Rhys Meyers: un actor convertido en rey

El protagonista de la serie “Tudors” habla de cómo el papel de Enrique VIII le cambió la vida; Meyers fue nominado en dos ocasiones al Globo de Oro por su interpretación en el show.
jonathan rhys tudors reuters  (Foto: CNN)
LOS ANGELES (CNN) -

Probablemente era tan sólo otro joven actor de Hollywood encaminándose a la cima, pero entonces Jonathan Rhys Meyers prefirió convertirse en rey... en la televisión. Y ello, dijo el artista, cambió su vida.

Cuatro años atrás, Rhys Meyers ganaba una nominación al premio Emmy y se llevaba un Globo de Oro por su interpretación de Elvis Presley. Además, había acaparado la atención del público en la película de Woody Allen "Match Point" y trabajó junto a Tom Cruise en "Mission: Impossible III".

Se encontraba entre los actores jóvenes más buscados en Hollywood, pero Rhys Meyers, de origen irlandés, decidió cambiar el escenario para interpretar al rey Enrique VIII en el drama de la cadena Showtime "The Tudors".

Al principio, Rhys Meyers pensó que el personaje duraría sólo un año. Estaba equivocado.

El programa estrena su cuarta y última temporada el domingo, en la que el rey Enrique, casi de 50 años, lucha contra la enfermedad, lleva a su país a la guerra y, por supuesto, se casa y se vuelve a casar.

Rhys Meyers fue nominado en dos ocasiones al Globo de Oro por su interpretación, y si bien dijo que es tiempo de avanzar, también afirmó que el personaje lo hizo más sabio y un mejor actor.

"He cambiado. Mis conceptos han cambiado. Todo lo que hice hasta ahora ha sido un aprendizaje", comentó. "Ahora, creo, a los 32 años, tengo suficiente experiencia para saber qué es lo que no quiero. Ahora, se lo que quiero", agregó el artista irlandés.

Lo que Rhys Meyers quiere, dijo, es trabajar con directores que lo desafíen, lo enfrenten cuando no está interpretando bien el papel, y siempre lo incentiven a ser un mejor actor.

Rhys Meyers comentó que directores con quienes trabajó en el pasado, como Allen, Ang Lee y Robert Altman, hicieron eso, y que el rol del rey Enrique reforzó sus aptitudes debido a la cantidad de facetas que tiene el personaje.

Enrique VIII comenzó su reinado en 1509, cuando era un adolescente, y se mantuvo en el trono hasta su muerte en 1547, a los 55 años.

Fue el segundo gobernante de la Casa Tudor, y su reinado estuvo marcado por la separación de la Iglesia de Inglaterra de la Iglesia Católica y por sus seis matrimonios.

Enrique VIII fue el padre de la reina Isabel I, nacida de su segundo matrimonio con Ana Bolena.

"The Tudors" ha cubierto todas las épocas, con Rhys Meyers interpretando al monarca inglés desde su juventud hasta la adultez. La cuarta temporada comienza con su matrimonio con la joven Katherine Howard y continúa con los últimos años en los que el rey se vuelve obeso, enfermo y cada vez más cruel.

Pero Rhys Meyers cree que siempre hubo un método en la locura del rey Enrique, y aprender cómo explotar la naturaleza manipuladora del monarca le ha ayudado a mejorar sus aptitudes como actor.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

"Debo poner a todo el mundo en tensión, eso es un arte, y lo he aprendido con el tiempo", comentó el actor.

Cuando Rhys Meyers mira su propia carrera, ve a los pasados 14 años como un poco más que un aprendizaje en la actuación, y cree que de las próximas dos décadas saldrán algunos de sus mejores trabajos.

Ahora ve
El sismo derribó una escultura y una cruz de la Catedral Metropolitana
No te pierdas
×