¿Qué requiere la frontera ideal?

Permitir el paso ágil de personas y productos es lo ideal, según el Comisiondo de Aduanas de EU; la seguridad es una responsabilidad compartida, dice experto de El Colegio de la Frontera Norte.
alan berslin  (Foto: Ramón Sánchez Belmont)
Isabel Mayoral Jiménez

La frontera del siglo XXI que imagina el Comisiondo de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos, Alan Bersin es un sueño utópico.

Él añora una frontera donde la gente vaya y venga con facilidad, y donde las mercancías transiten ágilmente porque ya fueron inspeccionadas previamente.

No obstante, la realidad impera, reconoce que la historia de México y Estados Unidos no ha sido del todo tersa; la frontera ha sido un sitio de conflicto.

En abril de 2009, el presidente estadounidense, Barack Obama, anunció la creación de este cargo. Bersin, que colaboró con el gobierno de William Clinton como representante del Departamento de Justicia para la frontera suroeste, ocupa el cargo desde marzo pasado.

La lista de problemas que hoy aquejan la frontera es larga. A lo largo de los 3,152 kilómetros que dividen a México de EU diariamente transitan un millón de personas y se mueven 1,000 millones de dólares en mercancías. Además cruzan indocumentados, armas, drogas y fondos en efectivo.

"Son temas fundamentales que si no se solucionan, las problemáticas van a estar ahí presentes", dice José María Ramos, director del Departamento de Administración Pública de El Colegio de la Frontera Norte.

"No tenemos ninguna duda que se debe parar el flujo de armas", reconoce Ramos. El aspecto migratorio lo cataloga como un asunto complicado y cree que es posible trabajar de manera conjunta en este campo.

Sin embargo, dice, la seguridad de la frontera es una responsabilidad compartida. "Me parece que cada vez más estamos haciendo esfuerzos para conseguir una frontera segura, que sirve a las dos naciones y (propicie) una economía competitiva y como apoyo a las comunidades binacionales que coexisten en esas regiones".

Para Ramos, sin embargo, el mayor desafío de Bersin será sensibilizar a Washington de que no solamente enviando más policías se van a solucionar los problemas de la frontera.

Ahora ve
Cinco razones por las que las vacaciones de Trump preocupan a sus asesores
No te pierdas
×