A la caza de talentos y capital

-
Guadalupe Rico Tavera

Cuando Sergio Fernández terminó el doctorado en computación en Nueva York tenía dos caminos a seguir: o aceptaba la oferta para irse al Watson Research Center de ibm en Europa o regresaba a la capital tapatía a formar un laboratorio de alta tecnología. Optó por el segundo.

- A la vuelta de siete años, Arquitectura en Sistemas Computaciones Integrales (ASCI) es un sólido proveedor de servicios de ingeniería para compañías que desarrollan productos electromecánicos.

- Desde el primer año, la firma ha sido rentable. La meta de ventas para el 2000 es de $2 millones de dólares, de donde saldrán los flujos para la inversión inicial de las nuevas empresas.

- De su cartera de clientes, la mejor carta de presentación es Hewlett-Packard en Guadalajara, firma para la que desarrolla herramientas tanto de software como de firmware (programas aplicables especificamente a dispositivos electrónicos como celulares). El firmware lo carga hp en los dispositivos de manejadores de papel para las impresoras Laserjet.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- Sin embargo, aun con la experiencia acumulada a través de su medio centenar de ingenieros y que, según Fernández, la ubican a “nivel de cualquier compañía del mundo”, el reto de asci es convertirse en una incubadora de nuevas empresas de alta tecnología. De ahí que, inspirado en el exitoso modelo del Silicon Valley de California, esté a la caza de jóvenes empresarios e inversionistas.

- ASCI aportaría las ideas tecnológicas, al igual que parte del capital inicial para hacer los desarrollos. 

Ahora ve
¿Qué países tienen mayor adicción a la tecnología?
No te pierdas
×