El sake, un elixir de Oriente

La bebida japonesa a base de arroz gana terreno entre los licores populares de Occidente; la calidad y el sabor de este licor depende de la región en donde se produce y del tipo de arroz.
arroz  (Foto: Photos to Go)
Miguel Rivera

Las diversas teorías sobre los orígenes del sake, todas inconclusas, datan desde el 4800 a.C. en Shanghai hasta menciones en escritos de Okinawa, en el siglo XIV a.C. El nihonshu o sake tiene un estrecho lazo con la cultura japonesa y disfruta de un auge sin precedentes en Occidente.

El camino por los secretos del sake comienza con una primicia básica: la calidad de este alcohol es proporcional al pulido del arroz del que se obtiene. Así, los menos pulidos resultan en sakes de sabor muy fresco pero de baja complejidad, mientras que los de un pulido de 60% en adelante producen sakes más finos.

Al igual que el vino, la variedad de arroz y la región -con determinado clima y suelo- influyen en su resultado, y la calidad del agua, generalmente de manantiales cercanos a las zonas productoras, tiene también un impacto en el licor final.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

En México, los maridajes con sake son iniciativa de nuevos restaurantes japoneses, como el Social House ubicado en la Ciudad de México en donde se pueden experimentar los diferentes grados de pulido del sake.


Ahora ve
Dos emprendedores mexicanos cuidan la salud visual de los más necesitados
No te pierdas
×