¡Ay, quién fuera ratón!

-

Por supuesto que lo conoce y lo ha disfrutado, pero siempre es bueno saber más de quesos, como todo buen roedor de cocina. Por ejemplo: que a pesar de contar con una gran variedad de quesos –ellos dicen que 365–, los franceses están orgullosos del tipo Camembert, por ser el más accesible en sabor y precio. Original del Pays d’Auge, en la región de Normandía, fue creado por el abad Charles-Jean Bonvoust en 1791. Un siglo después fue inventado su bien conocido empaque redondo y comenzó a comercializarse a nivel mundial. Desde 1983 los ingredientes y el modo de fabricación son severamente controlados por el gobierno francés.

- -

Desde 1992 existe en la pequeña ciudad del mismo nombre la Casa del Camembert; su fachada asemeja una caja entreabierta de queso y en su interior se encuentra una exposición sobre su fabricación, instrumentos y muebles utilizados en su elaboración, así como una boutique. El museo está abierto de abril a noviembre (de Pascua a Todos Santos) aunque el queso se consigue en cualquier época del año.

- -

Preparar un queso de esta clase toma alrededor de tres semanas Se elabora con base en leche cruda y fresca, de vacas "normandas" contiene mucha grasa y es rico en proteínas y vitaminas. Un buen Camembert es suave desde su centro; su carne es de color amarillo claro, con un sabor ligeramente salado. Para acompañarlo nada como un Bordeaux o una copa de sidra espumosa.

-

Ahora ve
No te pierdas