Meses sin intereses impulsan morosidad en bancos

La falta de pago repercute en mayores tasas de interés para todos los tipos de préstamos; en el largo plazo, se puede reflejar en menor consumo y desaceleración económica.
tarjeta credito  (Foto: Agencias)
Carmen Luna
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El Buen Fin no solo trae promociones y facilidades de pago, también deja una ola de endeudamiento entre los consumidores mexicanos que termina por repercutir en los índices de morosidad de los bancos y mayores tasas de interés para los tarjetahabientes y quienes quieran un crédito.

El Índice de Morosidad (IMOR) ajustado de la cartera de consumo de la banca ha ido a la alza en los últimos meses. Al cierre de noviembre pasado fue de 13.95%, nivel mayor al 12.90% de noviembre de 2013, según cifras de la Comisión Nancional Bancaria y de Valores (CNBV).

En su último reporte sobre el sistema financiero, el Banco de México (Banxico), advirtió que los créditos al consumo medidos como proporción de la cartera vigente han aumentado. Lo mismo ha ocurrido con la probabilidad de incumplimiento probablemente como resultado de la desaceleración de la actividad económica.

Expertos indicaron que aunque el alza en la morosidad no repercute negativamente en los bancos debido a sus buenos niveles de capitalización, sí se traduce en mayores tasas de interés para los consumidores.

“[La morosidad] repercute en mayores tasas de interés para todos los tipos de préstamos. La gente se pregunta por qué si la tasa de interés de política monetaria baja la de los créditos al consumidor no lo hace, y la razón es que si hay más morosidad el costo del crédito se debe repartir entre todos los que bajan”, comentó el vicepresidente del indicador del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF), Jonathan Heath.

Entre las promociones que incluyó el Buen Fin destacaron el uso de las tarjetas bancarias y las compras a meses sin intereses, que pueden generar altos niveles de endudamiento si los consumidores no hacen una planeación adecuada.

La tasa efectiva promedio ponderada de las tarjetas de crédito fue de 25% al cierre del año pasado, desde 24.1% de 2013, de acuerdo con el reporte Indicadores Básicos de Tarjetas de Crédito de Banxico. El crédito al consumo contribuyó con más de la mitad del riesgo de crédito que enfrenta la banca comercial a pesar de que solo representa el 27% de la cartera de crédito bancario al sector privado no financiero.

“Lo que tienen que hacer los bancos para mantener su negocio es subir la tasa de interés para compensar la morosidad y eso lo pagan todos los clientes. Viene a raíz de una parte excesiva mercadológica para que se hagan compras sin un análisis previo de las finanzas”, comentó el director de la Licenciatura en Administración Financiera en el Tecnológico de Monterrey, Miguel Ángel Rendón.

Entre las cifras de la CNBV destaca que los bancos con el IMOR ajustado en cartera de consumo más alto se ubican Banco Azteca con 25.57% al cierre de noviembre de 2014, desde 22.20% del mismo mes de 2013.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Banco Ahorro Famsa tiene 25.39% [desde 21.53%], BanCoppel con 24.59% [frente a 17.70%], Santander con 12.74% [desde 4.81%] y HSBC con 16.03% [desde 13.73%], todos son el mismo periodo de referencia.

Miguel Ángel Rendón agregó que el aumento en la morosidad y las tasas de interés al consumo pueden traducirse en el largo plazo en un menor consumo, y afectar el proceso de recuperación de la economía. 

Ahora ve
‘Despacito’, de Luis Fonsi, arrasa en la entrega número 18 de los Grammy Latino
No te pierdas
×