Los anti-Trump encienden protestas en Arizona y Nueva York

Manifestantes bloquearon calles y se hicieron presentes en los actos del republicano en Arizona; decenas más marcharon contra el empresario en una de sus sedes en la Gran Manzana.
AFP-Donald-Trump-manifestacion-Nueva-York  A la par del avande del republicano para la nominación, las protestas en su contra avanzan /  (Foto: Reuters)
WASHINGTON, Estados Unidos -

Decenas de manifestantes bloquearon el tráfico cerca de un evento de Donald Trump en Arizona este sábado, mientras manifestantes marcharon en la ciudad de Nueva York para protestar contra el aspirante presidencial republicano que encabeza la carrera por la nominación a la candidatura.

Los manifestantes en Arizona bloquearon los carriles de tráfico en Fountain Hills, donde Trump realizó una concentración la tarde de este sábado, dijo el subdirector de la oficina del alguacil del condado de Maricopa, Joaquín Enríquez.

Recomendamos: Temores económicos atraen a votantes a Trump y Sanders

Enríquez dijo que en el Boulevard Shea, la arteria principal del área, los manifestantes estaban causando problemas a los automovilistas. El congestionamiento fue de varios kilómetros por el bloqueo.

 

This couple got a smattering of boos as they walked by. #DonaldTrump #TrumpRally

Una foto publicada por Stephanie Elam (@stephelamtv) el

 

Más tarde, Enríquez dijo a CNN que tres manifestantes fueron detenidos y dos vehículos fueron remolcados de la avenida. El funcionario destacó que las detenciones se debieron a los bloqueos en la vía y no a causa de la propia protesta.

Manifestación en Nueva York

Mientras que la protesta en Arizona estaba en curso, una multitud de manifestantes se reunió en Manhattan para marchar desde Columbus Circle, en un extremo Central Park, hacia la Trump Tower, en la Quinta Avenida.

Una pequeña escaramuza estalló cuando los manifestantes comenzaron a lanzar botellas de agua a los policías, quienes trataban de evitar interrupciones en el tráfico vehicular.

Un puñado de manifestantes fue rociado con gas pimienta y algunos detenidos.

Los manifestantes portaban pancartas con mensajes como "#CrushTrump" (#Derrotar a Trump).

La marcha fue organizada por grupos que incluían activistas por los derechos de los inmigrantes y los Antifascistas Cosmopolitas. Una página de Facebook del grupo dijo que representa "la inclusión, la diversidad y los derechos humanos."

Una de las manifestantes, Malu Huacuja, originaria de México, dijo que protestaba por la retórica de Trump sobre la inmigración.

"No soy una traficante de drogas", dijo. "No soy una criminal. No soy una violadora... El odio es un veneno muy peligroso en el alma de la humanidad", advirtió.

Recomendamos: "Una tormenta en los mercados si Trump gana", advierte Elías Ayub

La oposición contra el republicano

Las protestas en los mítines de Trump se han incrementado en los últimos días. El viernes por la noche, manifestantes afuera de un acto del republicano en Salt Lake City, Utah, trataron de romper las puertas del recinto, lo que provocó que oficiales de la policía y los agentes del Servicio Secreto los enfrentaran bruscamente mientras Trump hablaba. Y la semana pasada, los enfrentamientos entre manifestantes y partidarios en Chicago obligaron a la cancelación de una reunión.

Trump apareció el sábado con la exgobernadora de Arizona, Jan Brewer, y el alguacil de Maricopa, Joe Arpaio, quien respaldó al puntero republicano en enero. Arpaio saltó a la fama conservadora con sus redadas agresivas a los inmigrantes indocumentados y sus tácticas que llaman la atención como vestir a los internos de prisión con ropa interior de color rosa.

En su aparición en el Centro de Convenciones de Tucson, Trump se refirió a muchos de los temas que le son familiares en sus discursos de campaña —incluyendo el traer de vuelta los empleos a EU desde el extranjero, los aranceles sobre los productos hechos en México y la crítica de la política exterior del presidente Barack Obama—, pero en particular se centró en la inmigración ilegal, un problema importante en Arizona.

“Mucho crimen. Las drogas se desbordan por la frontera. La gente lo está viendo ahora. ¿Y saben qué? Vamos a construir el muro y vamos a detenerlo. Se va a terminar”, dijo Trump.

Y añadió: “A menos que tengan una frontera, no tendrán un país. Recuerden eso”.

Leer: Un muro y otras promesas de Trump en política exterior

Mientras hablaba, decenas de manifestantes se concentraron afuera del centro, gritando "No más odio" y "Trump el racista".

Durante su discurso, Trump fue interrumpido en varias ocasiones por los manifestantes, algunos de los cuales participan en altercados físicos con simpatizantes. Detrás de él, se registró un enfrentamiento entre la seguridad y unas dos docenas de manifestantes en las gradas.

En un momento dado, Trump se dio la vuelta en el podio mientras observaba a los manifestantes escoltados hacia afuera.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“Estas no son buenas personas”, dijo Trump, agregando, “no son realmente manifestantes, son agitadores”.

Linh Tran, Ray Sánchez y Keith Allen contribuyeron a este informe

Ahora ve
Nueva tecnología permite que las fotografías cobren vida
No te pierdas
×