Los cómics invaden la pantalla chica

La nueva tendencia de recurrir a los superhéroes de los cómics trascendió la pantalla grande y ahora se apodera de la televisión
gotham serie television  gotham serie television
Autor: Henry Hanks
(Reuters) -

Tal vez sean las telarañas, los cráneos y los libros tenebrosos, pero de alguna forma uno siente que ésta no es una biblioteca común.

De hecho, es el santuario de John Constantine, un torturado exorcista que está condenado al infierno. Para ser más exactos, es el plató de la próxima serie de la cadena estadounidense NBC, Constantine, que se basa en los cómics de culto Hellblazer de DC Comics, empresa hermana de CNN.

Pero Constantine no está solo: varios programas que están por estrenarse se inspiraron en los cómics. Así como los superhéroes han sido la gallina de los huevos de oro para los estudios cinematográficos, los cómics son la fuente preferida para la televisión.

Tenemos a The Walking Dead, que se estrenó en 2010 y que ahora es una de las series más populares de la pantalla chica; también está Gotham, la esperada precuela de Batman que la cadena Fox estrenará el lunes 22 de septiembre en Estados Unidos.

El programa trata sobre lo que ocurrió inmediatamente después de la muerte de los padres del joven Bruce Wayne y sobre la lucha del detective Gordon (protagonizado por Ben McKenzie) contra el bajo mundo de Ciudad Gótica y sus propias convicciones éticas.

El lugar ya alberga a los futuros supervillanos como Oswald Cobblepot (el Pingüino) y Selina Kyle (Gatúbela).

Aunque Gotham parece estar hecha a la medida de los fanáticos apasionados de Batman, la actriz de 15 años, Camren Bicondova (quien encarna a la futura Gatúbela) confía en que el público entienda el programa.

No importa "si eres un superfan o un recién llegado, es entretenida", dijo. Los fans apreciarán el nuevo enfoque, agregó, mientras que "los recién llegados podrán ver una especie totalmente nueva de programa".

¿La vía rápida al éxito en TV?

Mientras que Fox tiene al futuro Batman, la cadena CW tiene a The Flash, que se estrenará el 7 de octubre en Estados Unidos.

La mayoría de las personas están conscientes hasta cierto punto del Velocista Escarlata, alias Barry Allen, cuyo protagonista en esta serie será Grant Gustin. El Flash anterior de televisión, John Wesley Shipp, hará del padre del héroe en esta edición.

Esa fama conlleva grandes expectativas para el nuevo título, pero los miembros del elenco dicen que están listos para ponerse a la altura del desafío.

"Todos los que participan en esta producción están muy conscientes del amor a Flash", dijo Candice Patton, quien protagoniza a Iris, la chica de la que Barry está enamorado; señaló que los productores son admiradores del personaje antes que nada. "Nuestra serie tiene la apariencia y el aire del cómic en muchos sentidos. El diseño es increíble".

Como ocurre con cualquier adaptación, ya sea una película o una serie de televisión, uno de los grandes obstáculos puede ser la interpretación y la adaptación a la pantalla del material original.

Con The Flash, se apegaron mucho al cómic, pero con la serie Arrow (otra serie basada en un cómic, de la que The Flash se desprendió), de CW, hay un enfoque más singular. Hasta ahora ha valido la pena el riesgo, ya que las series han tenido dos temporadas exitosas.

El truco para hacerlo bien, dice el productor ejecutivo de Arrow, Mark Guggenheim, es amar profundamente al personaje.

"Los cómics son un medio muy teatral", explicó Guggenheim. "Eso es mucho más difícil de producir o de hacer bien. A menos que ames los cómics y ese mundo, no sé cómo alguien podría hacer ese trabajo. Así que empieza con el amor al personaje y al material original".

Jeph Loeb, director de televisión de Marvel, coincidió en que el secreto para tener éxito con los héroes de los cómics es concentrarse en la gente.

"Estás dedicado a Peter Parker y te importa lo que ocurra con él, así que partes de ahí", dijo. "El Agente Coulson [de Agentes de S.H.I.E.L.D.] dio su vida, literalmente, por una agencia en la que creía aunque al final descubrió que la agencia estaba totalmente corrompida. Si combinas eso con lo extraordinario, obtienes algo especial".

Un fenómeno auténtico

La cadena CBS anunció el viernes 19 de septiembre que hará una serie de televisión sobre Superchica, así que ahora todas las televisoras importantes tienen un programa basado en un cómic. (Por otro lado, las estaciones de televisión por cable y otras siguen con la tendencia: The Strain, de FX; la posible Titans de TNT; Daredevil, de Netflix, y Powers, de Playstation [Sony]). Si Arrow y the Walking Dead pudieron considerarse como preludio de una tendencia, esa tendencia está oficialmente en auge.

Pero como ocurre con gran parte del a cultura pop, la adoración por los superhéroes es cíclica, lo que se debe principalmente a que es una historia atemporal, explicó Emily Bett Rickards, actriz de Arrow.

"Siempre es interesante ver la lucha de un superhéroe y cómo se esconde tras una identidad", dijo Rickards.

De vuelta en el santuario de Constantine, Matt Ryan (el protagonista) tiene su propia teoría sobre por qué los cómics son tan evocadores.

"Se resume en la esperanza y en que los héroes y la gente realmente quieren perderse en una especie de escape", dijo. "Todos queremos ser capaces de hacer algo que no podemos hacer".

Pero si dejamos a un lado el romanticismo natural de las historias de héroes, también hay una variable económica.

"[Los cómics] ya tienen una base de aficionados, (así) que son fácilmente adaptables", observó Josh McDermitt, aficionado de The Walking Dead que se volvió actor del programa. "Tienen historias ya establecidas. No culpo a todos esos programas por unirse a la tendencia, la base de aficionados ya existe y son muy apasionados".

Esencialmente, las televisoras están estrenando series que se "probaron" antes, dijo Rob Thomas, creador de Veronica Mars y actual productor ejecutivo de la próxima serie de CW acerca de zombis, iZombie.

"[Los programas sobre cómics] dan a los estudios y a las televisoras cierto nivel de comodidad para ver que algo tenga éxito en otro medio y ver el posible rumbo de la historia. Es un negocio que se basa en el riesgo", dijo. "Saltarán gustosos sobre cualquier cosa que mitigue el riesgo".

Es evidente que el crear una serie de televisión a partir de un cómic popular no implica automáticamente una apuesta segura. Ese público ya existente perderá el interés (o cambiará de canal) si los creadores no entregan un producto que esté a la altura de las rígidas expectativas de los aficionados.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Thomas, por ejemplo, puede reconocer que está un poco "nervioso" por la reacción de los lectores de iZombie de DC Comics ante su versión televisiva.

"Mi mamá encontró una carta, no hace mucho, que le escribí a Stan Lee acerca de un error que encontré en Spider-Man", cuenta. "A los 13 años era un niño que criticaba a alguien por haberse equivocado con el cómic. Viaja 35 años al futuro y verás que es karma puro".

Ahora ve
Uber y Volvo hacen equipo para fabricar miles de vehículos autónomos
No te pierdas
×