Autoconfianza, reto de emprendedoras

En México, sólo el 19% de las mujeres son emprendedoras debido a la falta de confianza en sí mismas; empresarias confían que el potencial de las mujeres está en luchar contra sus propias creencias.
angelica fuentes  (Foto: Carlos Aranda)
Samantha Álvarez /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

En México, solo 19% de las mujeres de la población económicamente activa decide emprender. El reto más importante para lograr su independencia económica está en lograr mayor confianza en sí mismas, más que en integrar sus distintos roles, coinciden expertas.

“Es importante que se honren, se reconozcan como entes valiosos, fuertes y despierten a esa mujer valiente que llevan dentro”, dijo Angélica Fuentes, presidente ejecutiva de Grupo Omnilife y fundadora de Angelíssima.

Angélica Fuentes creó el mes de marzo una fundación que lleva su nombre con el objetivo de impulsar el empoderamiento de la mujer en México y América Latina, con una inversión inicial de dos millones de dólares de recursos propios.

De inició detonó un proyecto para apoyar a las niñas indígenas guatemaltecas a través de la Organización de las Naciones Unidas y para acercar tecnologías de la información a mujeres de México, Colombia, Chile y Perú mediante la EBC Fundation.

“Los que buscamos es que las mujeres sigan creciendo, aportándole las herramientas para insertarlas en la vida económica de los países en los en que viven”, dijo la empresaria, durante el vento Foro para la Cooperación Unidos por la Mujer (FoCo) en el Auditorio Nacional.

Las mujeres deben luchar contra sus propias creencias y aprender a armar redes, según Christina Berton, socia fundadora de Amara Fundación Pro-Autoestima que brinda apoyo psicológico.

“La sociedad sigue culpando a la mujer por no estar todo el tiempo con la familia o con su esposo, haciéndola sentir mal por trabajar. Como mujeres debemos cuestionar esas creencias que no son ciertas”, dijo Berton.

Amara ha atendido a 500,000 personas con talleres y conferencias sobre “liderazgo amoroso”.

“Las mujeres saben trabajar en equipo, son sensibles y empáticas, esto les permite contagiar su energía y ánimo a sus colaboradores”, comentó la psicóloga.

Prospera, una firma que sirve de intermediario entre microempresarias y grandes empresas, sabe de los beneficios de la vinculación. “Las mujeres seguimos trabajando de manera más fragmentada, para detonar su potencial debemos aprender a trabajar en conjunto. Debemos crear redes de apoyo y trabajo entre las mujeres empresarias”, dijo su fundadora, Gabriela Enrigue.

Su equipo se reúne con las áreas de marketing, compras y responsabilidad social de las grandes empresas para conocer qué necesidades tienen y de qué manera las comunidades marginadas pueden desarrollar lo que necesita.

Hasta el día de hoy, Prospera ha desarrollado una red de 150 compañías y organizaciones que le compran a 6,000 emprendedoras de Zacatecas, Aguascalientes, Guanajuato, Colima y Jalisco que han desarrollado 300 productos.

Ahora ve
Los datos más curiosos sobre Netflix en México durante 2017
No te pierdas
×