De cafetaleros a floricultores

Chiapas Flowers nació por los efectos de la crisis de 1995, ya que cultivar café ya no era rentable; ahora exporta sus flores a países como Estados Unidos y tiene una producción semanal de 300 cajas.
flores  (Foto: Photos to go)
Diana Fernández
TAPACHULA, Chiapas (CNNExpansión) -

Cuando la tierra es fértil y el espíritu emprendedor, no importa cuánto caiga el sector en el que se desempeñe el negocio, siempre hay maneras de sobrevivir y este es el caso de Chiapas Flowers. La empresa, cuyas raíces están en los cafetales de Soconusco Chiapas, nació por necesidad de mantener el negocio familiar a flote, pues tras una crisis en 1995 el café perdió valor en el mercado y las posibilidades de permanecer en pie eran cada vez más escasas.

Así fue como Ryner Böheme, alemán, e Ibbeth de Böheme, guatemalteca, incursionaron como floricultores de orquídeas y anturios. Este nuevo giro de negocio no sólo les dio la posibilidad de sostenerse como empresarios sino que en la actualidad representa más del 50% de sus ganancias totales.

"Nosotros iniciamos con las flores más por una necesidad de salir adelante como caficultores y tratar de superar la crisis del 95, pero hoy es más rentable la floricultura que seguir cosechando y vendiendo café, pues requiere de menos cuidados y en una semana obtienes el producto que vas a vender, contrario al café que tarda 9 meses en dar cosecha", relató Böheme.

La empresa que produce 12,000 tallos semanales de anturios, exporta el 15% de su producción total a Estados Unidos, por medio de un tercero que se encarga de distribuir  las flores desde Tijuana.

"Vendemos a distribuidores de flores en  Distrito Federal, Monterrey  y Tijuana y son ellos los que se encargan de llevarlos a las floristerías y otros países como Estados Unidos, nos enfocamos más en la producción y cultivo de la flor", agregó la otra fundadora oriunda de Guatemala.

Con un cultivo de más de 5 colores y tamaños diferentes de anturios, Chiapas Flowers cuenta con una producción de 300 cajas semanales de la flor, las cuales se vende a los distribuidores en 320 ó 350 pesos, dependiendo del tamaño y la cantidad de flores que vayan en cada caja.

Aunque para los fundadores de la compañía su principal negocio sea la siembra de flores, calidad exportación, existe otra fuente de ingresos que recién están explorando y hace parte de una iniciativa de la zona cafetera de Chiapas.

La Ruta del Café, un producto turístico ideado por las fincas cafeteras de la zona, entra las que están Finca Hamburgo, Irlanda y Sanfrancisco;  se ha convertido en otra forma de vender el café de estos agricultores.

Y en otra fuente de ingreso para la empresa de flores, pues con una inversión de cerca de 1 millón de pesos lograron adecuar la infraestructura e instalaciones para recibir a los turistas que quieran conocer un poco más del cultivo del café y las flores.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Nuestra meta es que se cree una cultura del café en México y que cada vez más personas consuman el producto, por eso hicimos una investigación de las posibilidades de convertir las fincas cafeteras de Chiapas en hoteles cuya inversión fue de más de 1 millón de pesos, sólo en el estudio", explicó el gerente comercial de la Finca Hamburgo, La Ruta del Café, Ulises Hidalgo Hernández.

Bajo la filosofía de diversificar el negocio pasando de caficultores a floricultores y a prestadores de servicios turísticos, estos emprendedores, siguen reinventándose para expandir su negocio.

Ahora ve
Coyoacán tendrá una clínica veterinaria en honor a los perros rescatistas
No te pierdas
×