Obama aprueba en economía, por primera vez

52% de los estadounidenses consideran positivo el estado económico por primera vez en seis años; la creación de empleo y los bajos precios de la gasolina han reforzado la confianza de la población.
gasolina  (Foto: Getty)
Matt Egan
NUEVA YORK (CNNMoney) -

Por primera vez desde que el presidente Barack Obama asumió su cargo, una mayoría significativa de estadounidenses aprueban su política económica.

Cincuenta y dos por ciento de las personas encuestadas en un nuevo sondeo de CNN/ORC describe la economía de Estados Unidos como muy buena o bastante buena, mientras que el 48% dice que es muy pobre o bastante pobre.

Los estadounidenses encuestados son los más optimistas desde antes de la Gran Recesión, y esa es una buena noticia para la Casa Blanca y la candidata presidencial demócrata Hillary Clinton.

Además de eso, la gente piensa que la economía color de rosa continuará. Más de dos tercios de los encuestados creen que la economía estará en buena forma dentro de un año, en comparación con el 38% que dice que estará en mal estado.

Es posible que el alza de la confianza se refuerce a sí misma, impulsando un crecimiento más fuerte en el futuro a medida que la gente y las empresas gastan más.

Entonces, ¿por qué los estadounidenses son más positivos acerca de la economía de Obama?

1. Empleos, empleos, empleos

No es ningún secreto que la gente se siente mejor acerca de la economía cuando hay más chances de conseguir empleo.

Después de años de inactividad, se crearon más de 2.95 millones de empleos el año pasado, convirtiéndolo en el mejor año de crecimiento del empleo desde 1999.

Dicho de otro modo, en 2009 la tasa de desempleo se elevó hasta el 10%. Ahora es de 5.5%, no muy lejos de lo que se considera normal y saludable.

Otra señal optimista es que más estadounidenses están abandonando voluntariamente sus empleos. La mayoría de la gente sólo deja un trabajo cuando cree que puede encontrar algo mejor o un salario más alto.

Todo esto puede ayudar a explicar por qué la gente de la encuesta de CNN/ORC se siente mejor acerca de su situación personal: 42% dicen que están mejor económicamente que hace un año, frente al 34% que están peor y el 23% que está en la misma situación.

2. Los estadounidenses adoran la gasolina barata

A todo el mundo le encanta recibir una ganancia inesperada; y eso es exactamente lo que millones de conductores recibieron cuando los precios del petróleo y la gasolina colapsaron el año pasado.

El precio promedio de un galón de gasolina cayó 34% durante el año pasado, según datos de la Reserva Federal.

Hasta ahora, los consumidores no parecen estar gastando este dinero extra, y han elegido mejor guardarlo y pagar deudas. Pero aún así, eso hace que la gente se sienta mejor acerca de sus finanzas.

“Es un recorte de impuestos de facto. Todo el mundo tiene dinero extra en sus bolsillos”, dijo Greg Valliere, estratega político en el Grupo de Investigación de Potomac.

Sería difícil que Obama se adjudique los precios energéticos baratos, pero podría beneficiarse de ellos de todos modos. La caída en los precios del petróleo desde los más de 100 dólares el barril a menos de 50 dólares a principios de este año se vio impulsada por el auge estadounidense del petróleo de esquisto que ha dejado al mundo inundado de demasiado petróleo.

3. Crecimiento sano

La economía estadounidense está creciendo de nuevo. Sí, podría ser mejor, pero sin duda ha recorrido un largo camino desde el abatimiento de la crisis financiera.

El producto interno bruto, la medida más amplia de crecimiento, subió 2.4% en 2014. Eso es un alza desde el 2.2% en 2013. Hay razones para creer que el crecimiento será incluso más fuerte este año. Durante el tercer trimestre del año pasado, el PIB se elevó 5%, el ritmo más rápido desde 2003.

4. Otros factores

La confianza económica también ha sido impulsada por un sinnúmero de otras fuerzas, incluyendo el mercado de valores. A pesar de un comienzo regular en 2015, el Dow y el S&P 500 se ubican cerca de máximos históricos. Se han disparado desde que el mercado alcista comenzó en marzo de 2009.

Los consumidores también se están beneficiando del dólar estadounidense en alza. Este aumenta el poder adquisitivo de la gente, especialmente cuando se viaja al extranjero.

Gracias a las políticas sin precedentes de la Reserva Federal, el préstamo de dinero para comprar una casa o un coche sigue siendo muy barato. La tasa hipotecaria fija a 30 años se ubica en apenas 3.77%, frente al 4.34% de hace un año.

Margen de mejora

Por supuesto, ni siquiera la Casa Blanca argumentaría que la economía está cerca de una condición perfecta.

Un área obvia que necesita mejorar es el crecimiento de los salarios, que está comenzando a repuntar, pero sigue quedándose rezagada respecto a los niveles saludables.

El gasto del consumidor sigue siendo tibio, a pesar de la caída en los precios de la gasolina. Eso es un problema porque el 70% de la economía estadounidense depende de que las personas abran sus billeteras y gasten.

Entonces, ¿quién merece la medalla por la mejor economía?

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Valliere dijo que es “debatible” si Obama, la Reserva Federal o los simples factores cíclicos deberían recibir la mayor parte de la alabanza. Pero es común que los presidentes gocen de alzas en sus índices de aprobación cuando la economía mejora y viceversa.

“Obama recibió críticas mordaces cuando la economía se estaba desempeñando mal. Es natural que, cuando las cosas mejoran, él reciba algo del crédito”, dijo Valliere.

Ahora ve
La Navidad llegó a los Campos Elíseos en París y así es como se ve
No te pierdas
×