Aarón, Dychter, de la SCT. La desregula

-

Aarón Dychter, subsecretario de Transporte de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), ofreció a EXPANSIÓN un balance sobre la situación actual del transporte en México. Aquí reconoce su crisis, de línea la política de transporte para los próximos años y aborda la complejidad del problema.

-

"La desregulación impulsada en la administración anterior no fue la causa unica para que hoy veamos una fuerte crisis en el autotransporte", asegura. "Creemos que la competencia desleal la crisis económica y la sobreoferta fueron determinantes."

-

Para Dychter, el gobierno tiene su mayor desafío en lograr que las condiciones del autotransporte mexicano, por el que se mueve cerca de 80% de las exportaciones, tenga condiciones más equitativas, sobre todo pensando en una apertura en el marco del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC) que, asegura, será inevitable.

-

Señala que la privatización de Ferrocarriles Nacionales será veloz y que antes de que concluya este año se otorgarán las primeras concesiones a empresas privadas. "La meta es ambiciosa, pero es igual a la que tuvimos para conformar las legislaciones de ferrocarriles y de aviación civil y que pudimos cumplir", apunta.

-

Asimismo, el funcionario da a conocer las medidas y puntos específicos que conformarán las bases para reactivar los ferrocarriles, el autotransporte y el transporte de carga, mismas que quedarán enmarcadas con las leyes ferroviaria y de aviación civil recién enviadas al Poder Legislativo.

-

El balance de la situación actual del autotransporte en México, hecho por los propios protagonistas, parece ser poco favorable. ¿Cómo resolverá la SCT estos problemas?
El sector del transporte en México es complejo, en donde cada uno de los medios presenta una situación particular. Abordando primeramente el transporte terrestre, en efecto, hace algunos años se realizó un proceso de desregulación no solo en tarifas sino también en rutas. Se dice que la desregulación lo único que ha traído son problemas. Yo creo que no es el caso, porque ha beneficiado al país y a muchos autotransportistas, ya que se acabaron los monopolios y oligopolios de empresas que dominaban las rutas y por los que muchas empresas y hombres‑camión tenían graves dificultades para transitar en las carreteras federales. También avanzamos en una modernización y una simplificación administrativa.

-

Mientras el país mantuvo un cierto ritmo de actividad económica no se decía lo que ahora se dice, y había más o menos un equilibrio. Por el atractivo mismo del negocio entró más gente a participar y parte de esa oferta viene compitiendo de manera desleal, sin pagar impuestos, seguro social, tenencia y reduciendo las tarifas, con lo que se generó una sobreoferta y competencia desleal. A últimas fechas tenemos, como sucede en el conjunto de la economía, una reducción en el ritmo de la demanda y eso evidentemente agrava el problema.

-

Los involucrados afirman que hubo una desregulación sin planeación.
La desregulación no se hizo sin planeación, porque una parte de esa sobreoferta entró como vehículo irregular; muchas de esas unidades son de contrabando, algunas se han regularizado, pero otras no. El autotransporte enfrenta una situación difícil y que nos ha llevado a estar en contacto permanente con la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) para poder establecer acciones para aliviar la situación adversa. Producto de esto, a principios de mayo se resolvieron 15 medidas de 18 que nos planteó la Canacar que tienen que ver con el acceso a Unidades de Inversión (UDIs), la reactivación del Consejo de Seguridad en Carreteras, tarifas especificas para mercancías  de Pemex y de Conasupo, un descuento en el precio del diesel, la posibilidad de que difundan una estructura mínima de costos para evitar tarifas depredatorias, etcétera.

-

La situación financiera de las carreteras privadas de cuota es  difícil. ¿Cómo se llegará a un acuerdo para bajar las tarifas, una de las demandas más sentidas de los autotransportistas?
Está programada una reunión con concesionarios, bancos y autotransportistas para llegar a un arreglo en la baja de cuotas.

-

La crisis del autotransporte hoy alcanza una expresión más aguda, precisamente porque se combinan varios elementos, no solamente el exceso de oferta sino ahora la caída de la demanda. Estas medidas son de muy corto plazo para aliviar esta situación, pero también para sentar las bases de un desarrollo de mediano plazo. También iniciaremos, junto con la Secretaría de Comercio y Fomento Industrial (Secofi), la creación de empresas integradoras que le dará  mayores posibilidades al hombre‑camión.

-

Hay otros motivos de la crisis. Las empresas de autotransporte se dedicaron a mejorar su flota, se endeudaron y ahora tienen problemas.

-

¿Le alcanzará el tiempo al gobierno mexicano para fortalecer al principal medio de transporte del país, el autotransporte, frente a Estados Unidos y Canadá?
Hay que definir los tiempos. A finales de este año se abre el autotransporte a los estados fronterizos. A nivel nacional faltan todavía un buen numero de años y luego se abre para transporte de punta a punta y el cabotaje quedará reservado a mexicanos.

-

Si, tenemos que trabajar y dar condiciones de competencia. Tenemos que trabajar en el aspecto financiero y de cuotas carreteras.

-

¿Qué tan rápida va la apertura a la inversión privada en la prestación del servicio de transporte ferroviario?
Iniciamos el proceso a principios de año con la modificación del articulo 28 constitucional. El segundo paso fue la expedición de la ley reglamentaria en materia ferroviaria. Los siguientes pasos son el establecimiento de unos 10 reglamentos para la aplicación de la ley, seguir trabajando al interior de Ferrocarriles Nacionales de México en su reestructuraración, y la culminación del proceso de licitación. Tenemos como meta, antes de que termine el año, sacar las primeras licitaciones. Es una meta ambiciosa, pero haremos un gran esfuerzo. En este momento estamos terminando los análisis, revisando la asignación regional o una segmentación funcional donde una empresa reciba concesión para el mantenimiento y varias tengan permisos para dar el servicio, aunque la experiencia señala que no es tan favorable.

-

¿Por qué el aerotransporte es un medio poco aprovechado en México? ¿Qué es lo que hace falta ahí?
En primer lugar, no todas las mercancías son idóneas para todos los medios de transporte. Creo que el avión es, en términos de carga, factible para cierto tipo de mercancías de alto valor unitario, cierto tipo de manufacturas y normalmente estamos pensando en el comercio exterior.

-

Lo que se requiere es que la propia demanda se vaya expandiendo en términos de oferta: hay carga, hay equipo para mover carga, hay facilidades en aeropuertos. No es un problema de restricción.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

De hecho, en la nueva ley de aviación civil no hay restricciones para el establecimiento de empresas de transporte de carga. Actualmente hay unas cinco empresas estadounidenses que están dando servicio de carga al igual que las europeas, como Air France. Creo que el desarrollo de este medio se irá dando según el crecimiento de la demanda.

Ahora ve
Autoridades hallan fosa clandestina en las afueras de Tijuana
No te pierdas
×