5 beneficios para las parejas del mismo sexo en EU

La Suprema Corte extendió el derecho al matrimonio para las parejas del mismo sexo en todo el país; la decisión es una victoria civil pero también un triunfo para sus bolsillos.
parejas del mismo sexo  (Foto: Especial)
Katie Lobosco

La Suprema Corte de Estados Unidos extendió el derecho al matrimonio para las parejas del mismo sexo en toda la Unión Americana.

Es más que una victoria civil para las parejas LGBT estadounidenses, es una victoria financiera.

En 2013, la Corte echó abajo una ley que impedía al Gobierno federal reconocer el matrimonio del mismo sexo. Pero hay todavía 13 estados que no lo reconocen: Arkansas, Kentucky, Georgia, Luisiana, Michigan, Mississippi, Missouri, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Nebraska, Ohio, Texas y Tennessee.

Las parejas en esos estados no tienen acceso a los beneficios federales y estatales que las parejas heterosexuales tienen. Eso significa que se pierden de miles de dólares al año.

Esto es lo que puede cambiar.

1. Seguridad social: Casarse significa un cheque más grande de seguridad social para las parejas del mismo sexo en retiro.

El beneficio por matrimonio puede ayudar a las parejas cuando un cónyuge gana más que otro. El pago para la persona de menores ingresos se puede incrementar para alcanzar la mitad de lo que gana su pareja. En promedio, eso son 780 dólares extra al mes que las parejas del mismo sexo no alcanzan a percibir, de acuerdo con un reporte de Human Rights Campaign.

Las parejas también tendrán acceso para los beneficios por viudez de seguridad social, que se reciben cuando uno de los cónyuges muere. Si el cheque de seguridad social de quien fallece era mayor, la persona puede buscar tener acceso a él.

Las parejas del mismo sexo también califican para el pago de 255 dólares que hace el Gobierno para los gastos funerarios.

2. Beneficios de salud: Si una persona no está legalmente casada puede no recibir los beneficios de la aseguradora de su pareja. Pese a que 66% de las compañías de Fortune 500 extienden los beneficios a las parejas del mismo sexo, eso puede llevar a mayores impuestos tanto para el empleado como para la firma.

3. Impuestos: Cumplir con el fisco puede ser complicado para las parejas del mismo sexo, especialmente para aquellas que se casaron pero viven en un estado que no las reconoce. Por ejemplo, Dave Greenbaum y Mike Silverman viven en Kansas, por lo que tienen que hacer una declaración conjunta a nivel federal e individualmente a nivel estatal. Eso significa que tienen que pagar cientos de dólares a sus contadores. Además de eso, pierden cerca de 450 dólares al año por pagar impuestos de forma separada.

No todas las parejas se beneficiarán por pagar impuestos de forma conjunta. Si ganan cerca de la misma cantidad de dinero, pagar impuestos de esta forma les puede generar una mayor carga impositiva.

4. Derechos de herencia: Cuando una persona muere, su pareja tiene los derechos de herencia, que no se dan en automático si el matrimonio no está reconocido. Mark Phariss y Vic Homes han estado juntos por 18 años pero no se casarán hasta que sea legal en su estado natal Texas. Su abogado les ha dicho que se refieran uno a otro como “mejores amigos” en lugar de “pareja” en su testamento. De esa forma, será muy difícil intentar cambiar el documento en una corte texana.

5. Decisiones médicas: En el caso de que un cónyuge se enferme, el otro podría no tener derecho legal a tomar ciertas decisiones importantes.

“Siempre hay el temor de que uno tenga un problema serio y el otro no pueda tomar decisiones”, dijo Ed Williams. Él y su pareja Ron Emery han estado juntos por 30 años pero están esperando a que Missouri reconozca el matrimonio entre personas del mismo sexo para casarse.

Ahora ve
Para Estados Unidos, el TLCAN necesita cambios de fondo
No te pierdas
×