Alimentos elevan la inflación de China

En dato de octubre es de 3.2% interanual y se acerca al límite fijado por el Gobierno; el país tiene aumentos en la inversión en activos, ventas al por menor y la producción industrial.
china  (Foto: Getty)
PEKÍN (Agencias) -

La inflación en China se aceleró en octubre con un incremento interanual del 3.2%, una cifra ligeramente superior a la registrada en septiembre y que se acerca al límite marcado por Pekín para este año (3.5%). El Índice de Precios al Consumo (IPC), principal barómetro de la inflación, marcó un máximo de ocho meses ante el alza de los costos de los alimentos, de acuerdo a datos publicados este sábado por la Oficina Nacional de Estadísticas del país.

En septiembre el IPC registró un aumento del 3.1% interanual.

El alza del precio de los alimentos fue del 6.5% interanual (por encima del aumento acumulado en septiembre, que fue del 6.1%). El Gobierno recordó que los comestibles representan aproximadamente un tercio de la canasta de la compra habitual del consumidor chino.

De enero a octubre, el crecimiento del IPC chino se mantuvo en una alza media de alrededor del 2.6%, indicó el organismo.

El Banco Popular de China (el banco central) advirtió esta semana que el IPC podría subir en este trimestre y afectar a las expectativas para la inflación, que el Gobierno no quiere que supere el 3.5%.

El Gobierno ya anunció en alguna ocasión que intervendrá si los datos no se ajustan a los márgenes, por lo que expertos apuntan a un posible futuro ajuste monetario a manos de la entidad bancaria ante el último dato de la inflación.

"Aunque la inflación del IPC fue impulsada principalmente por la demanda estacional por alimentos, podría avivar temores del mercado de que el banco central pueda endurecer las condiciones monetarias", dijo Li Huiyong, economista de Shenyin & Wanguo Securities en Shanghái.

Artículo relacionado: El reto de reformar al ‘dragón asiático'

En contraposición al alza del IPC, el Índice de Precios al Productor (IPP), que mide el crecimiento de los precios al por mayor, continuaron con bajas en octubre con una caída del 1.5% interanual, superior a la registrada en septiembre, del 1.3%.

La Oficina Nacional de Estadísticas china también anunció este sábado un crecimiento en la inversión en activos, las ventas al por menor y la producción industrial a lo largo de octubre.

La inversión en activos en los primeros 10 meses del año fue de 35.17 billones de yuanes (5.73 billones de dólares), lo que supone un crecimiento interanual del 20.1%, si bien queda ligeramente por debajo de la subida interanual acumulada en los primeros ocho meses, del 20.2%.

Las ventas al por menor de enero a octubre alcanzaron un volumen de 19.3 billones de yuanes (3.1 billones de dólares) y crecieron 13% interanual.

La producción industrial, por su parte, se aceleró en octubre, con un aumento del 10.3%, ligeramente por encima del alza de septiembre (10.2%), pero por debajo de la de agosto (10.4%).

El Ejecutivo chino, que desde este sábado se reúne a puerta cerrada para debatir y anunciar las próximas reformas económicas que implantará el país (y que, según se prevé, tenderán a la apertura), pretende lograr un crecimiento de su economía del 7.5% este año.

Los datos del Producto Interior Bruto (PIB) del tercer trimestre acercaron esta posibilidad, al registrar su mayor aumento en lo que va de año con una subida del 7.8% interanual.

El PIB de China, segunda economía mundial, alcanzó los 38.67 billones de yuanes (6.30 billones de dólares) el tercer trimestre de 2013, lo que marcó el primer repunte desde el registrado en los últimos tres meses de 2012.

En el segundo trimestre, el crecimiento de la segunda economía del mundo había sido del 7.5%.

Los datos de este sábado se conocen después de que el viernes China revelara que sus exportaciones crecieron 5.6% interanual en octubre, un aumento superior al esperado por analistas y que cambia el signo descendente de septiembre.

Artículo relacionado: La manufactura de China acelera

Las exportaciones son aún una gran base de la economía de China, que pretende encaminar su modelo económico a uno más asentado en el consumo interno después de que sus principales socios comerciales (como la Unión Europea o Estados Unidos) hayan disminuido sus compras por el azote de la crisis financiera.

Para trazar un nuevo camino económico, el país asiático anunciará reformas "sin precedentes" (según adelantó uno de los más altos cargos chino, Yu Zhengsheng, recientemente) durante la reunión que se celebra desde hoy en Pekín y hasta el martes.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

En ella, se tratará de poner solución a importantes desafíos a los que enfrenta la segunda economía mundial como la caída de la demanda externa, el exceso de capacidad de producción o el endeudamiento de los gobiernos locales.

Con información de EFE y Reuters

Ahora ve
Esta fotógrafa quiere romper el estereotipo de los hombres árabes
No te pierdas
×