6 eventos que asustaron al mercado

Ha sido un 2014 agitado. Estos sucesos amenazaron con detener al mercado alcista... brevemente; ahora se han sumado la invasión de Israel en Gaza y el derribo de un avión comercial en Ucrania.
wsserios  (Foto: CNN)
Matt Egan

Sustos en todo el mundo

Wall Street sufrió un nuevo par de sacudidas esta semana.

En primer lugar, un avión de pasajeros fue derribado en Ucrania, lo cual amenaza con aumentar las tensiones entre Rusia y Occidente.

Y después, Israel lanzó un asalto terrestre a gran escala en Gaza, sumándose a los disturbios en el Medio Oriente.

Es demasiado pronto para decir si estos últimos riesgos detendrán la racha alcista, pero hasta ahora el mercado de valores ha seguido subiendo pese a los numerosos obstáculos geopolíticos y de otro tipo.

“Todos han resultado sin consecuencias para el mercado de valores, y de hecho han sido buenas oportunidades de compra”, escribió Ed Yardeni, presidente de asesoría de inversión de Yardeni Research, en una nota reciente.

Echa un vistazo a lo que ha asustado el mercado... hasta ahora.

Minicrisis de los mercados emergentes

Fecha: Finales de enero de 2014

¿Recuerdas cuando todo el mundo estaba hablando de los 'Fragile Five' ('Cinco Frágiles')?

En enero, los inversores se asustaron por la agitación monetaria y en bonos que azotaban a los mercados emergentes. Brasil, India, Indonesia, Sudáfrica y Turquía estaban al borde de un colapso. Eso se sumó a la implosión del peso argentino.

El temor era que otros mercados contrajeran el virus que infectó a esos países, creando una epidemia en toda regla.

La agitación de los mercados emergentes provocó una caída del 6% en el S&P 500 entre el 21 de enero y el 5 de febrero y amenazó con calificar como la primera corrección del 10% desde noviembre de 2012.

Putin toma Crimea

Fecha: marzo de 2014

La decisión de Vladimy Putin de invadir y anexionar a Crimea finalmente llevó las tensiones entre Estados Unidos y Rusia a niveles no vistos desde la Guerra Fría.

Los inversores estadounidenses se preocuparon brevemente de que el conflicto ucraniano desencadenaría una guerra más amplia o sanciones masivas que podrían perjudicar los mercados globales. El mercado de valores estadounidense se tambaleo varias veces en marzo y abril, a medida que las tensiones aumentaban.

Esas preocupaciones se desvanecieron un poco, pero no han desaparecido, como muestran los acontecimientos en la región esta semana.

El error de novata de Yellen

Fecha: 19 de marzo de 2014

El 19 de marzo, Janet Yellen aprendió por las malas cómo un desliz menor del lenguaje por parte de la presidenta de la Reserva Federal puede asustar al mercado al instante.

Cuando un reportero le pidió que definiera lo que la Fed quería decir acerca de esperar un “tiempo considerable” antes de elevar las tasas de interés, Yellen dijo que “probablemente significa algo en el orden de alrededor de seis meses, o algo así”. El Dow cayó hasta 180 puntos después de su comentario.

Pero un alza de tasas tan pronto como en septiembre no era a lo que Wall Street había estado apostando. Así que los mercados hicieron una rabieta, por temor a que la Fed pudiera elevar las tasas antes de que la economía estuviera preparada para ello. De hecho, le tomó al S&P 500 nueve sesiones de negociación antes de recuperarse del retroceso alimentado por Yellen.

Colapso de las acciones

Fecha: abril de 2014

Una revelación aterradora golpeó a muchos inversores a principios de esta primavera: muchas acciones denominadas como de impulso tienen valoraciones ridículas.

En otras palabras, con base en sus ingresos proyectados, estas acciones parecen muy caras. Los sectores de redes sociales y de biotecnología y, dos rincones atractivos del mercado que son notablemente difíciles de valorar, fueron golpeados de forma particularmente dura por el colapso que siguió.

Los inversionistas se deshicieron de participaciones en acciones como Twitter, LinkedIn, Gilead Sciences e Infinity Pharmaceuticals. Otras favoritos de los operadores de impulso como Netflix, Tesla, Pandora y FireEye también se vieron afectadas.

Aunque la hemorragia se detuvo finalmente, las acciones de impulso todavía están sujetas a fuertes turbulencias. Eso quedó de manifiesto a principios de esta semana cuando la Reserva Federal dijo que las acciones más pequeñas de biotecnología y de redes sociales estaban potencialmente “presionadas” en su valoración.

ISIS invade Irak

Fecha: junio de 2014

Los mercados globales se asustaron comprensiblemente en junio, cuando ISIS, un grupo terrorista tan perverso que ha sido repudiado por Al Qaeda amenazó con derrocar al gobierno de Bagdad.

El crudo Brent, de referencia mundial, se disparó a casi 116 dólares el barril, a medida que se extendían los temores sobre una producción paralizada. Si los precios de la energía se disparan aún más, podrían desacelerar el crecimiento global, haciendo la vida más cara tanto para las empresas como para los consumidores.

La invasión de Irak por ISIS también destacó los temores geopolíticos más amplios en la región, incluyendo la guerra civil en Siria y la violencia entre Israel y Hamas en Gaza. Los inversores se temieron que las tropas estadounidenses regresaran a Irak en masa o que el país pudiera convertirse en un refugio para los terroristas.

Aunque los precios del petróleo se desplomaron a medida que el avance de ISIS hacia Bagdad fue detenido, Wall Street sigue preocupado por los acontecimientos en esta región volátil.

Pánico bancario en Portugal

Fecha: 10 de julio 2014

Hablando acerca de déjà vus. A principios de este mes, Wall Street experimentó una desagradable repetición de la crisis de deuda soberana europea.

Los mercados de valores de todo el mundo se desplomaron el 10 de julio, debido a los temores sobre un posible colapso del Banco Espirito Santo, la segunda entidad financiera mayor de Portugal. Las acciones de la entidad crediticia portuguesa se desplomaron debido a las preocupaciones sobre irregularidades contables y se añadieron al estrés financiero.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El temor en ese momento era que los problemas de Banco Espirito Santo presagiaran problemas más profundos en los bancos portugueses y en la zona euro en general. Estas preocupaciones se sumaron a los últimos informes oficiales que revelan que la economía de Europa ha pasado otra mala racha.

Pero la caída intradía de 180 puntos del Dow el 10 de julio resultó ser una reacción exagerada a medida que las acciones finalizaban el día con sólo pérdidas modestas, antes de rebotar a nuevos récords esta semana.

Ahora ve
Google lanza tres nuevas apps gratuitas de fotografía
No te pierdas
×