A mi manera

En un astuto movimiento político, el ingeniero sale a defender su proyecto y su lugar en la histori

Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, un político que nació con el gen de la política y creció en el centro del poder presidencial cuando su padre, Lázaro Cárdenas, fue jefe de Estado, sacudió a la clase política cuando rompió estrepitosamente con el PRI en 1987. Hoy vuelve a sorprender al ambiente político al retirarse de la lucha por la nominación presidencial de su partido.

- Justo cuando comenzaba a escribirse el último capítulo de su brillante carrera y Expansión daba los toques finales al texto de sus exequias políticas, el ingeniero anunció el 5 de Julio, su retirada de la lucha interna por la nominación presidencial en el Partido de la Revolución Democrática (PRD), que él mismo fundó en 1989 y que dio paso a la alternancia en el poder.

- Al salir de un campo de batalla, donde evidentemente iba a perder, Cárdenas obligó a su contrincante, Andrés Manuel López Obrador, a pelear fuera de sus dominios. La idea es generar un “debate de ideas, de proyectos de país”, Cárdenas le dijo a Expansión en una charla realizada antes de este anuncio, más que confinarse a un concurso de personalidad.

- En los próximos meses Cárdenas va a pulsar el apoyo que pueda obtener entre partidos menores y organizaciones civiles para conformar una coalición que adopte su proyecto, aunque sin renunciar al PRD. Planteado así suena como una reedición del Frente Democrático Nacional con el que mucho historiadores creen que Cárdenas ganó la mayoría de votos en 1988, la elección presidencial más cuestionada de la historia reciente.

- Todos los partidos menores han expresado su interés en el proyecto cardenista, y en caso de conformar una coalición para la elección presidencial de 2006 tienen como fecha límite de registro el 10 de enero.

- El PRD como se encuentra ahora, manejado por operadores de Andrés Manuel y cometiendo errores en alianzas equivocadas y falta de trabajo en zonas con baja presencia, perdería la elección, según cálculos del grupo de trabajo en torno a Cárdenas. Según ellos, el partido tiene menos de 10% de las preferencias en 17 Estados.

- Con este movimiento, el ingeniero deja de luchar por el puesto de presidente, pero arrecia la defensa de su proyecto de país, que incluye rescribir la Constitución, una serie de reformas en el sistema fiscal, laboral y de justicia, así como una verdadera revolución energética que ha despertado ya el interés de la comunidad empresarial.

- El proyecto energético de Cárdenas incluye mayores inversiones en exploración y refinación de hidrocarburos, e inversión privada “si es necesario”, sustitución de importaciones de gasolinas y el inicio de la reconversión de la base energética hacia nuevas fuentes no minerales.

- “Definitivamente es un proyecto más progresista que el de López Obrador”, dice George Grayson, una de las voces sobre México más influyentes en el ámbito académico y político de Washington, y autor de una amplia biografía de Andrés Manuel.

- Aunque la jugada política de Cárdenas es muy astuta, propia de un experimentado luchador social, no deja de ser arriesgada, pues pone al ingeniero entre la gloria y el escarnio.

- En caso de que llegado el momento de las definiciones, Cárdenas decidiera asumir una candidatura bajo el lema de otro partido que no fuera es suyo, “sería una forma muy triste de terminar una vida política que, a pesar de las derrotas, ha tenido mucha dignidad”, asegura el historiador Lorenzo Meyer, del Colegio de México. “Sería una más de las tragedias de la política mexicana, donde hay tan pocos hombre de valor que uno admire por su congruencia y la capacidad de mantenerse (firmes a sus ideales) contra viento y marea, que es lo que ha caracterizado al ingeniero Cárdenas.”

- Pero los allegados a Cárdenas insisten en que detrás de la retirada hay una estrategia que va más allá de lo electoral y más allá de los propios partidos políticos: Si el ingeniero logra movilizar a la sociedad como lo consiguió en 1988 y supera la fuerza del PRD, éste se verá obligado a sumarse al amplio  frente de partidos como única vía para ganarle la batalla a un fortalecido PRI. Pero si el plan no cuaja con la fuerza necesaria, Cárdenas no será un aguafiestas. Al contrario, uno de los escenarios posibles es que Cárdenas fuese la pieza clave que lograra un amplio frente de partidos y organizaciones en torno a un proyecto perredista encabezado por Andrés Manuel. Aunque ello implicaría un acto de generosidad incierto en Cuauhtémoc. Y el PRD se vería obligado a adoptar la plataforma cardenista.

- Con ello, Cárdenas “aseguraría su lugar en el olimpo de la izquierda mexicana”, un lugar que le corresponde y donde no necesita competir y perder contra nadie a nivel mundano, dice Meyer. Sería un digno cierre de su carrera política, asegura.

- Aunque en realidad, un político como él, que creció en la residencia oficial de Los Pinos y convivió con la élite política durante varias décadas, nunca va a abandonar la trinchera política. “La única forma de quitarle la política de las venas es durante la autopsia”, opina Grayson.

- Si bien los analistas creen que es imposible imaginar a Cárdenas formando parte del gabinete de Andrés Manuel, entre viejos adversarios, como Manuel Camacho, Grayson opina que una embajada de ruta Revlon sería una salida digna para ambos.

- ¿Es López Obrador, un hombre con fama de dogmático y autoritario, capaz de hacer eso? Algunos analistas creen que tarde o temprano tendrá que hacerlo, aunque no le guste. Grayson dice que es capaz de hacerlo sin grandes sacrificios. “Se ha comportado muy pragmáticamente en los últimos tiempos, además es lo correcto”. Para Meyer, “López Obrador ha sido muy sensato al no confrontarse con Cárdenas, lo que le conviene es abrirle las puertas al ingeniero y dejar que juegue el papel de líder moral que le corresponde”.

- En cuanto a Cuauhtémoc, por el bien de todos, lo deseable sería que supiera jugar su papel en la historia en esta etapa decisiva. “No sólo lo necesita él, lo necesitamos todos, que no vaya a arruinar su historia, porque en la historia de México abundan las indignidades y son escasas las congruencias de principio a fin, por eso las apreciamos tanto”, advierte Meyer. 

- “Yo creo que los mejores ángeles de su carácter lo van a persuadir de que deje la batalla como un héroe y no como un político patético”, concluye Grayson.

Newsletter
Ahora ve
170 países apagaron sus luces en la ‘hora del planeta’
No te pierdas