Bonos basura petroleros, ¿una bomba de tiempo?

Expertos calculan en 180,000 millones de dólares el tamaño de la deuda en riesgo de impago; las industrias de la minería, metal y acero también están en dificultades.
energía  (Foto: Getty)
Matt Egan
NUEVA YORK (CNNMoney) -

Prepárate para una ola de incumplimientos en el sector petrolero.

Las compañías de energía que se llenaron de deuda durante el auge del petróleo probablemente tendrán problemas para pagar esos préstamos. Los precios del petróleo se han desplomado más de 65% desde mediados del año pasado, a menos de 37 dólares por barril, y no hay una recuperación a la vista.

Y la agitación en Wall Street está siendo impulsada por la advertencia reciente de Standard & Poor's Rating Service de que un impactante 50% de los bonos basura energéticos están “en problemas”, lo que significa que están en riesgo de impago.

En cifras generales, hay problemas por 180,000 millones de dólares en deudas. Es el nivel más alto desde el final de la Gran Recesión, y gran parte de ella está en compañías de energía.

“La ola de incumplimientos energéticos que se avecina podría significar un trayecto muy difícil más adelante en 2016”, indicó Bespoke Investment Group en un informe reciente. La firma describe el entorno del mercado de bonos basura como “bastante terrible” últimamente.

Eso es un cambio dramático desde los recientes años dinámicos, cuando el auge del petróleo de esquisto, junto con los costos de préstamos baratos permitieron a las empresas energéticas asumir cargas de deuda para financiar las costosas operaciones de perforación.

La producción petrolera de Estados Unidos se disparó, creando un gigantesco exceso de oferta que está presionando los precios hacia abajo y perjudicando la capacidad de muchas empresas de energía para pagar su deuda.

“La marea podría estar cambiando. El exceso de apalancamiento durante los buenos años ha hecho mella en los perfiles crediticios”, escribieron los analistas de la firma de investigación Markit en un informe publicado el miércoles.

72% de las compañías mineras y de metal están en problemas

Por supuesto, no solo las empresas petroleras están bajo presión financiera. S&P dijo que la impresionante cifra de 72% de los bonos de la industria de la minería, metal y acero ya están en dificultades.

Eso tiene sentido considerando el hecho de que los precios de materias primas como el cobre, el mineral de hierro, aluminio y platino han caído recientemente a niveles de crisis. Es tan serio que un índice clave de Bloomberg de precios de materias primas se ubica ahora en su nivel más bajo desde 1999.

No importa el sector, estas compañías presionadas financieramente se verán obligadas a reducir los costos mediante la venta de activos y el despido de trabajadores.

Los impagos corporativos ya están en aumento. S&P informó recientemente que los incumplimientos de pago de deuda superaron los 100 en el año; la primera vez que eso ha ocurrido desde 2009. Casi un tercio de los impagos de 2015 han provenido de las compañías de petróleo, gas o energía.

S&P advierte que el alto nivel de bonos en dificultades es un indicador de que más impagos se avecinan. La firma dijo que ser clasificado como “en problemas” refleja una “mayor necesidad de capital y suele ser un precursor de más impagos”.

En momentos en que los precios del petróleo y el gas natural son superbajos, hay más malas noticias financieras para estas empresas: un cambio en el entorno de las tasas de interés. Se espera que la Reserva Federal de Estados Unidos eleve las tasas de interés esta semana por primera vez en casi una década, un movimiento que probablemente perjudicará la demanda de activos de riesgo.

¿Qué empresas podría ser las próximas?

La lista de las compañías de petróleo y gas en dificultades enumera en su mayoría a pequeñas y medianas empresas, aunque también incluye a algunas grandes marcas como Chesapeake Energy.

Carl Icahn posee una gran parte de Chesapeake, una compañía de gas y petróleo natural cuyas acciones han caído 76% en precio en lo que va del año. Chesapeake está tratando de aliviar su masiva carga de deuda por 11,000 millones de dólares al tratar de que los inversores vendan sus bonos a la compañía por un valor inferior.

Otras empresas de energía en la lista de empresas en dificultades incluyen a Denbury Resources, Linn Energía y Transocean; los cuales han sido golpeadas por los precios petroleros baratos.

No es una repetición de 2008

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La buena noticia es que pocos creen que los impagos impulsados por las materias primas provoquen una crisis financiera en toda regla, como sucedió con la tormenta de los bonos hipotecarios en 2008. Eso se debe, al menos en parte, a que los bancos son más fuertes y más capaces de soportar las tormentas financieras.

“Este es un ejemplo de advertencia, pero por el momento realmente no debe incidir en el resto del sistema financiero”, dijo Nicholas Colas, director de estrategia de mercado de ConvergEx.

Ahora ve
El Model S de Tesla dejó más que sorprendido a este hombre de 97 años
No te pierdas
×