A vuelta de rueda

Los transportistas pierden el interés por Estados Unidos.
Guadalupe Ramos

Con 25 años dedicada al transporte internacional de carga, Transportes Intermex ha recorrido el país para entregar puntualmente los productos y mercancías de sus clientes. Desde 1975, sus choferes manejan miles de kilómetros de carreteras; sin embargo, nunca han podido cruzar a Estados Unidos debido a una moratoria que impide otorgar permisos para circular a los transportistas mexicanos.

- Con el Tratado de Libre Comercio (TLC) se negoció la liberación de dicho obstáculo, pero los camioneros mexicanos se quedaron en la raya, porque en el último momento el gobierno estadounidense argumentó que las unidades no cumplían con las medidas de seguridad para transitar en su país.

- Para poder ingresar y operar en Estados Unidos, desde 1988 Intermex buscó socios estadounidenses y creó la firma Amer Liquid Transport Inc, para lo cual adquirió 40 tractocamiones y 40 autotanques. Asimismo, invirtió en una terminal en Brownsville, Texas, y formó una compañía que entrega la carga por barco y ferrocarril.

- Utilizar la razón social de un transportista estadounidense le cuesta 25% de su ingreso bruto, con lo que sus gastos de operación se elevan y la utilidad baja. “La aplicación de la moratoria coartó mis planes. Esos obstáculos impiden laborar con eficacia”, explica Guillermo Berriochoa, presidente de Transportes Intermex.

- Este es un caso de miles de transportistas que han sido afectados por las medidas unilaterales del gobierno estadounidense. Como Intermex, otras firmas han recurrido a diversas soluciones para participar en el comercio internacional. Quienes utilizaban uno o dos camiones, ahora requieren cuatro o cinco, pues sus unidades sólo llegan a la frontera. Ahí, contratan un servicio de transfer para pasar la mercancía al lado estadounidense y muchos otros, como Intermex, recurren al uso de razones sociales estadounidenses para poder entregar su carga.

- De 1995 a la fecha, el número de transfers entre México y Estados Unidos ha pasado de 10,000 a 20,000.

- Este año, el gobierno mexicano protestó y demandó la instalación de un panel de solución de controversias, en el marco del TLC. No obstante, entre el discurso oficial y el sentir de los transportistas priva una falta de sintonía.

- José Refugio Muñoz López, director general de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), explica que no hay interés en entrar a Estados Unidos porque existen asimetrías. El sector no ha tenido la capacidad económica para renovar su flota vehicular, la cual tiene una antigüedad promedio de 16 años.

- “No ha habido necesidad de que se abra la frontera; los transportistas seguirán operando como hasta ahora, con alianzas estratégicas,” dice Muñoz López. Y señala que no son “arcaicos” como dice la secretaria de Comercio, sino que carecen de apoyos y créditos para renovar la flota transportista.

- “Si Estados Unidos no abre, tampoco nosotros, y si el fallo nos es favorable, entonces que se cumpla la gradualidad”, indica Muñoz López.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- La Canacar agrupa a 4,500 empresas y a 50,000 transportistas individuales. Genera 1.2 millones de empleos directos, y 2.3 millones indirectos.

- “Los daños son irreparables, ya no quiero entrar”, dice a su vez Berriochoa.

Ahora ve
Vecinos exigen a policías que permitan ingresar a Topos a Álvaro Obregón
No te pierdas
×