¡3G a la vista!

Los usuarios mexicanos ya están en el umbral de la tercera generación de telecomunicaciones. Y lo
Sandra Plata / Munich, Alemania

Teléfonos celulares con capacidad para almacenar y reproducir video, recibir mensajes multimedia y chats donde se puede adoptar la imagen de personajes que parecen salidos de un videojuego, son algunas de las aplicaciones que Siemens incluye en sus aparatos de tercera generación (3G), los cuales comenzaron a probarse en 16 ciudades europeas en junio de 2002.

-

Mientras tanto, en Latinoamérica empieza a despegar el uso de la segunda generación y media (2.5G) de telefonía celular operando sobre tecnología de sistema global para comunicaciones móviles (Global System for Mobile Communications: GSM). En México Telcel, después de un proceso de actualización de su red, ya está ofreciendo servicios basados en esta herramienta. Por tal motivo, Siemens se prepara para participar en un mercado de teléfonos celulares, que promete un crecimiento importante durante los próximos cuatro años; pero donde, reconoce la firma alemana, enfrentará una dura competencia.

-“En 2001, el mercado de telefonía móvil nacional facturó $4,560 millones de dólares. Aunque no lo hará con los porcentajes de otros años, es un sector que no dejará de crecer”, señala César Jiménez Cervantes, analista senior de Telecomunicaciones en Select. “Del primero al segundo trimestre del año pasado el mercado mostró un incremento de 10%; si comparamos el crecimiento del segundo trimestre de 2002 contra el mismo periodo de 2001, el aumento estuvo cercano a 25%.” En tres o cuatro años los usuarios potenciales de teléfonos celulares en México estarán prácticamente cubiertos –entre 30% y 40% de la población–; después la penetración del sector será moderada.

-El incremento en el número de celulares se explica por el éxito del modelo de prepago, del esquema el que llama paga y la reducción real de tarifas. “En servicio, existen más teléfonos celulares que fijos; sin embargo, estos últimos son el medio principal que utilizan las personas para comunicarse. Ahí es donde se registra el mayor tráfico, el celular se emplea como garantía para ser localizado o incluso como medida de seguridad; eso va en contra de la tesis de que los sistemas inalámbricos sustituyen a los fijos”, asegura el entrevistado.

-

Una esperanza llamada GSM
“En México, los teléfonos celulares tienen velocidades muy bajas, la tecnología de red disponible no permite una transmisión de datos relevante, lo más que se puede realizar es el envío de mensajes escritos”, opina el analista de Select. Con la plataforma GSM se tiene la posibilidad de “ofrecer mayor capacidad de transmisión, factor que podría impulsar el uso de internet móvil; siempre y cuando se brinde la fórmula adecuada entre precio y contenido, ya que pagar por minuto de conexión a la Red, como funciona hoy, resulta muy caro”.

-

Con los teléfonos de 2.5G será posible, por ejemplo, comercializar “servicios basados en la locación. Es decir, según el lugar donde se ubique el usuario, y tomando en cuenta sus gustos y necesidades, un proveedor podrá enviarle mensajes que le resulten interesantes, como información sobre las promociones disponibles en una tienda cercana.” Otro de los atractivos de esta tecnología es que permite realizar y recibir llamadas con el mismo número telefónico en cualquier lugar del mundo; además, usa una tarjeta donde se almacena información como agenda telefónica o crédito disponible para llamar. La tarjeta, en realidad un chip inteligente, puede cambiarse a otro teléfono.

-

No obstante, explica Jiménez, “quien va a dictar el ritmo de  la de adopción de GSM es el operador. Al tener Telcel cerca de 70% de los usuarios de celulares, el mercado de 2.5G crecerá conforme él lo apoye, presente aplicaciones y servicios. Para la mayoría de las personas que compran un dispositivo celular, la tecnología que respalda al equipo aún no es determinante, es más importante el modelo y el precio.” Sin embargo, añade el analista, “GSM será un buen experimento para evaluar si los usuarios aprecian los servicios de valor agregado”.

-

“Estamos en un mercado donde todavía falta mucho por hacer. Antes de pensar en la tecnología como factor determinante, aún se debe llegar a más personas y ofrecer mejor calidad. La situación es distinta en Europa, donde el mercado objetivo está cubierto; ahí ya no hay nuevos usuarios, ahora se trata de ofrecer servicios innovadores”, señala el analista.

-

Competidores de nueva generación
Para instalar su red de telefonía celular Telcel trabajó con Ericsson, fabricante sueco de equipos de telecomunicaciones. La red del operador mexicano está basada en tecnología TDMA (Time Division Multiple Access), y su evolución natural es hacia GSM. Para su sistema de 2.5G Telcel trabaja con la misma firma, aunque Siemens está listo para participar en proyectos relacionados con la red nacional de GSM, asegura Roberto Román López, gerente de ICM en la filial mexicana de esa compañía.

-

A escala mundial, el fabricante germano vendió 400 millones de teléfonos móviles durante 2001. En ese mismo año, la organización se ubicaba en la casilla número tres en el mercado mundial de dispositivos móviles, asegura Martina Kniep, del departamento de Prensa de Simens Mobile en Alemania. Además, asevera la ejecutiva, la corporación es la número tres en el campo de infraestructura móvil en el mundo.

-

Para entrar al mercado nacional, según Román, Siemens cuenta con “buenos diseños y técnicamente muy probados; en el área de redes hay experiencia en varios países y nos hemos preparado con personal especializado”. Su visión sobre el mercado mexicano de telefonía celular es optimista: “Contamos con experiencia regional en Guadalajara, Colima, Tepic y Monterrey.”

-

El entrevistado agrega que la empresa enfrentará retos en el nicho de teléfonos celulares; los principales: ser un jugador nuevo y lidiar con una fuerte competencia.

-

Uno de los primeros modelos que presentará en México será el S40, teléfono con cubierta galvanizada y lados translúcidos color azul cobalto. Además, afirma Edgar Urbano Rojas de departamento de Mercadotecnia en Siemens México, es el primer teléfono global tribanda; es decir, su transmisión viaja en la banda de los 1,900 MHz que se usa en México y Estados Unidos; en la de los 1800 MHz que se emplea en países como Brasil; y en la de 900 MHz que se utiliza en Europa, cualidad que le permite hacer llamadas desde varios lugares del mundo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-El avance hacia Latinoamérica
Según la GSM Association, los celulares de 2.5G pasaron, en un año, de 167 millones unidades a casi 750 millones en 2002. “En países de América Latina crece su uso. Chile empezó en 1997 a ofrecer servicios GSM y en dos años obtuvo 40% del mercado; en Brasil el operador más grande de telefonía celular, Oi, esperaba un millón de usuarios al terminar el año pasado, pero si sigue la demanda como va llegarán a cuatro millones en 2003, al captar usuarios que antes eran de TDMA y CDMA”, afirma Román. Y añade: “Al final se dará una convergencia en la que predominará la tecnología que ofrezca mejores precios y funcionalidad.” La apuesta de Siemens, claro, es por GSM.

-“Los pasos para llegar a la 3G serán tan largos o cortos como lo determine la demanda”, asevera el directivo. “Tener una red de 3G no es sencillo, pero creo que será más rápido de lo que se piensa. Por el momento, analistas y empresas calculan que podría llegar a México en 2005.”

Ahora ve
Ni la guerra impide a Moafak, de 70 años, vivir en su casa en Mosul
No te pierdas
×