuda se desprende de una propuesta que él le hizo al líder de la Cámara de Representantes, John Boehner, el año pasado durante sus negociaciones sobre el precipicio fiscal.

La propuesta sustituiría los recortes automáticos al presupuesto que entraron en vigor el mes pasado.

Cerca de 600,000 millones de los 1.8 billones de dólares provendrían de nuevos ingresos recaudatorios; en concreto del tope a las deducciones detalladas y la Regla Buffett.

Los otros 1.2 billones de dólares procederían de los recortes al gasto: 200,000 millones de dólares de los programas de defensa y no militares en la partida discrecional del presupuesto. Otros 400,000 millones de dólares de Medicare y otros programas federales de salud en medidas que principalmente afectarían a los hospitales y las compañías farmacéuticas. Y 600,000 millones vendrían de los recortes que afectan al gasto no sanitario en rubros como las subvenciones a la agricultura y los seguros de desempleo.

Un alto funcionario de la administración dijo en relación a esta oferta hecha por Obama a Boehner que no constituía un punto partida para las negociaciones, sino un "punto de fricción", señalando que si los republicanos no acordaban incluir los ingresos como parte de cualquier paquete negociado "no habrá acuerdo".

Es poco probable que las propuestas del presidente sean adoptadas en bloque. Pero si lo fueran, su proyecto de presupuesto elevaría la reducción total del déficit a 4.3 billones de dólares durante su administración.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

 

 

Ahora ve
Gracias a la inteligencia artificial, la NASA descubre sistema de ocho planetas
No te pierdas
×