China libre

El gigante se abre. ¿Quién tiembla? ¿El comunismo o América Latina?

Los negociadores estadounidenses ya habían empacado sus cositas y estaban a punto de irse de Pekín, cuando apareció el primer ministro chino Zhu Rongji, dispuesto a llegar a un acuerdo. Después de 13 años de intentos, Estados Unidos y China lograron los términos para que el coloso entre a la Organización Mundial del Comercio (OMC).

-

China abrirá sus fronteras a cientos de productos extranjeros y permitirá la inversión (limitada) en sectores sensibles, como las telecomunicaciones y los servicios financieros. A cambio, sería aceptado como miembro de la OMC. ¿Quién debe preocuparse? La revista británica The Economist dice (citando a Franklin) que el comercio nunca ha arruinado a un país. Pero agrega que podría poner en riesgo a los dirigentes comunistas: Las telecomunicaciones y los servicios financieros son dos bastiones del poder del partido comunista. Además, su base de apoyo, los campesinos, estará menos protegida. Otro afectado: América Latina, que enfrentará una mayor competencia de productos chinos en mercados como el estadounidense.

Newsletter
Ahora ve
Un periodista mexicano, el que robó el jersey de Tom Brady
No te pierdas