5 retos para Reino Unido tras el triunfo conservador

El triunfo de David Cameron enfrentará desafíos en la confianza empresarial y en la economía; además, en su campaña se comprometió a someter a referéndum la adhesión a la Unión Europea.
david cameron  (Foto: CNN)
Ivana Kottasova
LONDRES (CNNMoney) -

Los votantes británicos le dieron a David Cameron un segundo mandato como primer ministro, un resultado muy bien recibido por inversionistas y empresarios.

Pero tras el festejo por los resultados que le favorecieron, al líder conservador le esperan varios dolores de cabeza.

Los mercados celebraron la derrota del Partido Laborista de izquierda, pero hay numerosos desafíos para la confianza empresarial y el impresionante desempeño del Reino Unido.

Estos son cinco grandes retos que le esperan a Cameron:

1. Europa

Cameron se comprometió con los votantes a convocar un referéndum sobre la adhesión británica a la Unión Europea en el año 2017.

Los analistas dicen que el riesgo de una salida británica de la Unión Europea (lo que llaman "Brexit") creará incertidumbre para las empresas. "El referéndum propuesto podría ocasionar que se aplacen inversiones nacionales y extranjeras", dijo Azad Zangana, economista para Europa de Schroders.

Para Moody’s, una "Brexit" podría afectar la calificación crediticia del Reino Unido si Cameron no es capaz de reproducir los beneficios que conllevaba el formar parte del bloque.

Europa es el mayor socio comercial de Gran Bretaña. El Fondo Monetario Internacional dice que el comercio del Reino Unido con la UE es 55% mayor de lo que sería fuera del bloque.

Ser parte de la UE -y tener una fuerte voz dentro de ella- también hace que el Reino Unido sea más atractivo para los socios y los inversionistas internacionales. Estados Unidos ha dejado claro que quiere la permanencia de Reino Unido en la UE, al igual que muchas grandes empresas.

2. Inmigración

La inmigración está en el centro del debate europeo, sobre todo después de registrarse un período de rápido crecimiento en el número de llegadas a Gran Bretaña. Cameron ha prometido frenar el número de extranjeros que llegan al territorio.

Pero la libertad de circulación dentro de la propia UE es uno de los principios torales del bloque, y es poco probable que otros miembros den marcha atrás en ese punto. Cameron también tendrá que encontrar un equilibrio entre las peticiones que piden controles migratorios más estrictos y la evidencia de que los inmigrantes han ayudado a impulsar la recuperación económica del Reino Unido.

Algunas empresas y universidades ya han advertido que están batallando para reclutar a los trabajadores calificados y los académicos que necesitan.

3. Austeridad

Gran Bretaña sigue viviendo por encima de sus posibilidades: su déficit presupuestario se encuentra entre los más altos del mundo desarrollado. Cameron ha prometido equilibrar las finanzas del Gobierno, pero después de cinco años de austeridad será más difícil implementar los recortes que ha propuesto.

Al mismo tiempo, tendrá que cumplir las promesas de campaña: gastar más en salud y vivienda para la personas de bajos ingresos.

"Durante la campaña se hicieron bastantes promesas de gasto", dijo Tim Besley, profesor de la London School of Economics.

Cameron ahora tendrá que explicar a los votantes cómo planea financiar esas promesas, a la vez respetando los compromisos de cerrar la brecha fiscal y no subir los impuestos.

4. La desaceleración del crecimiento

Gran Bretaña creció más rápido que cualquier otra gran economía desarrollada el año pasado, pero las cifras más recientes fueron decepcionantes: el crecimiento cayó a 0.3% en el primer trimestre de 2015, la mitad de la tasa de expansión registrada en los últimos tres meses de 2014.

El Institute of Fiscal Studies señala que la economía está creciendo principalmente gracias al gasto de los consumidores.

Para impulsar el crecimiento y hacerlo más sostenible, el nuevo Gobierno tendrá que mejorar la productividad de la mano de obra, pues Reino Unido sigue siendo mucho menos eficiente que Estados Unidos, Alemania y el resto de las economías del G-7, con excepción de Japón.

5. ¿Reino Des-Unido?

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los nacionalistas escoceses ganaron las elecciones en Escocia por aplastante mayoría. La impresionante victoria renovará las preocupaciones de que Escocia pueda separarse de Reino Unido, en especial si los británicos votan por abandonar la UE.

El riesgo de otro referéndum sobre la independencia de Escocia podría asustar a los inversionistas en los próximos años.

Ahora ve
La Ciudad de México recibirá la visita de Godzilla
No te pierdas
×