Fitch alerta a China sobre endeudamiento

La agencia publicó un informe donde advierte de los peligros del crédito en gobiernos locales; el mayor riesgo proviene de la escasa generación de efectivo y liquidez, expresó la calificadora.
chinadeuda  (Foto: Getty)
Charles Riley
HONG KONG -

Cuando el actual grupo de dirigentes chinos asumió el poder no perdieron tiempo en ordenar una exhaustiva auditoría de la deuda de los gobiernos locales.

Es de suponer que el nuevo gabinete, liderado por el presidente Xi Jinping, quería conocer de primera mano lo que todos quieren saber: ¿cómo ha afectado a las finanzas estatales la masiva expansión del crédito experimentada en China desde 2008?

La incómoda verdad es que nadie tiene una idea clara sobre cuánto han gastado exactamente los gobiernos provinciales. Los contadores aún trabajan horas extras en los territorios para darle a Beijing una respuesta acerca de los niveles de deuda, y se prevé que esté lista a finales de año. Mientras tanto las advertencias de algunos analistas privados son cada vez más temibles.

Más información: La deuda pública inquieta a China.

Fitch -que ha sido una de las calificadoras más severas- publicó un informe el miércoles que sostiene que cualquier viso de reducción del endeudamiento es prematuro. El crédito sigue creciendo, aseguró la agencia, y gran parte de la expansión se está produciendo en canales que no se reflejan en las estadísticas oficiales.

A continuación se reproduce un párrafo del documento:

"Los gobiernos locales continúan acumulando deuda conforme más proyectos de infraestructura se emprenden para impulsar el crecimiento. Mucho de esto puede en última instancia ser fiscalizado por el Gobierno central, redundando en un deterioro limitado del capital en los bancos. Sin embargo, cualquier exposición que no es generadora de efectivo de forma cotidiana reduce las entradas de efectivo de los bancos y constriñe la liquidez. Son estos retos de liquidez los que convierten la deuda local en un problema tanto a corto como a largo plazo".

Los gobiernos de las provincias no son los únicos que han gastado a manos llenas. El auge del crédito también ha sumido en el endeudamiento a compañías con poca capacidad crediticia al tiempo que han fomentado el sistema bancario paralelo del país.

¿Podrá Beijing simplemente escribir un cheque para cubrir cualquier deuda incobrable? Fitch dijo que no será tan fácil.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La agencia argumentó lo siguiente:

"Puede decirse que el mayor control de las autoridades chinas sobre prestatarios y prestamistas, y un sólido historial de políticas -en combinación con un sector financiero financiado en gran parte con recursos nacionales y una cuenta de capital cerrada- hacen más manejable ese alto nivel de apalancamiento que en otros lugares. Sin embargo, ningún sistema financiero puede sostener indefinidamente un progresivo apalancamiento. A la larga, la abultada carga de la deuda limitará la actividad económica mientras más recursos se destinen al servicio de la deuda y más inversión agrave la sobrecapacidad, reduciendo a su vez los ingresos corporativos".

Ahora ve
La lista de políticos estadounidenses acusados de acoso sexual sigue creciendo
No te pierdas
×