Menos violencia, más best seller y novelas, la tendencia editorial en FIL

Después del auge de textos sobre violencia, las editoriales de la FIL señalan que los 'best seller' internacionales recuperaron lectores
FIL_Guadalajara
FIL_Guadalajara  FIL_Guadalajara
| Otra fuente: 1

Los best seller y las novelas de ficción recuperaron terreno en 2012 con relación al resto del sexenio, en el que los temas sobre narcotráfico habían dominado los estantes, coincidieron escritores, críticos literarios y casas editoriales entrevistados por CNNMéxico.

En este año, solo tres títulos relacionados con violencia y narcotráfico están en las listas de los cinco libros más vendidos y novedades de las principales editoriales que se presentarán en la Feria Internacional del Libro (FIL) de Guadalajara, que inicia este fin de semana.

El lenguaje del juego (Daniel Sada); Justicia (Gerardo Laveaga) y Nombre de Perro (Élmen Mendoza), son los titulares con mayor éxito relacionados con la violencia derivada por el crimen organizado que se vive en el país, según un sondeo hecho por CNNMéxico entre las principales casas editoriales.

“Lo que sucedió con los libros de narcotráfico es que se planearon en buena medida dentro de las editoriales como esto que llaman los estadounidenses películas de explotación, sacarle el mayor provecho al tema y aunque ha habido obras de periodismo interesantes, también a su alrededor apareció una suerte de industria parásita de libros, de novela escrita muy a vuela plumas que abarrotaron el mercado en los últimos años”, dijo Antonio Ortuño, crítico literario y escritor.

El fenómeno alcanzó notoriedad en el último sexenio. En un artículo escrito para la revista Chilango, el escritor y crítico literario, Álvaro Enrigue, denominó  a este grupo de autores El cártel de los escritores y definió el movimiento como “una discreta plaga que minó las torres de edificantes novelas sobre próceres”.

“Estuvieron muy de moda esos libros de periodismo de investigación que se leen como si fueran textos de ficción, pero que en realidad son reportajes narrados de manera novelada, algo pasó que ya se habla muy poco de ellos”, dijo Dulce María Zúñiga Chávez, jefa del departamento de estudios literarios de la Universidad de Guadalajara (UdeG).

Las listas de los libros más vendidos y lanzamientos están integradas este 2012 por libros que son best-seller, novela histórica, política y novela de ficción, según las editoriales consultadas Anagrama, Cal y Arena, Random House Mondadori, Planeta, Santillana y Tusquets.

"La novela histórica y la divulgación de la historia son dos de los géneros que más apasionan a los lectores en México y también la superación personal, la espiritualidad y la autoayuda siguen en el gusto del público que acuden a las librerías”, dijo a CNNMéxico Daniel Mesino, editor de no ficción del Grupo Editorial Planeta México.

“Las tendencias se están globalizando, México ha entrado de manera clara al circuito de los best seller internacionales”, mencionó Ortuño al citar como ejemplo los fenómenos de Harry Potter y Cincuenta sombras de Gray.

El escritor Rafael Pérez Gay, editor de Cal y Arena, opina por el contrario que la literatura vinculada a crimen y narcotráfico llegó para quedarse, aunque admite la posibilidad de una depuración en obra y autores en un mediano plazo.

“El tema del narcotráfico no desaparecerá porque un sexenio termine y otro empiece, eso es absolutamente imposible y estará en la mente, el imaginario y el horizonte de los escritores cada que hace una novela, un relato, una crónica los periodistas”, dijo.

“El narcotráfico es un asunto que ha traspasado los tejidos sociales y al traspasar y romper ese tejido social ha llegado al mundo de la cultura y se ha instalado en el mundo de la literatura y del periodismo, de modo que seguiremos viendo libros sobre este tema”, dijo Pérez Gay.

Élmer Mendoza, escritor especializado en temas de violencia y narcotráfico y autor de Balas de Plata (Premio Tusquets de Novela 2007), dijo que en los últimos años quienes escriben sobre narcotráfico pueden clasificarse en tres grupos: los que hacen periodismo, los que escriben ficción mal hecha y los autores “que son lo menos” con un esfuerzo narrativo y vocación por contar lo que hay detrás de los hechos.

“Si es una moda pasará y los autores irán tomando para sus obras otros temas de interés, hay autores que tenemos interés antropológico por el asunto y seguiremos escribiendo sobre este tema”, mencionó.

El crítico literario Antonio Ortuño señala que el narcotráfico como materia prima de los escritores va “de capa caída” y  se explica por la explotación del tema, “lo cual no le resta importancia intrínseca al tema ni al hecho de violencia en el país”.

Ahora ve
No te pierdas