11 medios y redes sociales que no encontrarás en China

El país dice que quiere abrir más su economía al resto del mundo, pero Beijing mantiene un control estricto de la tecnología y del acceso a los medios de comunicación.
China ha prohibido el uso de redes sociales como Instagram, Twitter y Facebook.
Sin redes sociales.  China ha prohibido el uso de redes sociales como Instagram, Twitter y Facebook.  (Foto: iStock by Getty Images/hxdyl )
SHERISSE PHAM Y CHARLES RILEY
(CNN) -

A pesar de que China desea abrirse más al mundo, el regimen de Beijing mantiene un control estricto de la tecnología. Te presentamos 11 cosas que aún tiene restricciones.

Instagram

Los líderes de China han prometido un papel decisivo para los mercados en su enorme economía, y una letanía de reformas económicas está en marcha. Pero en muchas áreas, el país todavía está relativamente cerrado.

Intenta usar Instagram, por ejemplo. ¡No se permiten fotos!

China prohibió la plataforma de intercambio de fotos después de que las protestas a favor de la democracia sacudieran a Hong Kong en 2014.

Lee: Instagram estrena álbumes en los que podrás publicar hasta 10 fotos y video

Ya no es posible acceder a la plataforma de medios sociales desde ningún lugar dentro del llamado Gran Firewall Chino, un proyecto de censura operado por más de una década por el Partido Comunista.

Recomendamos: Pinterest está en la 'lista negra' de China

Twitter

Lo siento, fanáticos de las redes sociales. Twitter también está vedado.

Los analistas dicen que Bejing estaba particularmente nervioso por el papel que jugaron los medios sociales en la Primavera Árabe y la Revolución Verde de 2009 en Irán, lo que provocó un apagón para el servicio de microblogging.

Eso no impidió que Twitter contratara a una alta ejecutivo en China en un esfuerzo por atraer más dinero de publicidad. Pero la ejecutiva, Kathy Chen, renunció a finales de 2016, después de tan solo ocho meses en el trabajo.

Lee: Ni los tuits de Donald Trump pueden salvar a Twitter

Google

Gmail es uno de los muchos servicios de Google que está seriamente restringido por los reguladores chinos.

Y no puedes ver los resultados de búsqueda de Google, ni los videos de YouTube en China.

Google ha librado durante años una batalla con Beijing por la censura. En 2010, Google redirigió el tráfico de búsqueda de China continental a su rama sin censura de Hong Kong y en gran medida se retiró del mercado. La relación ha mejorado poco desde entonces.

Determinados usuarios pueden seguir accediendo a Gmail a través de una red privada virtual (VPN), que enmascara el origen del tráfico web. Pero incluso esos esfuerzos a veces pueden ser interrumpidos por el Gran Firewall.

Facebook

China apagó las luces de Facebook en 2009 y no hay señales de que Beijing planee restablecer el acceso a la plataforma de medios sociales con sede en Estados Unidos.

Algunos analistas creen que el origen de la prohibición se remonta a disturbios que estallaron en julio de ese año entre musulmanes uigures y chinos en la provincia noroccidental de Xinjiang.

Recomendamos: Facebook podría pagar caro la censura de noticias para darle gusto a China

El fundador de la red social, Mark Zuckerberg, ha visitado China varias veces, incluso ha estrechado la mano del presidente Xi Jinping, pero Pekín no ha cambiado de rumbo.

Recomendamos: Zuckerberg se vuelve piloto de Nascar... por unas horas

Snapchat

Los usuarios chinos tampoco pueden acceder a Snapchat.

Mantener fuera a las firmas occidentales ha dado a las empresas tecnológicas chinas el tiempo suficiente para desarrollar sus propias redes.

Es una táctica comercial proteccionista que ha pagado dividendos. El servicio de microblogging Weibo es popular, y varias aplicaciones de mensajería doméstica han florecido.

Lee también: Snow, el rival de Snapchat que amenaza con dejarlo fuera de la jugada en Asia

Sin embargo, estas plataformas están fuertemente censuradas. Eso incluso ha incluido el bloqueo de transferencias de dinero con números que se refieren a fechas sensibles, como la represión contra los manifestantes de la Plaza Tiananmen el 4 de junio de 1989.

Un estudio de Harvard estimó que hasta 488 millones de publicaciones en las redes sociales eran fabricadas por el gobierno chino cada año en un esfuerzo por distraer la atención de asuntos sensibles.

Pinterest

Pinterest era libremente accesible en China durante años; lo que tiene sentido, porque sus usuarios normalmente no comparten contenido que altere a los censores chinos. La gente en Pinterest por lo general “pinea” elementos de interés en un tablero, como imágenes y consejos sobre decoración del hogar, estilos de cabello, cocina, bodas y moda.

El bloqueo de Pinterest comenzó en marzo de 2017, de acuerdo con el grupo de vigilancia Greatfire.org, que supervisa la censura y accesibilidad de los sitios web en China.

Al igual que la represión contra Snapchat, la prohibición de Pinterest podría ser más por proteccionismo que sobre política. Varias copias de Pinterest han aparecido, incluyendo uno del gigante tecnológico Alibaba.

Sitios web

Beijing bloquea el acceso a miles de sitios web al mismo tiempo, incluidos los que alojan pornografía.

Los censores también prohíben que los usuarios de Internet visiten muchos sitios que critican al Partido Comunista o abordan temas delicados como los derechos humanos.

Los resultados de la búsqueda también son censurados. Los usuarios de Internet a menudo se ven obligados a idear un lenguaje alternativo inteligente para discutir noticias o eventos históricos como las protestas de Tiananmen Square y la represión.

Películas extranjeras

Los reguladores chinos permiten que solo 34 películas extranjeras se muestren en los cines cada año, limitando severamente el acceso a los últimos éxitos de taquilla de Hollywood.

Aún así, las películas aprobadas enfrentan la mano dura de los censores del gobierno, que cortan cualquier cosa que el Partido Comunista considere ofensivo o subversivo.

Recomendamos: Beso gay impide estreno de 'Bella y Bestia' en un país

Las audiencias chinas aman las películas extranjeras recortadas, y Hollywood está impaciente por que los reguladores amplíen su cuota.

A pesar de la ventaja comercial que les da, los cineastas chinos probablemente seguirán teniendo choques con Beijing por la censura.

China otorgó elogios al director nacido en Taiwan, Ang Lee, cuando ganó el Oscar al mejor director en 2005. Pero su película, Brokeback Mountain, nunca se mostró en China.

Lee: China censura una popular telenovela por los escites de sus actrices

Mientras tanto, China ha estado construyendo su industria de entretenimiento doméstico. El gigante tecnológico Alibaba, por ejemplo, tiene su propia rama de producción cinematográfica.

Libros electrónicos y videos

Otro frente en la campaña de censura de Beijing es el contenido digital extranjero.

Las ofertas de Apple iBooks y iTunes Movies y un servicio de streaming de video de Disney han sido cerrados.

Parece que han entrado en conflicto con nuevas normas que requieren la aprobación del gobierno para las empresas extranjeras que quieren proporcionar contenido en línea como videos, juegos y libros.

Los expertos dicen que las regulaciones en gran parte reflejan lo que las autoridades ya estaban haciendo, pero están vagamente redactadas, lo que da a los funcionarios demasiado espacio para la interpretación.

Casinos

Beijing prohibió los juegos de azar en 1949, y los casinos no están autorizados para operar en China. Sin embargo, muchos chinos tienen una inclinación hacia los juegos de azar, una tradición que se remonta a miles de años.

Hoy en día, la prohibición general no impide que los chinos emprendedores establezcan operaciones clandestinas de apuestas y sorteos privados.

Esa política también ha generado un anillo de casinos que operan justo fuera de China continental. El más notable de estos está en el territorio de Macao, que presume una industria de casinos que es varias veces más grande que la de Las Vegas.

Pero las apuestas en Macao han sufrido un golpe por parte de la campaña anticorrupción del gobierno chino. Los ingresos de los juegos de azar de los casinos han caído, generando fuertes afectaciones al resto de la economía del territorio.

Libros

La Administración General de Prensa y Publicación de China revisa todos los libros antes de su publicación en China, y la censura es un procedimiento estándar.

Hablar críticamente sobre los derechos humanos, el Tíbet o el Partido Comunista está fuera de los límites. También se prohíbe informar sobre la riqueza de los funcionarios chinos.

Los editores que rompen las reglas son clausurados rápidamente, dejando a los autores con una decisión: aceptar la censura o perder el acceso a 1.4 millones de lectores potenciales.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los libros polémicos son a menudo objeto de contrabando en China continental desde otras jurisdicciones, incluyendo Hong Kong. Pero las recientes desapariciones de varias personas conectadas con un editor de Hong Kong que vendió títulos con chismes sobre líderes chinos enviaron un mensaje escalofriante a la industria.

Los vendedores de libros desaparecidos aparecieron más tarde en China continental.

Ahora ve
Políticos y líderes empresariales que forman parte de la comunidad LGBT
No te pierdas
ç
×