¿Por qué la industria de la moda debería tener más maniquíes de talla extra?

La confección de ropa en tallas grandes es una gran oportunidad para los nuevos modistas, que podrían provocar grandes cambios en el mundo de la moda.
Modelos  Tan solo 29% de la ropa que venden los principales minoristas en EU viene en tallas extra.  (Foto: iStock by Getty Images)
Por: SARA ASHLEY O'BRIEN
(CNNMoney) -

Para la estudiante Nayyara Chue, no ha sido nada fácil diseñar ropa para mujeres como ella.

Chue, estudiante de 22 años en la escuela de diseño Parsons School of Design, pidió al decano de la institución usar más maniquíes de talla extra. La petición, creada la primavera pasada, ya reúne más de 8,000 firmas.

“No voy a diseñar para una talla con la que no puedo relacionarme”, dijo Chue, quien se identifica como talla extra, a CNNMoney. “Para encontrar un maniquí de talla extra, debo buscar por todo el edificio. Solo hay uno, talla 22, en toda la escuela”.

Parsons dice que añadió 17 patrones de vestidos talla extra a su colección antes de la petición de Chue. Tras el requerimiento de su estudiante, la escuela también añadió más órdenes, incluido un modelo 26.

“Ha sido una oportunidad de abrir el diálogo muy positiva para nosotros”, dijo Fiona Dieffenbacher, directora del programa de Parsons a CNNMoney. “Siempre alentamos a nuestros estudiantes a expandir su ideas (fuera de los estereotipos de la industria de la moda)”, agregó.

Recomendamos: ¿Por qué los jóvenes no compran más en Abercrombie & Fitch?

Cuando Parsons desglosó sus tallas actuales en patrones para CNNMoney, admitió que solo 4% de sus modelos son talla extra.

Ese porcentaje es desproporcionado considerando que la medida promedio de la mujer estadounidense oscila entre las tallas 16 y 18, de acuerdo con una nueva investigación de Washington State University. Los diseñadores, que piensan diseñar para pasarelas, crean modelos en tallas 0 a 4.

“En la academia, (todavía) es raro para todos pensar en pedir una talla extra”, dijo Don Howard, director ejecutivo de Alvanon, la mayor fabricante de maniquíes de la industria. La empresa vende sus diseños a empresas como Chanel y Walmart, así como a una docena de escuelas de moda.

De acuerdo con Howard, muchas escuelas tienen muchos patrones de talla extra disponibles, por lo que espera que haya grandes cambios en el futuro.

Si la petición de Chue impacta en otras instituciones académicas, el cambio representaría una increíble oportunidad para los jóvenes diseñadores.

#effyourbeautystandards

Una foto publicada por Nayyara Chue (@nayyarachue) el

“Si le enseño a niños en las escuelas sobre el negocio, quiero que aprendan sobre la oportunidad: ¿A dónde está yendo la industria? Ignorar a las personas tallas extra es una falla”, dice Howard.

De acuerdo con una encuesta reciente de la startup enfocada en tallas extras Dia&Co, los minoristas más grandes en Estados Unidos solo ofrecen 29% de sus productos a mujeres que visten tallas superiores a la 14.

Pero algunas, como la empresa de lencería Adore Me, están capitalizando esta brecha. La compañía busca diferenciarse de Victoria’s Secret al integrar modelos en talla grande y tamaño “estándar”. Buscan hacer las tallas extra parte de la moda.

Esta semana, el gurú de moda y coconductor de Project Runway, Tim Gunn, llamó la ceguera de la industria de la moda hacia las mujeres tallas extra como “sorprendente”.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

“Es una falla del diseño y no un problema de los compradores”, escribió Gunn en una columna para el diario estadounidense The Washington Post.

Recomendamos: Mujeres, el target desaprovechado del marketing deportivo

Ahora ve
Robert Mugabe presenta su dimisión como presidente de Zimbabwe
No te pierdas
×