Alimentos suben hasta 29% por impuestos

Refrescos, botanas, chocolates y cereales dispararon sus precios por los nuevos gravámenes; los hogares mexicanos destinan hasta 45.5% de su presupuesto a la compra de gaseosas: Nielsen.
Alimentos  (Foto: Getty)
Sara Cantera
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La aplicación del impuesto de 8% a los productos con alto contenido calórico y de un peso por litro a las bebidas azucaradas provocó incrementos variados en artículos como las galletas, que subieron de precio hasta 22.3%, mientras que algunos refrescos reportaron alzas de hasta 29%, señala un reporte de la firma investigadora de mercados Nielsen.

El precio del pan dulce avanzó entre 5% y 10%, mientras que el alimento para perro lo hizo hasta en 20%. En todos los casos, el alza se reportó en la tercera semana de enero pasado, frente a la tercera semana de octubre de 2013, según el reporte “Entorno del consumo ante las nuevas reformas hacendarias”.

Los repuntes superan por mucho a la inflación anual registrada en enero de 4.48% y al incremento de 3.9% del salario mínimo para este año.

El impuesto de 8% aplica para alimentos no básicos como botanas, confitería, chocolate, flanes, pudines, dulces de frutas, cremas de cacahuate y avellanas, dulces de leche, alimentos preparados a base de cereales, helados, nieves y paletas de hielo con una densidad calórica de 275 kilocalorías o mayor por cada 100 gramos.

Estos incrementos podrían provocar una disminución de entre 3% y hasta 7% en el consumo nacional de refrescos, estimó José María Flores, analista del grupo financiero Ve por Más.

En el caso de las galletas, pastelillos y pan dulce empacados, los consumidores pueden encontrar alternativas más económicas o diferentes, por lo que la caída en el consumo podría ser del doble que el de las bebidas azucaradas, es decir de hasta 14%, explicó el experto.

“En ambos casos, las empresas podrían reformular sus productos y algunas ya están en proceso de desarrollo de nuevas recetas con ingredientes menos calóricos como Stevia”.

También se prevé el lanzamiento de presentaciones más pequeñas como Coca Cola y Pepsi de 250 mililitros con un costo de cinco pesos que están disponibles en el mercado desde este año.

La consultora Kantar Worldpanel considera que las reacciones más probables de los consumidores son la racionalización de uso o la migración a marcas más económicas, así como la compra de productos a granel.

Kantar estima que este año los mexicanos gastarán 385 pesos más en refrescos, frente a lo que erogaban el año pasado, 69.9 pesos más en jugos, néctares y bebidas; 62.8 pesos más en bebidas en polvo; 15.6 pesos más en galletas; y 10 pesos más en mermeladas.

Nota relacionada: Mexicanos gastarán 12% más en productos

De los recursos destinados a la alimentación, a nivel nacional, los hogares desembolsan el 45.5% de sus ingresos en refrescos, y en los hogares de nivel socioeconómico bajo alcanza hasta el 50.6%.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La tolerancia del consumidor al alza de precios dependerá de la lealtad a la marca, diferenciación del producto, competencia y el nivel de desembolso.

nielsen.jpg

Ahora ve
Gracias a la inteligencia artificial, la NASA descubre sistema de ocho planetas
No te pierdas
×