Comercio Electrónico, autopista al futu

Sin saberlo, muchos opositores de Internet forman parte del ciberespacio. Hoy no existe área de neg
Gabriela Ruiz

Amado o aborrecido, Internet llegó para quedarse y abrir la puerta del comercio global. Quien no atraviese el umbral del pasado corre el riesgo de quedar atrapado en él. El comercio electrónico se convertirá en el único medio para realizar transacciones que, tarde o temprano, desaparecerán del mundo material. Razones para que se dé este cambio, sobran. Por ejemplo, el creciente índice delictivo ha forzado a la gente a comprar y divertirse desde la seguridad del hogar, dando lugar a lo que la escritora estadounidense Faith Popcorn denomina el “fenómeno crisálida”.

-

“Lo definimos, cuando le dimos nombre, como un impulso de encerrarse en tiempos peligrosos y temibles fuera (de la crisálida). Es cubrirse con una costra que nos dé seguridad, para no estar a merced de un mundo duro e impredecible...”, escribió esta experta en mercadotecnia en su libro El Reporte Popcorn, publicado por Harper Business en 1992.

-

No es ciencia ficción, sino una realidad que refleja la creciente costumbre de comprar sin salir de casa. Lo mejor de todo es que este retraimiento representa oportunidades de negocio redituables. Para los usuarios de Internet la red de redes es como un cordón umbilical invisible enlazado a una mina de oro, y los negocios que se nieguen a incorporarse al ciberespacio, por pequeños o grandes que sean, irán perdiendo competitividad a medida que se desarrolle el comercio electrónico.

-

“El mundo va a pasar junto a ellos sin percatarse de su existencia. El consumidor común y corriente no los va a poder ver porque no estarán en la línea. Otros negocios que sí se incorporen a la red de redes los ensombrecerán. Esto ya está sucediendo en algunos pequeños países asiáticos. La resistencia a Internet tiene dos facetas para los negocios: una consiste en desaparecerlos del mercado; la otra, verse forzado a conectarse”, dice David Cook, presidente y director ejecutivo de Cookware, empresa dedicada a Internet y el World Wide Web (www). Avalado por más de 20 años de experiencia, es también coautor del libro Inicie su Negocio en Web.

-

Con clientes como el Servicio Postal de los Estados Unidos, The Chicago Tribune, Saturday Evening Post, AT&T y la NASA, Cook ha sido testigo del desarrollo de Internet. Según él cada año el número de sitios en la red de redes se duplica y las ventas crecen exponencialmente. En 1997 el comercio electrónico en Estados Unidos sumó $9,000 millones de dólares, pero se estima que este año llegará a $45,000 millones. La espiral ascendente continuará por lo menos otros 10 años.

-

EL CASO MEXICANO
-
En México las transacciones comerciales vía Internet en l997 alcanzaron apenas $5 millones de pesos, según Rolando Hernández, representante de Tecnofin, una consultora de comercio electrónico. Sin embargo, México se encuentra entre los países emergentes que mejor acogida le han dado a Internet y el mercado tiene un gran potencial. Alrededor de 8,000 negocios mexicanos ya cuentan con una página web en Internet, aunque sólo una mínima proporción hace negocios electrónicos.

-

“La lenta incorporación del mundo corporativo mexicano a Internet se debe principalmente a los precios de las computadoras. En la medida que estos disminuyan, aumentará el número de usuarios”, dice Kye Cousins, gerente internacional de mercadotecnia de American Management Association (AMA), compañía dedicada al entrenamiento de ejecutivos.

-

La baja en los precios de las computadoras no se dejará esperar. En el primer trimestre de 1998, de acuerdo con la revista The Economist, las ganancias de Intel, el productor más grande de chips o circuitos a escala mundial, se desplomaron 36% como resultado de una fuerte contracción del mercado de computadoras personales (PC), razón por la que los proveedores deberán replantearse los precios de venta y las alternativas de comercialización.

-

Al contrario de otros productos y servicios, Internet se hace más barato con el paso del tiempo. De hecho, el éxito del que goza reside en su bajo costo. Anunciarse en Internet y tener acceso al mercado global cuesta mucho menos que poner anuncios en medios impresos y audiovisuales. “Tener una página web cuesta entre $20 y $100 dólares al mes y es posible incluir hasta 100 páginas dando información detallada sobre un negocio”, precisa Cook. Esto beneficia a empresas pequeñas y medianas, ya que garantiza cobertura mundial.

-

“El mercado mexicano tiene un increíble potencial en lo que se refiere al comercio electrónico. Por el momento existe un pequeño porcentaje de mexicanos que están aprovechando sus beneficios al 110%”, explica Cousins. El temor a lo desconocido continúa retrasando la incorporación de algunos sectores empresariales al comercio virtual. Sin embargo, el miedo de aislarse como comerciante, perder clientes y finalmente quebrar, es mayor. Cook estima que México se integrará totalmente al ciberespacio en unos 45 años.

-

Él afirma que el éxito de una campaña publicitaria electrónica depende del lugar en que se coloca la página web, así como de su apariencia. A cada anunciante electrónico le toca seleccionar la mejor opción para el tipo de servicio o producto que vende, es decir, aquellas listas y sitios que son más visitados por el público al que se desea llegar. Por ahora, este es el único camino que permite a una empresa pequeña llegar al resto del mundo a bajo precio.

-

Existen varios métodos para anunciarse en Internet y estos también varían de precio. Uno de los más conocidos es el de la página web, donde cada negocio puede crear una dirección. Algunos de los sitios más populares son los buscadores Yahoo, AltaVista y Lycos. Una opción más es anunciarse en la página web de algún proveedor de productos o servicios similares a los que el nuevo ciberanunciante quiere promover. Otra es colocar una pancarta en páginas web de alguna otra compañía. Al hacer clic en la pancarta el cibercliente obtendrá mayor información sobre la compañía.

-

NAVEGAR Y COMERCIAR NO ES TAN PELIGROSO
-
Anunciarse en Internet no sirve de gran cosa si no hay retroalimentación de los ciberclientes. Aunque la mayoría de la población desconfía de los bits para comprar o vender, estos son una manera eficiente y barata de hacer y levantar pedidos.

-

Según Cook, los pedidos electrónicos ahorran dinero en costos de impresión, teléfono y personal. Además, en la medida que se desarrolla el comercio electrónico varios métodos de cobranza se han ido haciendo más seguros. Las transacciones con tarjeta de crédito son las más comunes.

-

Sin embargo, asevera que sólo un par de navegadores en el mercado tienen medidas de seguridad incorporadas para enviar información por Internet. Cuando el usuario introduce la información de su tarjeta, la mayoría de los navegadores transmiten la información tal cual al servidor. Esto le puede dar al ciberpirata de datos la oportunidad para copiar la información mientras está en ruta. Pero interceptar el flujo de datos en Internet entre un navegador y el usuario no es tan fácil como podría suponerse.

-

Además, al cibercriminal le interesan los grandes bancos y compañías; difícilmente roban a tarjetas de crédito individuales. Estos robos también se pueden evitar a través de las membresías para clientes regulares, dándoles una “cuenta” propia para realizar pedidos y pagos.

-

Existen muchos servicios que pueden liquidar una operación con tarjeta de crédito por una cuota. Estos servicios son localizables en Internet. Se dedican a liquidar operaciones de manera segura a cambio de una comisión que equivale a un porcentaje del monto de la transacción.

-

También se están desarrollando nuevos métodos de pago electrónico: eCash de DigiCash TM es un sistema de pagos basado en un software que permite hacer pagos electrónicos desde cualquier PC del mundo y depositar en el banco efectivo que será convertido en dinero virtual.

-

“En un futuro no muy lejano será posible encontrar terminales de estos bancos virtuales en centros comerciales. Las terminales podrán recibir efectivo y despachar dinero electrónico que podrá cargarse a una tarjeta inteligente,” explica Cook. Algunos de los bancos que ya trabajan con eCash son Deutsche Bank, Mark Twain Banks, Eunet, St.George, Den Norske Bank, Bank Austria y el Nomura Research Institute. Los cheques personales y empresariales son aceptados universalmente. El usuario puede completar el pedido en línea y luego enviar el pago por mensajería.

-

CIBERFORMALIDADES Y SEGURIDAD
-
Aunque el comercio electrónico promete ahorrar papeleo, el presidente de Cookware reconoce que “nunca vamos a deshacernos del papel. Internet mejora el camino comercial; lo hace más expedito y eficiente”, pero no sustituye al papel.

-

El comercio electrónico involucra aspectos fiscales y legales. Toda transacción requiere de facturación y ésta también se puede realizar de manera electrónica. “Tenemos cientos de sitios entregando recibos virtuales y nunca hemos tenido problemas de información perdida que no pueda recuperarse,” afirma el autor.

-

La preparación y entrega de recibos en México es diferente a la de otros países. “Los periodos de pago, por ejemplo, son menos generosos que en Estados Unidos. Esto se debe a las fluctuaciones del peso. Además, muchas entregas de recibos se llevan a cabo con mensajero; esto toma mucho tiempo,” declara Cousins, de AMA.

-

El uso de recibos electrónicos resolvería el problema de la premura para que el valor de la transacción en pesos no cambie y reduciría el tiempo de entrega.

-

Los aspectos fiscales también se facilitan dentro del comercio electrónico. “Los sistemas de comercio de diseño avanzado... a menudo tendrán software de manejo de impuestos incorporado”, vaticina Cook en su libro. Según él, es mejor llevar el cálculo de impuestos con un programa de cálculo conocido como CG-BIN, el cual libera al declarante de sentarse a calcular impuestos o pagar un contador.

-

El ejecutivo advierte también que el advenimiento de Internet ha facilitado la evasión fiscal. “Esta área no se ha resuelto. Internet no está gravado de ninguna manera. En Estados Unidos tenemos el problema de los casinos con sitios offshore, por ejemplo. El gobierno está perdiendo cuantiosos recursos al respecto porque gente basada en el país puede tener casinos virtuales en donde sea.”

-

En cuanto a los fraudes, las estadísticas muestran que sólo el 10% de los delitos por computadora son reportados; de estos, 2% resultan en condenas. Las pérdidas por ciberdelitos alcanzaron los $40,000 millones de dólares en 1994. “El fraude electrónico se ha disparado, no sé en qué proporción. Se dejaron de sacar estadísticas desde 1994 porque es imposible poder cuantificar de manera precisa todos los delitos que se cometen a través de Internet,” comenta Cook.

-

Lo más seguro es no incluir datos confidenciales en Internet. “Nuestra recomendación a compañías es conectar sólo a empleados que tienen que estar conectados. También es importante mantener la información confidencial físicamente alejada de la computadora”, dice el experto.

-

Existe el mito de que los mensajes encriptados son más seguros ya que no cualquiera los puede leer. “Es una farsa. No existe encriptación que no pueda romperse. Es una treta del gobierno de Estados Unidos. No quieren que el público se entere de que en cualquier momento el mismo gobierno puede desencriptar lo que sea”, revela.

-

La encriptación es una técnica para ocultar datos de manera que sólo puedan ser vistos por aquéllos que deben verlos. Los sistemas de encriptación simples intercambian un carácter por otro. Más tardado es hacer la encriptación que encontrar la manera de romperla. Irónicamente, los recipientes de información encriptada a veces se quedan sin leerla porque no la pueden desencriptar. Una buena noticia es que el criminal cibernético tiene que saber mucho para poder delinquir. “Estos criminales andan detrás de bancos y gobiernos, no de empresarios individuales. Además no creo que todavía existan en México”, reflexiona Cook.

-

Aquellos que navegan por Internet desde sus PC unas cuantas horas al día no tienen que temer por su seguridad. Los negocios conectados las 24 horas del día deben ser más cautelosos.

-

“Existen compañías que pueden determinar el grado de seguridad de una PC. También detectan las debilidades de cada PC. Esta es una industria muy nueva. Por esta razón es también posible ofrecer nuevos servicios como aseguradoras virtuales, policías y guardaespaldas electrónicos. Hasta donde yo sé todavía no existen, pero ahí hay una oportunidad de negocio”, agrega Cook, e informa que ya se están desarrollando tecnologías para integrar scanners retinales a las pantallas de computadoras para incrementar su seguridad. De esta manera, la retina del usuario de la PC será la llave de acceso.

-

CRIMEN SIN CASTIGO
-
El número de ciberdelincuentes aumenta de manera vertiginosa. Según Cook, estos criminales no son de temer ya que no pueden causar gran daño. Sin embargo, los gobiernos van a tener una ardua tarea regulando un ente invisible que puede ser útil a bribones.

-

El lavado de dinero, por ejemplo, nunca ha sido más fácil que a través de Internet. Esto no tiene nada que ver con el narcotraficante o el matón, sino con expertos financieros aliados con conocedores de alta tecnología.

-

No obstante, estos delincuentes no son una amenaza para el comerciante electrónico común y corriente. Legislar Internet es casi imposible, pero no es preocupación de usuarios sino de gobiernos y autoridades financieras; ellos son la presa más atractiva. El pequeño y mediano comerciante no tienen motivo de alarma, si se quiere seguir haciendo negocio, por mucho miedo que la red de redes provoque, no hay otra opción que conectarse.

-

Además, aún sin conectarse, muchos ya habitan el ciberespacio porque la televisión ya está incorporando Internet.

-

Es muy probable que la “caja” que la gente acostumbra encender en la noche perderá popularidad ya que será posible ver los programas favoritos desde la pantalla de la PC. Aun cuando el anunciante tradicional no se ocupe de Internet, si ese comerciante se anuncia en radio, televisión, revistas o periódicos, ya está en el ciberespacio, le guste o no.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

“México tiene una de las bandas más anchas en el mundo. Este es el mejor elemento para convertirse en un comerciante exitoso”, concluye Cook. Se estima que para el año 2002, 30% de los usuarios mexicanos ya habrán realizado alguna compra por Internet. El tamaño del mercado para ese misma fecha será de aproximadamente 18 millones de consumidores, una cifra nada despreciable.

Ahora ve
¿Salsa verde o salsa roja? Amazon vende ahora tacos al pastor
No te pierdas
×