Escucha, es clave para tu negocio

Interrumpir al interlocutor es uno de los errores más comunes que se cometen en las conversaciones; aprender de la experiencia de otros empresarios te puede ayudar a crecer tu negocio.
empleado-entrevista-trabajo-JI.jpg  (Foto: Jupiter Images)
Diana Fernández
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Una vieja tradición de la tribu indígena de los Huitotos, habitantes de la selva Amazónica colombiana, consistía en reunirse alrededor del más sabio de la comunidad para escuchar sus historias y aprender de su experiencia, así no lo creas dicha costumbre también puede ser clave para tú negocio.

Aunque en esta tribu quien da los consejos es el más adulto y con mayor experiencia, en los negocios quien te puede guiar es un joven que al igual que tu tuvo en su momento la misma dificultad y aprendió como superarla.

"Dar consejos de cómo resolver un problema de negocios, no es la mejor opción porque las situaciones, implicaciones y resultados pueden ser muy distintos, por eso lo mejor que puede hacer alguien que apenas está empezando a emprender, es escuchar a los otros y aprender de sus experiencias", explicó el presidente de Enterpreneurs Organization (EO) y juez del Premio al Estudiante Emprendedor 2010, Jorge Aguilar.

Bajo este método de aprendizaje es que más de 7,500 empresarios de 38 países del mundo entre los que se encuentra México, Colombia y Estados Unidos, han logrado construir una red de apoyo empresarial, explicó Aguilar.

Mediante los denominados foros, los empresarios se reúnen para hablar de asuntos que consideran relevante compartir y entre sí comparten experiencias, dudas, miedos, problemas, etc, explicó el presidente de EO.

"Lo mejor que pueden hacer los jóvenes que quieren competir en un mundo de negocios, es que escuchen lo que otros tienen que decir, no que sigan un consejo al pie de la letra sino que aprendan a escuchar diferentes puntos de vista y después tomar una decisión de negocio que beneficie su empresa", indicó el presidente de la organización.

Uno de los errores más comunes que se cometen en el momento de entablar una conversación de negocio es la falta de voluntad por escuchar al otro y dejar de lado tus necesidades inmediatas de información clave, según el autor de Human Relations at Work: Dynamics of Organizational Behavior, Davis Keith.

De acuerdo con el también profesor de la Universidad de Arizona, estos son los errores más comunes que se comenten cuando se trata de escuchar.

- Observar sólo lo externo sin tomar en cuenta el contenido.

- Interrumpir constantemente al que habla para hacer algún señalamiento.

- Concentrarse en una porción del mensaje sin darle importancia a su totalidad.

- Adaptar todo a una idea preconcebida.

- Prescindir de escuchar lo que resulta difícil.

- Permitir que las emociones bloqueen el mensaje.

- Ponerse a pensar en nuestros problemas en lugar de concentrarse en lo que se escucha.

Partiendo de la experiencia que ha tenido el presidente de EO en pasados foros de discusión con empresarios, existe un método eficaz, que puede ayudarte para sacar el mejor provecho de una conversación con otro emprendedor para que aprendas de su experiencia.

  1. Interesarse: muestra interés por lo que la persona te está diciendo mediante el contacto visual.
  2. Alentar: dale a entender que deseas que continúe hablado.
  3. Pregunta: para demostrar que deseas comprender lo que dice la otra persona pídele más información sobre el tema que está desarrollando.
  4. Retroalimentar: expresando con tus propias ideas lo que la persona te relató le das a entender que estás escuchando y que te importa lo que tiene para decir.
Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Aunque no existen una fórmula mágica que te lleve a tener una conversación productiva con otro empresario para que puedas aprender de sus vivencias y aplicarlas para tu negocio, el presidente de EO aseguró que la clave está en observar cómo lo hacen los más expertos.

Si bien es cierto que para pertenecer a la organización tienes que facturar mínimo un millón de dólares, tener entre 25 y 40 años y haber sido invitado por uno de sus miembros, Aguilar afirmó que este tipo de experiencias ha ayudado a crecer a los empresarios, incluso en sus relaciones personales gracias a las habilidades de comunicación que han desarrollado entre sí.

Ahora ve
Barack Obama regresa a la arena política para apoyar a los demócratas
No te pierdas
×