Caridad fashion

En EU están más fuertes que nunca las ventas caritativas y ya se extendió a México.
Regina Reyes-Heroles C.

La nueva estrategia de mercado que está causando furor es ayudar al prójimo: el boom de las ventas caritativas se hace más patente en Estados Unidos, donde las campañas publicitarias exhortan a compartir con los menos afortunados.

- En una economía de exigencias y demandas se han logrado aumentar los negocios haciendo que el cliente se sienta bien al consumir. La Fundación Lance Armstrong vende diariamente 150,000 brazaletes de plástico de colores por $1 dólar y lo recaudado lo dona a investigación para el cáncer. En noviembre de 2004 facturaron $28 millones de dólares. Para los jóvenes, el brazalete demuestra la conciencia de dar y el sentido de moda.

- Otras empresas que han seguido el ejemplo caritativo, pero enfocado en niños, han sido Brooks Brothers y Casual Corner quienes donaron $50,000 dólares; May Department Stores y Disney, que venden un Milestone Mickey de lujo y donan $1 dólar de cada compra; The Gap, vendiendo osos de peluche con los que se prometieron 70,000 abrigos para niños; y JC Penney que ven- de un disco compacto de $13.99 dólares de LeeAnn Rimes para programas escolares.

- Bloomingdales, por su parte, vende camisetas de la película “El Fantasma de la Ópera” y da 5% a investigaciones de VIH. Por otro lado, la American Friends Service Comitee y la Rainforest Alliance subsidian entre caridades: operaciones de ojos para niños en Asia o África o una cabra para una familia en Haití, ambas por $100 dólares y refugio para niñas de Masai que no quieran sufrir mutilaciones genitales por $1,000 dólares.

- El negocio de la caridad también logra que el comprador se divierta. Abercrombie and Fitch ofrece a las adolescentes pagar $1 dólar por retratarse con modelos semidesnudos y de esta forma ayudar a las fundaciones para diabetes. Con esta fórmula superaron los $250,000 dólares, $161,000 más que en 2003.

Ahora ve
La historia de Coca-Cola Zero llegó a su fin
No te pierdas
×