Quién da más por... ¿chatarra?

La Casa de subastas Morton organiza remates de autos y camiones de empresas como Bimbo o FEMSA; el precio final de los vehículos puede superar hasta en 50% el precio inicial.
subasta  (Foto: Cortesía SXC)
Roberto Campa Zúñiga

Uno está acostumbrado a ver que en las casas de subasta se hagan pujas para comprar obras de arte u objetos ostentosos.

Pero la Casa de Subastas Morton rompe con ese esquema al organizar remates de chatarra. O casi chatarra.

A la fecha, ha organizado subastas de unos 6,000 camiones y más de cinco millones de autos y camionetas de empresas como Bimbo, Modelo, FEMSA, Bachoco y Coppel. Este negocio ya representa cerca de 30% de los ingresos de la firma.

Raúl Esperón Aburto, director de la subsidiaria Morton Autos y Camiones, asegura que el precio final puede superar hasta en 50% el precio inicial, establecido a partir del estado de los vehículos.

En mayo pasado, la subasta de 160 unidades de Casa Saba superó 30% el ingreso esperado para todo el paquete; y eso que sólo se vendió 70% de todo el parque vehicular.

Las subastas dependen del periodo de sustitución y del tamaño del parque vehicular de las empresas.

A Bimbo, por ejemplo, le organiza subastas durante una semana; a Grupo Modelo, una cada dos meses. Bachoco, Coppel y Casa Saba organizan cinco cada año y Nestlé, cuatro.

Morton tiene una base de datos de unos 3,000 posibles interesados.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Luego de la subasta, se encarga también de cobrar y de pagar a las firmas vendedoras, quienes tienen que pagarle a la casa de subasta una comisión de 7% de la venta total. Y el mínimo de autos es 30.

 

Ahora ve
El fracaso es un riesgo del emprendimiento, pero superarlo conduce al éxito
No te pierdas
×