Deportivos, elegantes y olímpicos

Una nueva genética relojera símbolo de evolución constante.

Omega Seamaster
Chronograph, London 1948
El deportivo con pulsera de gaucho. Mantiene la esfera tradicional del cronógrafo Seamaster y el bisel giratorio unidireccional en acero noble con anillo negro de aluminio e índices de minutos grabados. Cristal inrayable de zafiro con tratamientos antireflejos. Edición especial de olimpiadas.
Precio: $41, 900 pesos.

- Omega Speedmaster, Los Angeles 1932
Caja de acero noble de 37 mm de diámetro, hermético hasta 30 metros de profundidad. Brazalete a juego en acero noble con cierre de presión. Lleva el movimiento automático de cronógrafo calibre Omega 1152, con horas, minutos, pequeño segundero, fecha y segundero central de cronógrafo. Edición especial de olimpiadas.
Precio: $25,900 pesos.

- Tiffany Mark T-57
Deportivo y dinámico. Varias capas de acero inoxidable con detalles de hule vulcanizado en color gris grafito. Cristal de zafiro que minimiza los reflejos.
Precio: $54,000 pesos.

- Grande Chronomaster XXT Tourbillon
Oro blanco de 18 quilates y esfera negra, correa de piel de cocodrilo. Movimiento automático, cronógrafo de 12 horas. Este modelo mantiene la velocidad sin despojar al rotor de su potencia, logrando que el calibre mantenga un equilibrio energético estable. La ingeniería es el más novedoso calibre 4005, con 310 componentes.
Precio: $104,000 dólares.

Newsletter
Ahora ve
La historia del bebé que nació con 4 piernas y 2 columnas vertebrales
No te pierdas