Economía mexicana ‘contribuye’ a la debilidad del peso

El bajo crecimiento del PIB y el aumento de la deuda no favorecen la percepción sobre México; las medidas de la Comisión de Cambios tendrán efectos limitados, advierten expertos.
Peso  (Foto: iStock by Getty)
Carmen Luna
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Parte de la debilidad del peso mexicano frente al dólar estadounidense se debe a factores externos como la futura alza de la tasa de interés de la Reserva Federal o la crisis griega, sin embargo el bajo crecimiento económico, los deslucidos resultados de la primera licitación de la Ronda Uno y la política de endeudamiento del Gobierno Federal son elementos que tampoco favorecen a la moneda.

“Los fundamentos macroeconómicos de México son razonablemente buenos, aunque respecto a lo que teníamos hace pocos años han tenido algún deterioro, como la posición fiscal del Gobierno. Hemos visto que el déficit y la deuda han crecido como proporción del PIB, aunque están en niveles manejables. Los fundamentos son buenos, pero no tan buenos como los que teníamos”, dijo en entrevista el economista en jefe para México de Scotiabank, Mario Correa.

Al cierre de junio, la deuda neta como porcentaje del Producto Interno Bruto (PIB) se ubicó en 42.2% desde 38.8% de diciembre de 2014. Mientras que el crecimiento de la economía ha sido en promedio 1.8% en los últimos dos años, cuando se estima que el potencial es de entre 3% y 3.5%.

El precio del petróleo mexicano se ha desplomado 54.73% en los últimos 13 meses y en la primera parte de la tan esperada Ronda Uno solo se adjudicaron dos áreas de 14 ofrecidas.

Las expectativas que construyen los inversionistas en torno a un país son las que se encargan de generar la entrada o salida de los flujos de capital y con esto provocan presiones al tipo de cambio.

En lo que va del año, el peso ha retrocedido frente al dólar en 1.38 pesos y desde mediados de 2013 acumula un descenso de 3.79. Actualmente, el billete verde spot se vende en 16.12 pesos.

Fundamentos macroeconómicos

El Banco de México ha insistido en que se deben fortalecer los fundamentos macroeconómicos, ya que esto le ayudará a los activos mexicanos a consevar parte de su atractivo.

“(En la depreciación) los efectos externos son predominantes. Obviamente tener un crecimiento robusto o una perspectiva de que las reformas generarán crecimiento en el mediano plazo y la parte macroeconómica solida ayudan a diferenciarte positivamente, tampoco hemos visto que lo deteriore pero tampoco que lo haya favorecido”, comentó el economista principal de BBVA-Bancomer, Arnoldo López.

Las medidas implementadas la semana pasada por la Comisión de Cambios (Banco de México y Hacienda) de aumentar el monto diario de las subastas de dólares ayudó a contener la depreciación del peso, sin embargo, el impacto es limitado porque en promedio los inversionistas negocian al día poco más de 20,000 millones de dólares en el mercado.

“En momentos de volatilidad, la percepción de los inversionistas juega un papel importante y hacia México ha empeorado, con la caída en los precios del petróleo, la Ronda Uno, le da un poco de mala impresión que a otros emergentes”, advirtió el director de análisis económico de CI Banco, Jorge Gordillo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los expertos coincidieron en que si la Fed decide aumentar su tasa de interés en septiembre el peso podría ver un respiro frente al dólar no sin antes alcanzar niveles cercanos a los 17 pesos.

“Los mercados han sobrerreacciando. Pero si no mejoran los factores internos el regreso que esperamos en el tipo de cambios (la recuperación del peso) sería más lento”, dijo Correa.

Ahora ve
Estados Unidos suspende temporalmente visados a Rusia
No te pierdas
×