Europa ‘descobija’ a las Pymes

La decisión del BCE de bajar las tasas no basta para ayudar a firmas pequeñas, dice Nin-Hai Tseng; se requieren políticas que fomenten la reactivación del crédito a estas firmas, asegura.
Mario Draghi  (Foto: AP)
Nin-Hai Tseng

El Banco Central Europeo (BCE) calmó los temores de los inversores la semana pasada cuando redujo sus tasas de interés de referencia por primera vez en casi un año. Las acciones alrededor del mundo se dispararon, pero el banco central se quedó corto en algo que realmente daría un giro a la crisis de deuda de la región: ayudar a las pequeñas y medianas empresas.

En Italia y España, que están entre los sitios más conflictivos de la zona euro, esas empresas impulsan a la economía. Por ejemplo, en España, más del 60% de la economía y 80% de los puestos de trabajo provienen de las pequeñas y medianas empresas, también conocidas como Pymes.

Estas empresas antes dependían de las cajas de ahorro regionales, pero desde la crisis financiera estos bancos no están prestando mucho, o nada en absoluto, después de años de ser demasiado complacientes con los prestatarios y operar con muy poco capital. Mientras que España tenía 45 cajas de ahorros regionales hace unos años, ahora sólo tiene 13, e incluso el futuro de éstas es incierto.

Esto se ha convertido en un gran problema, contribuyendo al aumento del desempleo en España e Italia. La crisis crediticia también ha reducido los ingresos fiscales, lo que dificulta más a los países periféricos reducir su déficit a niveles manejables.

El jueves, el BCE, el banco central de los países que usan el euro, se precipitó, recortando la principal tasa de refinanciamiento en un cuarto de punto porcentual a 0.50%. La decisión se produjo después de que una serie de datos revelados durante las últimas dos semanas sugirieron que la economía de la zona euro se contrajo por sexto trimestre consecutivo al inicio de 2013. El desempleo aumentó al 12.1%, mientras que la inflación cayó al 1.2% en abril, muy por debajo del objetivo del BCE de mediano plazo de poco menos del 2%.

Aunque el recorte de tasas del banco central debería proporcionar un apoyo muy necesario a los bancos con problemas en la periferia de la región, no será suficiente por sí solo para sacar a la eurozona de la recesión, dice Paul Ashworth, economista de la consultoría Capital Economics.

"Teníamos la esperanza de que el banco pudiera anunciar criterios más flexibles de garantías u otras medidas para estimular el crédito, en particular para las Pymes", indicó Ashworth a los clientes.

Ciertamente, el presidente del BCE, Mario Draghi, ha señalado que el banco central puede hacer más para evitar que la zona euro caiga más profundo en la recesión. Esto incluye reactivar los préstamos a las empresas, pero esas conversaciones están todavía en las primeras etapas. Mientras los funcionarios definen un plan, los expertos dicen que el banco central tendrá que asumir más riesgo en su balance general si quiere aumentar los préstamos a las Pymes.

Esto es algo difícil de hacer, ya que los bancos que están saliendo de los días oscuros de la crisis financiera aún están lejos de estar completamente recuperados y son muy adversos al riesgo. Sin embargo, hay algunas otras opciones: El banco central podría asumir parte de los riesgos mediante la compra de títulos de valores respaldados por Pymes, o ciertos tramos de ellos, dice James Howat, economista de Capital Economics. Pero la idea de comprar activos de un grado menor a inversión en grandes cantidades plantea mayores riesgos crediticios que los que banco central podría querer asumir. Así que podría no presagiar nada bueno entre algunos miembros.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Una ruta tal vez menos políticamente difícil podría ser que el Banco de Inversión Europeo o la Comisión Europea proporcionen una garantía o alguna forma de protección financiera frente a las pérdidas de al menos parte de los préstamos, dice Jacob Funk Kirkegaard, investigador principal del Instituto Peterson de Economía Internacional.

El punto es que no importará tanto cuán bajo caigan las tasas de interés sino los verdaderos esfuerzos por impulsar directamente los préstamos a las Pymes.

Ahora ve
La estatua de Diego Armando Maradona que provocó burlas en internet
No te pierdas
×