El Oscar para Cuarón, una "lección de éxito" para el cine mexicano

Mientras el director dijo que México no se beneficia con su triunfo, figuras del cine dicen que 'desnuda' la realidad del celuloide nacional
Era un alumno fuera de serie: profesor de Cuarón
| Otra fuente: CNNMéxico
(CNNMéxico) -

Ni siquiera el territorio mexicano fue visto en el espacio de la gran ganadora del Oscar, Gravedad, para considerar al trabajo de Alfonso Cuarón como un triunfo de la cinematografía nacional.

El cineasta ha insistido que la cultura mexicana no se refleja en su filme, una coproducción de Estados Unidos y Gran Bretaña, y que hay otras películas que si hablan de México y no han recibido el "suficiente festejo".

Sin embargo, aunque los logros de Cuarón en la reciente temporada de premios —incluyendo los siete premios Oscar— no son del cine mexicano, figuras de esta industria coinciden en que devela una problemática: en el país no hay espacio para crecer.

"El fenómeno que se puede dar es, no es que surja un cine mexicano, sino de que muchos técnicos y especialistas del cine mexicano busquen su salida laboral y también la posibilidad de continuar una obra en el extranjero", consideró Felipe Coria, director del Centro Universitario de Estudios Cinematográficos de la UNAM.

Para el también cinesta, los Oscar de Cuarón y Emmanuel Lubezki solo muestran la vocación de un director y un fotógrafo que en algún momento tuvieron que emigrar ante la hostilidad de su propia industria.

El actor Joaquín Cosío considera que la fuga de talento es algo ya común en México, incluso en las cuestiones creativas, derivadas en parte por una "industria (cultural) incipiente y contradictoria". 

"(Los triunfos de Cuarón y Lubezki) Son esfuerzos individuales (…) es un trabajo constante y sonanante; más allá de la nacionalidad, hay un trabajo de años y es lo que deja traslucir una película como Gravedad", dijo Cosío, quien ha protagonizado cintas mexicanas como El Infierno, Un mundo maravilloso Matando Cabos, además de títulos hollywoodenses como Quantum of Solace y el Llanero solitario.

Cosío señaló que el uso que se le da al talento que se forja en México en la cinematografía de otros países responde principalmente a los deseos del mismo cineasta, como el caso de Cuarón que siempre tuvo ese sueño de hacer un cine al estilo Hollywood.

"Eso beneficia al cine en general, beneficios a lo más alto de la cúspide del cine, y al mismo tiempo estimulan al cine mexicano", dijo el actor.

Felipe Coria visualiza ese potencial creativo que tiene México, entre ellos el que se forja en el CUEC, institución de la que egresó Cuarón, pero faltan incentivos para generar una base de productores 

"(El cine mexicano tiene que) enfrentarse a un gran monstruo —que es ahora donde está Cuarón—, enfrentarse con el cine estadounidense, además de los problemas de distribución que ahogan cualquier iintento de proyector cine o de crearlo", dijo Joaquín Cosío sobre los retos para la cinematografía nacional.

Tras ganar el Oscar a mejor director, Alfonso Cuarón dijo en conferencia de prensa que agradecía las muestras de apoyo por parte de sus compatriotas en redes sociales, aunque pidió que esa celebración se la den a los cineastas que hacen un verdadero cine mexicano.

"Yo soy mexicano y solo espero que haya suficiente atención a todas las expresiones de la cultura mexicana que están sucediendo ahora mismo en el país", agregó, en referencia al trending topic de Twitter ¡Viva México Cuarones!, en el cual seguidores de su país celebraron el triunfo.

Para Cuarón hay más cine que México debe festejar como el caso de Heli, con la que Amat Escalante ganó el galardón a mejor director en el Festival de Cannes y que retrata la violencia que en la última década ha padecido el país.

Ahora ve
Twitter eliminará la verificación de cuentas que infrinjan sus reglas
No te pierdas
×