Adiós muchachos

-
-BA / Córdoba, Argentina

Que en un país futbolero como Argentina, en plena época de Mundial, la principal revista deportiva, El Gráfico, pase de ser semanal a mensual no es ni más ni menos que la punta de un iceberg que esconde debajo la crisis que roe a los medios en el país.

-

La publicidad, principal sostén de las firmas del sector, es lo primero en ser recortado por la mayoría de las empresas sumidas en la recesión que ya lleva 45 meses en el país austral.

-

La situación de quiebra en la cadena de pagos, sumada a los cambios en las condiciones de compra de insumos (la mayoría de ellos importados y a costo ahora de dólar), el corte de las líneas de crédito y la caída del sector financiero, son el caldo de cultivo donde se cocina el cierre de publicaciones, el cambio de frecuencia de otras y la pérdida de cientos de empleos.

-

¡Diarios, revistas!
Mientras en 1992 se editaban 202 millones de ejemplares mensuales, a fines de 2001 sólo salían de las imprentas 128 millones. “Estos datos son a diciembre del año pasado. Ahora es imposible determinar cómo terminaremos 2002”, afirma Sergio Muscat, secretario de la Asociación Argentina de Editores de Revistas. El Instituto Verificador de Circulación (IVC) permite ver la tendencia: en los dos primeros meses de este año la venta cayó 31.6%. Los datos agravan más aún los números anuales que indicaban que entre el año antepasado y el pasado, la caída estimada de la venta neta de revistas fue 18%.

-

La crisis se ve reflejada en otros fenómenos, como la desaparición de títulos históricos (por ejemplo, la revista infantil Anteojito, que en diciembre se despidió de los kioscos después de 37 años de circular) y en el cambio de periodicidad, como ocurrió con El Gráfico, luego de 83 años de ser semanario. Su dueño, el Grupo Torneos y Competencias, tomó la decisión luego de ver caer 50% sus ventas y otro tanto los ingresos por publicidad.

-

Una de las noticias más fuertes en el sector fue la convocatoria de acreedores de la Editorial Perfil. La compañía, propiedad de los Fontevecchia, edita, entre otras, Caras, Noticias y Weekend. Hace un par de semanas no pudo responder ni al pago de obligaciones negociables en el exterior, ni a los sueldos, y decidieron, como la propia Argentina, declararse en default.

-

Los diarios no son ajenos a esta situación: cayeron 18% las ventas en los dos principales, Clarín y La Nación. Ya durante 2001 su circulación se vio reducida en 20.4%. Otros, como Ámbito Financiero o La Voz del Interior, aumentaron 20% su precio de portada.

-

Publicidad, ¿cómo era?
La inversión en publicidad en los primeros tres meses de 2002 es la más baja de los últimos 11 años: $692 millones de dólares, contra $1,086 en el mismo período del año pasado. Se trata de una caída de 36%.

Desde que el peso se instaló en el país, no se registraban cifras tan pobres. Los más castigados fueron la televisión por cable y las radios, que vieron perder 68% de sus anuncios.

Según datos de la Asociación Argentina de Agencias de Publicidad la inversión aceleró su caída en los últimos años, perdiendo 2.3% en 1999, 11.5% en 2000 y 14% en 2001. La cifra total del año pasado fue de $2,930 millones (en momentos en que el peso y el dólar cotizaban aún uno a uno). En sólo tres años el pastel del sector perdió $1,000 millones.

-

Se busca chamba
Claudio Martínez es un periodista de deportes que, al perder su empleo en El Gráfico, encontró un espacio en El Diario de Hoy, en El Salvador. Su sueldo pasó del equivalente a $700 dólares en la Argentina a $2,500 dólares en su nuevo trabajo.

-

“Cada día recibimos 300 consultas en nuestro foro de empleo y llegan diariamente 10 curricula a la empresa”, dice Esteban Rottman, de periodismo.com, sitio dedicado a prensa. “De acuerdo a nuestros registros, los colegas optan por España –Barcelona y Madrid– mientras otros buscan suerte en Uruguay, Chile, Brasil y Miami”, agrega el entrevistado.

-

La tendencia acompaña a los datos generales de emigración. Según el Servicio de Estadísticas Laborales (SEL) cerca de 1.8 millones de argentinos tienen pensado abandonar el país y, de ellos, 37% elige España, 18% Estados Unidos y 11% Italia.

-

Durante 2001 emigraron 86,078 argentinos (según datos de la Dirección Nacional de Migraciones). “Durante la dictadura militar se fueron sólo 30,000 personas, pero en un lapso de siete años”, enfatiza el historiador Félix Luna.

-

La periodista Eva Rossi, argentina con residencia en Madrid, afirma que ya redactó un correo electrónico tipo para responder a la avalancha de inquietudes de sus colegas que quieren dejar su país.

-

“Cada semana me llegan tres y/o cuatro solicitudes de periodistas argentinos que buscan empleo y la verdad es que, como uruguayo y nieto de argentinos, me duele y no sé que contestarles”, agrega Elbio Barilari, editor jefe del periódico La Raza de Chicago (Estados Unidos).

Ahora ve
No te pierdas